YNH – Capítulo 110

0

Capítulo 019 Volumen 03


En las proximidades del castillo real del Reino del Bosque Jiol, había muchas fincas.

Una entre ellas había quedado vacante debido a las circunstancias repentinas – más específicamente, era el resultado del intento de golpe de estado que ocurrió en el día de la cena y ahora estaba siendo utilizada como la casa donde se quedaban los delegados del Reino Zadark.

Quienes se quedaban allí eran Nanalus quien era el diplomático y la Maid Caballero Nino.

Además, los miembros del Grupo de Inteligencia que fueron enviados al interior del Reino del Bosque Jiol irían allí a descansar en turnos.

「Ahora…」

En una habitación en ese edificio que era llamado el Edificio de la Delegación del Reino Zadark, un hombre puso sus brazos a través de las mangas de un traje.

Era un traje negro donde uno podía entender que era de alta calidad con un solo vistazo. Tenía un hermoso cabello blanco y un bigote blanco bien arreglado.

Puliendo el cristal que usaba la Plata Santa para el marco con un pañuelo, el hombre revisaba su condición.

Un gentil anciano aristócrata con una experiencia abundante.

Si fuera a ser descrito, esas palabras seguramente serian apropiadas.

Sin embargo, en verdad, él en su lugar sería clasificado como un ser joven en el Continente Oscuro.

Su nombre era Nanalus. Era el diplomático del Reino Zadark.

En cuanto a por qué fue creado con esa clase de apariencia externa.

Eso era simplemente un problema de imagen.

La imagen negativa dirigida hacia los Mazoku – cosas como ser salvajes, demoníacos, secuestradores de Humanos, no había finales si todos ellos fueran recordados, pero en cualquier caso, una imagen violenta los seguían.

La forma más efectiva para darle la vuelta a esa clase de imagen era un「anciano gentil y elegante」

En contra de Nanalus, quien dejaba salir una impresión intelectual, casi no había nadie que pensara「luce diabólico」

Para aquellos que imaginaban a los Mazoku como la típica imagen que las personas tenían de los Mazoku – por ejemplo Mazokus como Orel y Raktor – verían a Nanalus y tendrían algo de esa imagen maliciosa removida.

Y así, Nanalus se deslizaría en las aperturas de sus corazones y removería sus precauciones.

Aquellos con un fuerte sentido de sospecha eran una excepción, pero por lo menos, estaba el hecho de que había muchas personas que se volvieron cercanas con Nanalus al momento de la cena entre el Reino del Bosque Jiol y el Reino Zadark del otro día.

Y luego, las muchas cartas que estaban colocadas en el escritorio de Nanalus que fueron enviadas por esas personas.

Tomando una carta en su mano, Nanalus comenzó a revisar el emisor y el contenido de las cartas una a una.

「Fumu, así que esta carta es del Conde Guutia…」

Nanalus buscó ese nombre en su propio conocimiento.

Si recordaba correctamente, era uno de los nobles prominentes en el Reino del Bosque Jiol y aunque no tenía una posición importante, era una persona que poseía una gran influencia política.

El contenido de esa carta era una invitación a una fiesta de té.

Había otras cartas con contenidos similares, pero en el caso del Conde Guutia, la fecha era el problema.

「Mi dios… Para designarla hoy. Que persona problemática.」

El territorio del Conde Guutia estaba en la parte este del Reino del Bosque Jiol.

No estaba tan lejos para que tomara varios dias llegar desde la capital real, pero tampoco era una distancia a la que se pudiera llegar en un carruaje.

Para comenzar, era una etiqueta social el enviar una invitación escrita como está con una fecha que permitiera algo de espacio de tiempo hasta que se realizará.

En cuanto a la razón por la que él designaría a propósito ese día a pesar de eso, era como si anticipará el uso de la Magia de Transferencia que actualmente solo los Mazoku podían usar.

Incluso si se dijo que los Mazoku llegaron al Reino del Bosque Jiol empleando esa magia, había muy pocas personas que aceptaran eso tan fácilmente.

Él probablemente hizo esta clase de invitación repentina con el fin de asegurar si la Magia de Transferencia era algo real o si eral alguna clase de truco.

「… Bueno, estoy seguro de que estará bien.」

Después de colocar la invitación del Conde Guutia en su bolsillo, Nanalus comenzó a ordenar las otras cartas.

「… Fumu. Así que esta va destinada a Sancreed-dono. Bueno, estoy seguro de que es otra carta de amor de alguna jovencita de alguna parte. La enviaré a la hora habitual de la convocatoria.」

Hubo muchos que vieron a Sancreed en el desfile y la cena, así como personas que habían conversado con él.

Entre estas personas, había quienes se enamoraron a primera vista o albergaban anhelo por él y un gran número de cosas que parecían ser cartas de amor fueron enviadas.

Desde que algo como un servicio de correo yendo al Continente Oscuro no existía, eran enviadas al edificio de la delegación… Eso fue lo que había resultado.

Desde que Sancreed aceptaba esas cartas y las respondía sinceramente, las cartas seguramente incrementarían de ahora en adelante.

Al parecer cartas similares también eran enviadas a Fainell, pero por alguna razón las cartas de mujeres estaban mezcladas con las de los hombres.

Aunque habían formado un tratado de amistad, se había predicho que la humanidad dibujaría la línea en su asociación con los Mazoku… Pero después de hacerlo público, resultó esta situación.

Incidentalmente, esa clase de cartas no habían sido enviadas al Rey Demonio en el presente.

Como se esperaba, con él siendo el Rey Demonio, el miedo probablemente tomó precedente y no pensaban en enviarle cartas.

De acuerdo con Nino, ella dijo「Entiendo el encanto del Rey Demonio-sama así que no es un problema.」

Después de más o menos ordenar las cartas, Nanalus comenzó la construcción de la Magia de Transferencia.

Esta era una magia que era difícil de manejar y además, en esta ocasión era un lugar donde nunca había estado.

Transferirse a un sitio que él no había visto tenía un grado de dificultad especialmente alto y vendría con riesgos, pero Nanalus necesitaba hacerlo a pesar de eso.

Había dos razones para ello.

Era por el bien de no dejar que ellos descubrieran los límites de la Magia de Transferencia. Y así, era por el bien de no dejar que la raza llamada Mazoku fuera subestimada por la humanidad.

Si era por el bien de ello, hacer cosas a pensar de ser un poco riesgosas era el trabajo de Nanalus.

「… Un, ugh…」

En los pies de Nanalus fue construida una Formación de Magia de Transferencia.

Nanalus vertió poder mágico en esa formación que emitía una luz azul.

Imaginando la localización de la transferencia con un punto en un mapa, cálculo la distancia desde su localización actual y determino el punto.

No se permitía que la imagen y los cálculos estuvieran siquiera un poco fuera de lugar.

「… Está completo.」

Y así, la Magia de Transferencia de Nanalus.

La formación mágica tenía un brillo azul y esperaba a las palabras finales de activación.

「–Portal.」

Al mismo tiempo de esas palabras, la figura de Nanalus se desvaneció del edificio de la delegación.

Cuando la transferencia fue realizada y él alzó su cabeza, la puerta de una finca estaba ante sus ojos.

「¡Qui… Quien eres!」

「¡De donde apareciste!」

Viendo a las personas quienes parecían ser guardias vistiendo una armadura particular, Nanalus expreso una sonrisa gentil.

「Por favor, perdonen mi descortesía. Soy el diplomático del Reino Zadark, Nanalus. ¿Sería un error pensar que esta es la finca del Conde Guutia?」

「El Reino Zadark… Por… Por favor discúlpenos.」

「¡Por favor perdónenos por nuestra descortesía…!」

Viendo que los guardias repentinamente se ponían pálidos y bajaban sus cabezas, Nanalus dejó salir un suspiro en su mente.

Este enorme cambio en su actitud- realmente parecía que la imagen negativa hacia los Mazoku estaba profundamente arraigada en ellos.

O quizás, aparecer repentinamente ante ellos con una transferencia había sido exagerado.

「Realizar con devoción los deberes profesionales no es algo que deba ser reprochado, así que no me molesta… Ahora, ¿podría estar equivocado al pensar que esta es la finca del Conde Guutia?」

「¡N… No! ¡No se equivoca en absoluto!」

Mientras expresaba una sonrisa gentil hacia los guardias que temblaban, Nanalus saco la invitación.

「He venido aquí después de recibir una invitación escrita del Conde Guutia. Les pido que anuncien mi llegada.」

「¡Ha, ha…! ¡Po… P… P… Por favor espere un momento!」

Para que ellos me teman, hace que dude de mi aptitud como un diplomático… Mientras pensaba eso, Nanalus observó al guardia que se dirigía torpemente al interior de la finca.

Por otro lado, estaba aliviado de que la transferencia tuviera éxito.

Esta ocasión, fue afortunado de haberse transferido frente a la puesta, pero la posibilidad de que no fuera el caso era alta.

Todavía habría estado bien si fuera en el aire de las cercanías de la casa del conde, pero si hubiera sido terrible, existía una plena posibilidad de transferirse al interior de los materiales del edificio como la puerta o la casa, uno de los llamados accidentes de transferencia.

En el éxito de esta ocasión la suerte jugó una parte extraordinariamente grande.

En otras palabras, Nanalus había ganado la apuesta. Pero él no quería hacer esta clase de viaje a ciegas nunca más.

Después de un corto tiempo, alguien que tenía un equipo diferente del anterior guardia – apareció alguien quien parecía ser muy probablemente un caballero del territorio del Conde Guutia y una joven Sylphid vistiendo un vestido.

Ella tenía un cabello plateado que llegaba hasta sus hombros y ojos azules. Era una joven dama que tenía una impresión efímera y hacía que uno de alguna manera deseara protegerla.

Esa jovencita sujeto las orilla de su vestido y realizo un saludo que todavía tenía algo de inexperiencia en este.

「Bienvenido y gracias por visitar la Casa Guutia este día. Soy la segunda hija de esta casa, Galeria.」

「Soy el diplomático del Reino Zadark, Nanalus. Hoy, he venido después de recibir una invitación del Conde Guutia.」

Nanalus regreso el saludo a la jovencita quien se presentó como Galeria.

Viendo así a Nanalus, las mejillas de Galeria se tiñeran con un ligero rubor,

Nanalus no le dio a eso alguna atención particular y mientras mostraba una sonrisa gentil, extendió la invitación que los primeros guardias habían olvidado recibir.

「Ahora, Galeria-sama. Si por favor pudiera confirmar esta invitación.」

「Ah… Sí. Muy bien.」

Después de recibir la invitación escrita de Nanalus, Galeria comenzó a revisarla como si fuera realmente preciosa.

Luego de un tiempo, después de alzar su cabeza, ella sonrió.

「Si, es correcta. Muy bien, debería guiarte.」

「Muchas gracias. Sin embargo, Galeria-sama, que usted me guié personalmente es…」

Normalmente, guiar era algo que un sirviente haria.

Para que un miembro de una familia noble lo recibiera, eso podría decirse que era increíble.

「No, debo pedirle que me deje esto a mí.」

「Así que ese es el caso. Pensar que usted mostraría semejante consideración para alguien como yo…」

Parecía ser que el Conde Guutia estaba buscando una relación íntima con el Reino Zadark, eso fue lo que Nanalus pensó.

Sería seguro nombrar al Conde Guutia como una persona de importancia de ahora en adelante.

「Por favor, no digas eso. Nanalus-sama, después de todo eres un diplomático del Reino Zadark. Más bien, yo estoy preocupada de si soy apropiada para el papel.」

「No, para alguien como yo… Oops, a este ritmo esto no terminará. Oh dios, que problemático.」

Escuchando a Nanalus decir eso con un tono de broma, Galeria, después de mostrar una expresión que decía que fue tomada por sorpresa, puso una mano sobre su boca y rio.

「Fufu, eso es verdad. ¡Qué tonto de mi parte… Qué embarazoso!」

「Oh dios. Parece ser que he traído vergüenza a una dama… Por favor perdóneme.」

「Bien, Nanalus-sama. Aunque quizás no tengo experiencia, ¿podrías por favor aceptar mi guía?」

「Desde luego. Ese sería un gran honor para este diplomático inexperto.」

Justo cuando Galeria dejaba salir una sonrisa ante esas palabras, el caballero que estaba de pie como una escultura aclaró su garganta.

「Galeria-sama, casi es tiempo…」

「Ara, tienes razón. Muy bien, comencemos a caminar.」