Capítulo 79: Dragón Guardían de Orazen

0

Eldar parpadeó varias veces y dijo: “Creo que es la primera vez que veo un número tan alto…”

“No es tan alto” Respondió Sung-Woon.

“Bueno… ¿No sigue siendo un caso raro?”

Sung-Woon asintió.

Todo dependía de la especie, la edad del personaje y el nivel de civilización. Actualmente, Kyle era un adolescente que todavía estaba creciendo, por lo que según los estándares de un humano promedio de su edad, su habilidad de inteligencia debería ser de alrededor de 15.  Su fuerza de 14 estaba en el rango normal, mientras que su sociabilidad de 32 era suficiente para convertirlo en político o artista en la civilización moderna, y un Rey que haría grandes cosas en la civilización mayor.

Entonces Eldar dijo: «Incluso si su inteligencia fuera de 60, sería llamado un gran genio en el período de tiempo actual, pero su estadística no solo es mayor a 80, si no mayor a 100?”

“Probablemente sería difícil encontrar a alguien como él en todo el continente durante las próximas décadas.”

De hecho, la razón por la que el mundo se había estancado durante los últimos cien años no fue simplemente por problemas internos en cada país.

‘Para que se desarrolle la civilización, debe surgir la tecnología y los inventos correctos. Los Dioses no pueden entregar inventos ellos mismos ya que esa es una violación del principio de causalidad.’

Y había otro problema.

‘Incluso si hay nuevas tecnologías e inventos, no pueden ser un evento único. La invención debe conducir a otra invención.’

Sin embargo, hubo pocas innovaciones en los últimos cien años. La tecnología se había extendido y se había optimizado para el entorno de cada país, pero no había nada nuevo. Y esto era algo de lo que Sung-Woon no podía hacer nada. Cosas nuevas, nuevas tecnologías, nuevos inventos no se hicieron fácilmente. Incluso cuando se hicieron, generalmente eran cosas menores. Hasta que el mundo desarrolle la civilización moderna con la globalización, muchos factores dependerían de la suerte.

‘Al jugar Lost World, este tipo de estancamiento sólo tomaría unos minutos o como máximo diez…’

Kyle parecía una señal de cambio para Sung-Woon.

“Este nivel de inteligencia es adecuado para descubrir cosas nuevas, e incluso tiene suficiente influencia para ofrecer la tecnología e inventos a varias partes de Escala Negra.”

En la perspectiva de Sung-Woon, Escala Negra tenía suficiente capacidad para desarrollarse hacia la siguiente etapa. Se acumularon recursos, los comerciantes viajaron por todo el continente, y había académicos con matemáticas básicas y conocimiento científico en todo el país.

Entonces Eldar dijo: “Sí, sin embargo…”

“¿Qué?”

“Parece haber un problema crítico.”

Sung-Woon sabía de qué problema estaba hablando Eldar.

“Él es el tercer hijo, no el primero.”

“Sí. Al primer príncipe, Vasen, le gusta jugar, pero no parece haber nada que lo descalifique de suceder al trono. Y dado que Vasen ya ha sido coronado como el Príncipe Heredero, sería difícil para Kyle convertirse en Rey sin hacer nada.”

Sung-Woon pensó por un momento. Sería fácil para él intervenir. Si se diera cierta revelación al Rey de la Serenidad en alguna reunión del palacio, los ministros harían un escándalo y pensarían que Kyle debería convertirse en Rey ya que Cielo Nocturno lo había elegido.

‘Sin embargo… No es bueno tomar tal decisión tan fácilmente.’

Y la situación actual de Orazen fue el resultado de decisiones apresuradas. Los ministros de la izquierda desempeñaron el papel de secretarios. Para hacer una analogía, eran como los eunucos en la tierra. Mientras que los ministros de la izquierda estaban formados por muchas especies, los oficiales administrativos que realmente tenían influencia en Escala Negra estaban formados por Hombres Lagarto. Apoyaron la autoridad de la Corona incondicionalmente, y no había lugar para la traición ya que los oficiales administrativos principales eran todos Hombres Lagarto.

‘El agua estancada está obligada a pudrirse.’

No fue hasta el punto de que los Hombres Lagarto eran malos, y aunque había un Rey que no gustara mucho de la familia real de Escala Negra, no había habido un tonto irrazonable entre ellos. Sin embargo, a pesar de que la proporción de Hombres Lagarto en Escala Negra fue bastante baja en comparación con otras especies, la proporción de Hombres Lagarto que eran oficiales administrativos fue abrumadoramente mayor. Dado que Sung-Woon les había otorgado buenas bendiciones, tenían buenas habilidades. Pero aún constituyeron una parte demasiado grande de los que están en el poder, ya que también había grandes talentos entre especies que no eran Hombres Lagarto.

Ya no Sung-woon solo tenía Humanos y Hombres Lagarto; Ahora había obtenido más especies. Por mucho que intentó agresivamente expandir su territorio para la eficiencia en los primeros días, ahora era el momento de pensar en la armonía.

‘¿Conflicto entre especies incluso en los tiempos modernos? Eso seguramente crearía un problema que sería un dolor en el cuello.’

Hasta ahora, Sung-Woon había intervenido directamente en la política de Escala Negra para evitar ataques externos y fortalecer la autoridad real, pero juzgó que ahora era el momento de reducir su influencia y solo intervenir indirectamente.

“Así que voy a usar un método diferente esta vez.”

“¿Por ejemplo…?”

Cuando Sung-Woon le explicó, Eldar lo miró preocupado.

“Bueno, ¿las cosas realmente irían como piensas? Creo que estás demasiado confiado en la inteligencia de Kyle…”

“Creo que las cosas irán bien. He usado métodos similares en otros juegos.”

“¿No vas a hacer lo que deseas incluso si trato de detenerte?”

“Sí.” Sung-Woon continuó diciendo: “Te estoy diciendo de antemano para que no te interpongas en el camino porque crees que algo está mal.”

Eldar suspiró y dijo: “Muy bien”.

***

Había muchos jardines en el Palacio de Orazen.

En general, se basaron en la otra vida que los Hombres Lagarto representaban, por lo que había hermosos paisajes naturales con prados cortos que llegaban a sus tobillos, algunos árboles y rocas colocadas en lugares para sentarse o jugar.

La cultura del jardín de Orazen también fue muy popular entre los aristócratas de Escala Negra, por lo que tener un gran patio y jardinería se convirtió en una virtud de la aristocracia. Sin embargo, había algo que solo estaba en Orazen y en ningún otro lugar.

El Elfo saludó al ministro con el que había entrado en el palacio recientemente y miró la cerca de madera con sus oídos levantados.

“Wow, ese es el rumoreado…”

“Shh. Baja la voz. Nos va a ver.”

El Elfo cerró firmemente la boca y asintió.

“… De todos modos, ese es el dragón guardián de Orazen, Manun.”

Manun era un Draco que tenía 25 metros de largo, y tenía unos 150 años. Solía ser criado por Beauer, el jefe de la tribu Hombre Lagarto llamada Piel Azul, pero el enorme Draco se volvió de Lakrak después de que este lo noqueó. Se dijo que los Dracos nunca murieron de viejos, y Manun parecía ser una prueba viviente de eso.

Manun se mantuvo en un patio especial en el palacio interior, y había seguido creciendo hasta hace un par de décadas. En los registros del palacio, hubo una entrada que indicaba que el palacio fue reconstruido varias veces para hacer que el patio sea lo suficientemente grande como para criar a Manun. De hecho, muchos de los jardines en Orazen habían sido creados por Manun.

Pero ahora los ministros en el palacio pensaban en Manun como un dolor en el cuello porque aunque su período de crecimiento había terminado, el costo de alimentarlo fue grande dado su gran tamaño, y en proporción a eso, la cantidad de residuos que produjo también era enorme. En otras palabras, costó mucho dinero y requirió muchas personas para cuidarlo.

Aún así, Manun no podría eliminarse fácilmente. No era solo el Draco algún Rey, sino el Draco que el fundador del país y el Rey Dragón del Trueno, Lakrak, había montado. Manun se convirtió así en un símbolo de la autoridad real, y el palacio no tuvo más remedio que criar a Manun incluso cuando costaba una fortuna y requería mucha atención. Sin embargo, incluso después de más de cien años, todavía había algunos ministros que dijeron que debería ser liberado en las montañas donde había pocas personas, mientras que algunos dijeron que debería ser ofrecido como un sacrificio a Cielo Nocturno ya que liberarlo sería demasiado peligroso.

Si bien era un símbolo de la autoridad real, un símbolo era solo un símbolo. Mientras hubiera un Rey real, un símbolo no sería más importante que eso. Y su preocupación no era completamente infundada. Aunque Manun había sido montado por muchas personas durante su vida, todavía era un Drace, una de las criaturas más temidas del planeta. Y Manun era incluso un Drace de 150 años. Si quisiera, podría convertir al palacio en un gran desastre durante la noche.

No tenía sentido que el símbolo de la autoridad real amenazara la vida del Rey. Independientemente de todo eso, Manun come bien, duerme bien y defeca bien en los lugares que los Hombres Lagarto hicieron para él.

Sin embargo, había algo que la gente no sabía sobre Manun. A diferencia de un Draco en su infancia, un Draco como Manun, que era bastante viejo, se volvería sensible. Por supuesto, nadie podría haberlo sabido porque nadie había vivido tanto como Manun. No era lo suficientemente inteligente como para entender lo que la gente decía, pero tenía suficiente inteligencia para reconocer quien era la persona que traería búfalos de agua para que comiera todos los días, la persona que limpiaría sus heces y la persona que subiría sobre él para limpiar sus escamas cuando estaba dormido.

E incluso podía sentir vagamente emociones que surgieron de su corazón. Recientemente, había sido golpeado con una emoción particular con bastante frecuencia. Lo sintió en la parte más profunda de su corazón, y fue algo frustrante y difícil de tratar. Sin embargo, no había forma de que Manun supiera aliviarlo. Entonces, simplemente pasó el tiempo como siempre lo hizo y continuó comiendo lo que le dieron, excretando las heces y durmiendo sin poder aliviar la emoción. No había nada por lo que no estaba satisfecho, ya que todos sus deseos estaban satisfechos mientras se quedaba quieto, pero la idea de las emociones no era familiar para los Dracos, por lo que lo incomodó.

Entonces, un día, Manun abrió los ojos en medio de la noche debido a una luz azul brillante. Era una mariposa azul. A Manun no le importaba si había una luz frente a él o no y la pisoteó con su pie delantero, pero la mariposa azul solo aumentó sus números.

Sabía que la mayoría de las cosas se romperían si las golpeara con sus pies delanteros, por lo que encontró esto interesante. Manun abrió los ojos. Cuando golpeó el aleteo de las mariposas, se duplicaron en número nuevamente, y después de que usó su otro pie para golpearlos una vez más, ahora había suficientes mariposas para cubrir su cuerpo. El aleteo de las mariposas azules envolvió a Manun y volaron sobre el jardín de Manun. Paseó mientras perseguía a las mariposas y comenzó a correr mientras las mariposas aceleraban.

Luego, el aleteo de las mariposas azules rodeó el jardín varias veces antes de pasar por la pared de madera sin resistencia. La pared hecha de densos bares de madera tenía diez metros de altura, y a Manun no se le permitía revisarlo.

Manun levantó y dejó caer sus pies delanteros con dudas. Los bares de madera no eran nada para Manun, pero la única vez que lo atravesó, muchas personas se habían apiñado a su alrededor y lo hundieron con largos palos mientras hablaban en voz alta. Podría haberlos aplastado con sus pies delanteros, pero no quería hacer eso. Porque se parecían a las personas que a Manun le gustaba.

Manun recordó a sus dueños de cuando era más joven. No le gustaba su primer dueño porque le ordenó que hiciera muchas cosas. Pero le gustaba su segundo dueño. El segundo propietario agarró el hocico de Manun y lo arrojó al suelo la primera vez que se conocieron, pero debido a la naturaleza de los Dracos que determinan el dominio a través de la fuerza, fue un evento que imprimió a su dueño como un líder que Manun podía seguir y confiar. Y además de eso, el segundo propietario realmente no ordenaba a Manun que hiciera nada y siempre lo alimentó a tiempo, por lo que se sintió feliz con su segundo dueño. Estaba triste cuando su segundo dueño no había aparecido desde algún momento, pero se olvidó de su segundo dueño y continuó viviendo mientras todavía le ponían comida en la boca todos los días.

“¡…!”

Solo entonces se dio cuenta de repente de cuál era la emoción en su corazón. Manun pudo sacudirse esos sentimientos persiguiendo a las mariposas, y recordó el hecho de que el segundo Hombre Lagarto no solo lo había alimentado, sino que también jugó con él como estas mariposas. La emoción que se había establecido en el corazón de Manun era aburrimiento.

“Ven aquí, Manun.”

Manun escuchó una voz familiar. Él entrecerró los ojos y miró por encima de las barras de madera. Su segundo dueño le estaba saludando.

“Pensé que Dios me iba a pedir que hiciera algo extraño nuevamente, pero esto será divertido ya que ha pasado mucho tiempo.”

Manun no podía entender esas palabras, pero recordó que cuando su dueño agitaba su mano de esa forma, significaba que era hora de jugar. Manun bajó los hombros y levantó el trasero en el aire mientras movía su cola.

“Manun, veamos si has mejorado.”

El gigante de 25 metros de largo saltó sobre las barras de madera.

***

El ministro de caza, Deyanin, recibió un sorprendente informe de su subordinado por la mañana, cuando iba a trabajar.

“¿Sabías que había un fuerte sonido explosivo en medio de la noche?”

“Escuché que no era nada preocupante.”

“Eso no es cierto.”

“¿Qué fue entonces?”

“Cuando los guardias del palacio fueron enviados para verificar de dónde provenía el sonido, resultó que Manun había escapado a las montañas.”

“Bueno, eso si es algo preocupante.”

Aunque se decía que Manun era el Dragón Guardián de Orazen y un símbolo de la autoridad real, todavía era un monstruo. No era una bestia simple, por lo que tomaría a los guardias del palacio o incluso al ejército entero controlarlo. Y dado que era una criatura que no podía ser asesinada, sería una pesadilla para la persona a cargo traerlo de vuelta vivo. Y para Deyanin, era algo que ni siquiera quería imaginar.

“Señor Deyanin, ¿por qué sigues respondiendo como si fuera el negocio de otra persona?”

“¿Eh?”

“Eres el ministro de caza, ¿verdad?”

“¿Qué?”

Deyanin sintió que su mente se detuvo.

Como su nombre sugeriría, el ministro de caza Deyanin era el jefe de un departamento a cargo de la caza, pero solo una forma de caza que era entretenimiento para los aristócratas. Los Hombres Lagarto habían disfrutado de la caza desde hace mucho tiempo, ya que eran buenos en el tiro con arco, pero era obvio que no podían tener animales peligrosos cerca del palacio donde estaba el Rey. Por lo tanto, la presa fue liberada en las montañas cuando querían cazar, y el departamento de caza era la autoridad para este entretenimiento.

El trabajo requería mucho trabajo físico, pero era difícil para los miembros del ministerio obtener poder político, ya que también se les asignaría trabajo diverso que los otros departamentos decidieron no hacer. Ser el jefe del ministerio no significaba que Deyanin no fuera tratado con desprecio. Y el problema que cayó sobre su regazo fue una extensión de ese desprecio.

“Debes prepararte rápidamente. Su Majestad ha ordenado que se prepare una solución para traer de vuelta a Manun antes de que comience la reunión de la mañana.”

Al igual que los otros asuntos problemáticos en el pasado, los otros departamentos le habían pasado la tarea de atrapar a Manun.

“Mierda.”

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí