YNH – Capítulo 248

0

Capítulo 25 Volumen 07


Dentro de la oficina que dejó Raktor, Vermudol medito silenciosamente.

El culpable del asunto de esta ocasión. ¿Quién es el que estaba manejando los hilos detrás del Demonio de la Espada?

El mayor origen era probablemente Philia, pero las oportunidades de que ella hubiera hecho personalmente un movimiento era baja. Igual que cómo fue el caso en la ocasión de Ykslaas, alguien debía estar haciendo un movimiento.

En lo que podía pensar en ese momento, era probablemente la Reina Alva sobre la que Nino había escuchado antes de un Alva con el que ocurrió que se cruzó en el territorio de la humanidad.

Habiendo dicho eso, no había nada que él pudiera hacer en contra de un oponente del que solo conocía el nombre.

「… Al final, no hay más opción que ir a la defensiva, huh.」

「Eso no será un problema. Si derrotamos aplastantemente esos planes, la mente maestra saldrá por su propio curso.」

Escuchando las palabras de Ichika, Vermudol dijo “eso es verdad” y asintió.

En cuanto a lo que debían hacer como una contramedida en ese momento, ¿podría ser fortalecer sus defensas domésticas?

En lo referente al Reino del Bosque Jiol… A este punto donde no había nada más que ansiedad, ¿cómo lo tomarían? La ruta de Luuty era algo de lo que debían tomar uso efectivo, pero él dudaba de la confianza diplomática de solo eso.

「… Pensando en ello, hubo un reporte de un Goblin Asesino o algo así, ¿no?」

「Sí. Hubo semejantes reportes de los operativos de inteligencia en cada nación.」

Por Goblin Asesino, era sobre el Goblin misterioso que fue reportado recientemente por los operativos de inteligencia en el Continente Shutaia.

Al parecer habían elevado la alta inteligencia y la fuerza de pelea para los Goblins, pero su ecología era un misterio.

「Hagamos uso de eso. La charla sobre que hay seres Mazoku con detalles desconocidos similares a los Goblins Asesinos…」

Fue allí donde se detuvieron las palabras de Vermudol.

Si él recordaba correctamente, ¿no había un reporte preocupante sobre el asunto de la muerte del Goblin Asesino?

Era correcto… Debía haber una historia sobre cómo se había convertido en algo como una niebla oscura cuando fue derrotado.

Él pensó que simplemente tenía esa clase de ecología y lo dejo de lado, pero, si por alguna oportunidad.

「…」

「¿Vermudol-sama?」

Después de mostrar signos de estar en conflicto por poco tiempo, Vermudol abrió lentamente su boca.

「… Además de eso, envía una orden a nuestros operativos de inteligencia en todas las naciones.」

「Sí. ¿Qué sería?」

「Investiguen los movimientos de los Alva en cada nación. En lo referente a los Goblin Asesinos, son acompañantes de los Alva o su vanguardia… Piensen de esa manera al lidiar con ellos.」

「¿Debemos capturarlos?」

Pensando en esas palabras un poco, Vermudol lo negó.

「No, está bien por ahora. Prioricen el aniquilarlos.」

「Sí.」

Recibiendo sus órdenes, Ichika inmediatamente comenzó a moverse, dejando solo a Vermudol en su oficina.

Mazoku resucitados.

Y luego, los Asesinos Goblin de lo que debía pensarse que habían recibido alguna clase de efecto de los Alva o eran los mismos Alva.

Si todo esto era algo hecho por las manos de la Reina Alva, sería mucho más problemático que Ykslaas quien atacó directamente.

Para la mayoría de la humanidad, no diferenciaban entre los Mazoku del Continente Shutaia y los Mazoku del Reino Zadark. Probablemente, concluirían que la causa de todo lo hecho por los Mazoku fue él, el Rey Demonio. Incluso las acciones de los Alva eran vistas así y causaban odio.

En lo referente a esto, no importa que tanto exclamaran que no fueron ellos, no había manera de probarlo.

Después de todo, no debería haber nadie que siquiera hubiera visto a la existencia conocida como la Reina Alva.

Para empezar, ¿dónde estaba el cuartel general de los Alva?

Se sospechaba de la Brecha Dimensional en que estuvo el grupo de Ykslaas, pero no había un método para ir allí.

La historia sería corta si utilizaran el Castillo Dimensional que usó el grupo de Ykslaas, pero ese castillo había perdido su poder y se había convertido en un castillo normal. Con Rokuna habiendo investigado hasta el punto de hartarse de ello y no descubrir nada, la posibilidad de que encontraran algo nuevo de la Brecha Dimensional era excesivamente baja.

En ese caso, significaba que en el presente, no había un método de invadir la Brecha Dimensional o lo que sea.

「… Sería bueno si de alguna manera pudiéramos atraer a esa Reina Alva.」

Sin embargo, incluso así, al punto presente donde el objetivo de la Reina Alva era desconocido, eso sería difícil.

Sería imposible hacer una conjetura en a lo que estaba apuntando el otro grupo con los movimientos actuales de los Alva.

Aparecerían a través del territorio de la humanidad y los masacrarían devotamente. Esas eran las acciones básicas de los Alva. Al parecer ocasionalmente habría tipos variantes y tipos únicos que también aparecerían, pero los casos reportados de estos eran extraordinariamente escasos.

En el presente donde sólo tenían esa información, él no podía ver cuál era el objetivo de los Alva sin importar que hiciera. A menos que su objetivo fuera sólo el propio caos, era una ideología que no podía explicarse.

「… Perdón.」

El sonido de un golpe resonó con un ritmo como si cortara los pensamientos de Vermudol que fueron atrapados en un ciclo e Ichika entró.

「Así que eres tú, Ichika. Eso fue rápido.」

「Sí. Además, hice algo de té nuevo.」

Después de decir eso, una copa con vapor alzándose de esta fue colocada encima del escritorio de Vermudol.

Tomando el refrescante aroma que parecía algún tipo de hierba, Vermudol dejó salir un ligero suspiro.

「… Este es un aroma que no conozco. ¿Qué ocurre?」

「Son hojas de té que llegaron recientemente desde el Reino del Bosque Jiol. Pensé que sería perfecto para el humor actual.」

「Ya veo.」

Sosteniendo la copa, él la llevó a su boca.

Vertiéndolo en su garganta y bebiéndolo con un *gokuri*… Él repentinamente expresó una pequeña sonrisa.

「… Ya veo. Es un sabor que corresponde con el aroma.」

「Es óptimo para cambiar su humor, ¿no es así?」

「Básicamente. Con los datos actuales, no puedo descubrir ningún asunto sin importar que tanto lo piense, esa es la conclusión a la que he llegado.」

Después de que Vermudol regreso la copa al escritorio, Ichika fue a su espalda.

No había tiempo ni necesidad de preguntarle “¿qué ocurre?” Ichika colocó sus manos en ambos hombros del rey y comenzó a masajearlos lentamente.

「¿Realmente me veo así de cansado?」

「Sí.」

Mientras le hacían esto, Vermudol cerro gentilmente sus ojos. Sintiendo el dolor reconfortante que sentía en sus hombros, era como si incluso sus pensamientos fueran desarrollados.

Vermudol repentinamente pensó, “pensando en ello…”.

「Ichika.」

「Sí.」

「Sobre el Demonio de la Espada, ¿tienes resentimientos con él?」

「No.」

Fue una respuesta corta. Escuchando esa negativa que no permitía errores, Vermudol pensó que esto era sorprendente.

Desde que era un oponente que la asesinó, él pensó que ella le tenía cierto resentimiento.

「… Ciertamente, el Demonio de la Espada asesino a mi anterior yo.」

Sin detener sus manos, Ichika respondió.

「Sin embargo, si tuviera que decir que le tengo o no resentimiento, la respuesta sería no.」

「Y ¿por qué fue eso?」

La respuesta a su respuesta, fue un pequeño silencio.

Las manos de Ichika se detuvieron y Vermudol abrió sus ojos cerrados.

Una deslumbrante luz entró en sus ojos. Dentro de esto, las palabras de Ichika pudieron escucharse.

「… Es debido a que lo conocí.」

Las manos que tocaban los hombros de Vermudol, se separaron suavemente de él.

「El final de la eternidad que parecía que me volvería loca. Al final de las cadenas de la vida que continuaron en la infinidad, usted estuvo allí. Sin tener a alguien… Ni siquiera el héroe, para salvarme, usted fue quien me salvo.」

Era cierto, ella fue salvada por Vermudol.

El miedo de tener un comienzo desconocido cada vez que su vida terminaba.

La desesperación de estar en el principio donde el final estaba decidido.

El deseo de asesinar a la Diosa de la Vida, Philia que ella pensaba que era algo que no podía lograrse – los dias hacia el final definitivo, Ichika los había obtenido.

「Vermudol-sama… Mi, Rey Demonio-sama. El hecho de que me encontrara con usted es mi felicidad. Cada vez que pienso eso, algo como el Demonio de la Espada no importa.」

「… Es así.」

Mientras él pensaba, esparcir al Demonio de la Espada fue solo por su propia satisfacción.

Sin embargo, eso también está bien. No era como si él estuviera tratando de hacer que ella le debiera algo.

「Sin embargo, Vermudol-sama.」

「¿Qué?」

「El hecho de que usted estuviera pensando en mí, estoy agradecida con eso. El hecho del Demonio de la Espada, era el rencor de Ria.」

「… Es así.」

La presencia de Ichika se separó de Vermudol y así, ella caminó hacia la puerta.

「… Vermudol-sama.」

Frente a la puerta, ella se dio la vuelta.

「No hay necesidad de ser reservado conmigo.」

「¿De qué estás hablando?」

「El hecho de que fui Ria. Dependiendo de cómo se use, se convertirá en el arma que usted desea, Vermudol-sama.」

Ella probablemente estaba hablando de Luuty. Notando ese hecho, Vermudol dejó salir un pequeño suspiro.

Ciertamente, no era como si no hubiera pensado en eso.

「Sí, gracias. Pero, ella probablemente no creería eso.」

「Podría ser que no. Sin embargo… Era es una persona aguda.」

「… Ya veo.」

Después de que Ichika se marchó, Vermudol golpeó el escritorio con su dedo.

Hacer que Luuty creyera que Ichika era la Ria quien había viajado junto al Héroe.

Ciertamente, si él podía hacer eso, el corazón de Luuty se iría a su lado.

Pero, eso era extraordinariamente difícil. En cuanto a por qué, era debido a que la información era algo que podía investigarse tanto como uno quisiera.

En particular, siendo el Rey Demonio, Vermudol quien podía tocar la Semilla de la Vida. Al leer por la fuerza la información de la Semilla de la Vida de alguien, era incluso posible saber sobre la relación entre Ria y Luuty.

「… Si yo fuera Luuty, sospecharía primero de esta línea de acción.」

En este caso, ¿qué debería hacer?

No, la respuesta en lo referente a esto ya estaba allí.

Sería mejor no moverse torpemente. Si él fallaba, estaba el riesgo de perder todo lo que había acumulado hasta ahora.

「… Las cosas no irían como quiero.」

Murmurando eso, él se puso de pie y tuvo un cambio de humor.

Sacando de un estante un cuento heroico que Rokuna había colocado allí recientemente, hojeo a través de sus páginas.

El héroe se encontraría con nuevos incidentes uno tras otro y además, la clave, el culpable o una persona importante que resolvía el incidente saltarían en su propio orden. Era un cuento verdaderamente claro y aun así refrescante.

「Fuu.」

Después de que Vermudol cerró el libro, él estaba por arrojarlo inconscientemente al suelo… Cuando él imaginó el rostro de Rokuna que estaba enfadado como un fuego ardiente y luego lo regresó gentilmente al estante.

「Si todo va así de bien, no tendría tantos problemas… Dios, este es el por qué los tipos llamados Héroes son tan…」

Después de dejar que su irritación se mostrará y se diera la vuelta, la puerta fue dejada entreabierta y sus ojos se encontraron con Rokuna quien simplemente lo estaba observando.

「…」

「…」

Después de verse uno al otro por unos tres segundos completos, Rokuna comenzó a limpiar suavemente la esquina de sus ojos con un pañuelo.

「… Debes estar cansado, Ver-cchi. Está bien, no importa. Ah, esto. ¿Debería darte un regazo almohada?」

「… Solo aceptaré el sentimiento.」

Después de responder así, Vermudol dejó salir un suspiro con un rostro cansado.