YNH – Capítulo 193

0

Capítulo 03 Volumen 06


「Shironos, Brutus. Despierten.」

 Con la llamada de Ykslaas, los dos caballeros que fueron sacudidos por Gordy despertaron.

 Al mismo tiempo que despertaron, notaron que estaban siendo sujetados por una gigantesca estatua de piedra y trataron de luchar para liberarse, pero inmediatamente llevaron sus miradas hacia la dirección en que escucharon la voz de su maestra.

「¡Ykslaas-sama, así que está a salvo!」

「Si, estoy a salvo. Si se puede decir, supongo que estoy preocupada por su situación actual.」

「… No tenemos problemas. ¡Sin embargo…!」

 Capturado dentro de la mano de una estatua gigantesca, el Caballero Blanco, Shironos alternaba su mirada entre Gordy quien estaba sujetándolo y Fainell quien estaba sosteniendo a Ykslaas en sus brazos.

 Seguramente no entendían la situación en la que ella se encontraba.

 Presumiendo eso, Ykslaas le dijo que se mantuviera quieto a través de su voz bien proyectada.

「La batalla ha terminado. Además, ya hemos perdido la razón para pelear.」

「¿Qué, quieres… Decir con eso?」

「Es simplemente como suena. He recuperado mi cordura. Es por eso por lo qué ya no hay ninguna razón para pelear con Vermudol.」

 Escuchando esas palabras, Shironos y Brutus observaron en silencio a su maestra.

 Después de un poco de silencio, abrieron sus bocas.

「… Como ordene.」

 Como si coincidiera con eso, una nueva voz resonó en ese lugar.

「Con esto, la pelea ha llegado a un completo final.」

 Era el Rey Demonio Vermudol.

「Rey Demonio-sama… ¿cuándo regresó?」

 En respuesta a Fainell quien giró con un rostro sorprendido, Vermudol, quien apareció desde la entrada trasera, se encogió de hombros.

「Fue solo hace un poco. Ahh, Gordy. Baja a esos dos.」

「Sí.」

 Siendo liberados por Gordy, los dos caballeros inmediatamente se apresuraron hacia Ykslaas quien estaba siendo cargada en los brazos de la general.

「¡Ykslaas-sama! … Lo lamento terriblemente, ¿podrías entregarnos a nuestra maestra?」

「Si, no importa. Aquí.」

 Mientras era incitada por Shironos, Fainell transfirió a la chica a los brazos del caballero.

 Fue aquí que Gordy, quien cambió a su forma Majin de la anterior estatua de piedra, llegó y *pakon*, golpeó la cabeza de Fainell.

「¿¡Qu… Qué estás haciendo!?」

 Fainell se sorprendió al ser golpeada repentinamente y observó con enojo a Gordy.

「No es “¿qué estás haciendo?” ¿Eres una idiota? Qué clase de persona entregaría obedientemente a la líder enemiga a los rivales después de que piden que se las entreguen.」

「¡S, Sin embargo! ¡El Rey Demonio-sama también ha dicho que la pelea ha terminado! ¡Si la pelea acabó, ya no hay una razón para retenerla!」

「¡Esto no es esa clase de problema! ¡Este es el por qué se nos dice que usemos la cabeza un poco más!」

 La Gordy enfadada dio pequeños golpes en la cabeza de Fainell, haciendo que resonara un ligero *pakon, pakon*.

 Sancreed estaba observando la escena mientras hacía una sonrisa torcida, pero Gordy lo observó fijamente.

「¡Tú también, Sancreed! ¡Para no detener a esta idiota a pesar de estar junto a ella, eres igual de culpable!」

「¡Ah, lo siento! Pero no sentí ninguna hostilidad de ellos. Y desde que Fainell, quién es particularmente sensible a esa clase de cosas, bajo su guardia a su alrededor, no me preocupe mucho sobre ello.」

「¡No digas cosas basadas en una sensación!」

 Por alguna razón, la mano de Gordy no apuntó hacia Sancreed sino hacia Fainell y *pako-n*, resonó un sonido ligero.

 Fainell, quien tenía sus ojos un poco llorosos, fue incapaz de soportar y fulminó con la mirada a Gordy.

「¡Eei, tu! ¡Con un pakon pakon, golpeando mi cabeza por un tiempo… Actué basado en mi propia manera de pensar?」

「¡No me mientas! ¡Algo como tú pensando antes de moverte, desde lo que se, no lo has hecho ni una vez!」

「Ah-… ¿Podrías dejarlo así?」

 Vermudol tosió y señaló al grupo de Ykslaas que tenía los ojos muy abiertos.

 Inmediatamente, Gordy se puso de pie atentamente como si nada hubiera ocurrido, mientras Fainell se aferró a Vermudol mientras tenía ojos llorosos.

「¡Pero, Rey Demonio-sama! ¡Gordy se está burlando de mí!」

「Ahh, si, si. Lo entiendo. Lo entiendo así que está bien.」

「¡E, Eso es verdad, cierto!」

「Si, es así.」

 Vermudol no dijo ni una sola palabra sobre lo que había entendido, pero quizás debido a que Fainell se calmó luego de escuchar eso, ella limpió sus lágrimas.

「Hmph… ¿Ve eso, Gordy? ¡El Rey Demonio-sama entiende!」

「Si… Un, es correcto. Lo siento.」

 Gordy desvió sus ojos y Fainell había recuperado completamente su humor.

 Cuando Vermudol separó su mirada de esos dos, él giró hacia Ykslaas.

「Ahora, ah-… Casi hemos olvidado el verdadero tema a mano, pero con esto, la pelea entre nosotros se ha cerrado. Esta originalmente fue una pelea donde no había nada que se ganara. En cualquier caso esto sería un sinsentido en varias formas.」

 Escuchando esas palabras, las cejas de Vermudol se torcieron.

「Había pensado que habías ganado el control total del Castillo Dimensional. ¿Eso no cuenta como una ganancia?」

「¿Nn?」

 Escuchando esto, Vermudol puso un rostro que decía que lo encontraba sorprendente.

 Viendo a Ykslaas en un estado confuso, él rasco brevemente su mejilla.

「… Ya veo. En ese caso, ¿eso también fue el trabajo de Philia…?」

「 ¡Qué quieres decir con eso!」

「Bien, sobre ese Castillo Dimensional… Al parecer repentinamente su poder mágico desapareció completamente. También le di un vistazo… Pero sin importar como se vea, es solo un castillo normal.」

 Con esas palabras, Ykslaas, Shironos y Brutus pusieron rostros sorprendidos.

 El Castillo Dimensional estuvo bajo su completo control antes de que la pelea acabará a través de los esfuerzos del Ejército del Oeste.

 Y luego, habían comenzado inmediatamente a investigar su interior, pero para ese tiempo, se dijo que todo el poder mágico que cubría al castillo desapareció.

 Habían imaginado que era una trampa que el grupo de Ykslaas había colocado con el fin de prevenir que el castillo fuera sobado, pero con esa reacción suya, significaba que imaginaron mal.

「Honestamente… Con el Castillo del Rey Demonio estando así de destruido, estaba pensando que deberíamos destruir todo y traer el Castillo Dimensional. Las cosas realmente no salieron bien, huh.」

 En respuesta a Vermudol estando en un estado decepcionado, Sancreed hizo una pregunta.

「¿No hay un mecanismo donde se mueva si el poder mágico es vertido en este?」

「No parece haber una herramienta mágica que posea una función que corresponda a esto. Hice que Rokuna le diera un vistazo solo por si acaso, pero ella terminó haciendo un comentario irónico de “no soy una arquitecta”.」

 Imaginando esa escena, Sancreed inconscientemente estalló en risa.

 Rokuna desempeñaba un papel de consejera en el Ejército del Rey Demonio y no era una exageración decir que ella era la Mazoku que tenía más conocimiento sobre la magia. Aunque ella tenía una boca mala, era confiable en momentos como este.

 Vermudol observó fijamente con ojos entrecerrados la reacción de Sancreed, luego colocó su mirada de regreso al grupo de Ykslaas.

「Ahh, pero aun así, no es como si no ganara absolutamente nada. Después de todo, he tomado arbitrariamente la imitación de la Espada Santa que tenías. Incidentalmente, ¿recuerdas dónde fue que obtuviste eso?」

「La estaba sosteniendo antes de saberlo.」

 Diciendo, “eso pensé”, Vermudol dejó salir un suspiro.

 Para comenzar él no tenía muchas expectativas en lo referente a eso.

 Desde que ella estaba bajo el Control Mental, probablemente no tenía mucha conciencia de ello.

 Incluso si ella poseía alguna clase de información que estuviera conectada con la Diosa de la Vida, Philia, él no pensaba que el enemigo dejara eso.

 Después de todo, ella era una enemiga de naturaleza malvada que plantaría una trampa que haría que ella pudiera interferir directamente con Vermudol quien estaba conectado a la Semilla de la Vida de Ykslaas.

「… Más importante, ¿esto está bien?」

「¿Qué está bien?」

「Estoy preguntando si está bien que no nos mates. Al menos me había preparado para la tortura, ¿sabes?」

 En respuesta a Ykslaas quien dijo ese asunto con tanta facilidad, Vermudol sacudió su cabeza diciendo que eso no tenía sentido.

「¿Qué ganaría al hacer eso?」

「El final de alguien que perdió la pelea es esa clase de cosa. El victorioso gana tanta información como pueda obtener y el perdedor es condenado como el mal. Y todo acabaría felizmente incluso después de eso.」

「No me preocupan esa clase de cosas. Que estúpido.」

 Con seguridad, esa era la verdad en cierta manera.

 Las peleas en otras palabras partían en arrojar la responsabilidad de ser el mal en el otro.

 Se golpearían con sus puños que tomaban el nombre de ser una gran causa y el victorioso obtendría el trofeo que se llamaba justicia.

 Esa era una verdad única que no había cambiado desde hace mucho.

 La guerra entre hombres y hombres.

 Conflictos entre hombres y bestias.

 Y luego, las peleas entre hombres y Mazoku eran lo mismo.

 Ese era un conflicto causado debido a definirse a uno mismo como la justicia.

「No tengo recuerdos de tomar el nombre de la justicia. Desde luego, tampoco tengo recuerdos de tomar el nombre del mal.」

「En ese caso, ¿qué eres?」

 Vermudol respondió esa pregunta sin ninguna vacilación.

「El Rey Demonio. Por lo tanto, no tengo la intención de tomar el nombre de la justicia y no matar a nadie. Pero, tampoco tengo la intención de tomar el nombre del mal y hacer matanzas. Eso es simplemente todo lo que hay.」

 Si él pensaba que era necesario, él no dudaría en hacer matanzas sobre aquellos que estuvieran en su camino, justo como cuando él estaba unificando el Continente Oscuro.

 Incluso con el héroe, él aceptaría su reto con toda su fuerza si parecía que él sería asesinado.

 Pero, si no era el caso, a él no le importaría el Héroe.

 Estaría bien que si ellos iban y salvaban el mundo en un lugar que él no conociera.

 Vermudol seriamente lo sentía de esa manera.

 Sin embargo, él también pensaba que no resultaría así.

 Ese era el por qué él envió unidades de inteligencia a varios lugares del territorio de la humanidad y por otro lado también formó una amistad con la humanidad.

 Todo era por el bien de crear una situación donde el Héroe no fuera invocado.

「… Ahora, aquí está la cosa. Ciertamente, todos ustedes han sido enemigos, pero los tres actualmente no tienen a alguien que hayan asesinado directamente. También sabemos que la mente maestra es la Diosa de la Vida. Para empezar, si fuéramos a hablar sobre esto lógicamente, esta guerra fue obra suya. Y en ese caso, no hay razón para condenarlos a ustedes.」

「Pero, tratamos de asesinarte, ¿sabes eso?」

「Es verdad. Pero, el Majin que encontré por primera vez como el Rey Demonio me dio una patada voladora. Y cuando le pregunté sobre eso después, él también pensaba que estaría bien si era asesinado por mí.」

 Vermudol entrecerró sus ojos luciendo nostálgico.

 Majin Orel Él, quien actualmente era un leal subordinado de Vermudol, originalmente era un enemigo.

「¿… O podría ser que todavía quieres matarme? Es verdad, uno de tus subordinados fue asesinado. Supongo que eso sería una razón para venganza.」

 Ykslaas entendía que de quien él estaba hablando era Claude.

 Pero, para guardar un rencor así, sería como ladrarle al árbol equivocado.

 Ykslaas fue quien ordenó que él ganara tiempo.

 Claude murió como un resultado de lo que definitivamente era la responsabilidad de Ykslaas.

 Ella sacudió su cabeza en silencio.

「… Ya no tengo ninguna razón para matarte. Más bien, estoy en una posición donde necesito pagarte una deuda de gratitud.」

 Habría sido justificado para ella el ser asesinada.

 Sin embargo, más allá de no matarla, Vermudol liberó al grupo de Ykslaas de su Control Mental.

 Eso no fue todo.

 Ella misma había sido liberada de la cosa que estaba integrada en lo profundo de su ser.

 La Jaula del Sacrificio.

 Esa restricción sobre la que incluso ella misma no sabía, Ykslaas fue liberada.

 Incluso aparte de eso, ella tenía muchas cosas por las que quería agradecerle a Vermudol.

 Si no fuera por el hecho de que ella sentía culpa por causar un desastre en el Continente Oscuro, ella podría estallar en llanto y abrazarlo.

「Pagar un favor… huh.」

「Si, si me dijeras que entregará este cuerpo a ti… Tampoco me importaría. Tienes ese derecho.」

「Eso no es necesario.」

「Eso no se necesita.」

 Inmediatamente después de que Ykslaas dijo eso, las dos maid que aparecieron detrás de Vermudol rechazaron la propuesta al mismo tiempo.

 Eran las Maids Caballero que estaban bajo el control directo de Vermudol, Ichika y Nino.

 Nino se sujetó a la cintura del Vermudol e Ichika avanzó frente a él como si lo estuviera cubriendo y protegiendo de Ykslaas.

 Una atmósfera peligrosa flotó rápidamente el aire y Vermudol se retrasó en abrir su boca.

「Ah-… Poniendo el derecho de lado, yo no diría algo como eso. Por favor tranquilícese.」

「No, esa clase de derecho es innecesario. Vermudol-sama sería manchado.」

「Es cierto. Si Nino está en los alrededores, el Rey Demonio-sama siempre será perfecto. Todo lo demás es innecesario, ¿sabes?」

「Eso también va para ti, Nino.」

 Vermudol, quien estaba entre Ichika y Nino quienes comenzaban a verse con enojo entre ellas, dejó salir un suspiro y observó al cielo.

 Después de darse la vuelta y observar al Castillo del Rey Demonio destruido como si él hubiera recordado simplemente, le hablo a Ykslaas.

「Ahh, en ese caso… veamos. Sobre la reparación y remodelación de ese Castillo del Rey Demonio, les dejaré eso a ustedes. Fainell y el Ejército del Oriente te ayudarán. ¿Qué hay de eso, es una buena idea, cierto?」

「… Eso, como debería ponerlo… ¿Está bien eso? No, lo haremos si tú dices que lo hagamos, pero…」

「No me importa, lo permitiré. Trata de hacerlo.」

 Tanto Gordy e Ichika quienes esperaban decir algo, fueron incapaces de intervenir luego de que Vermudol, fuera tan lejos al declarar eso.

 Así, el plan para la restauración del Castillo del Rey Demonio comenzó.