VVC – Capítulo 921

0

Capítulo 921: Todavía tenía la menstruación…


De hecho, ese lugar estaba muy escondido. Nadie iría y nadie podría entrar sin su permiso.

Por tanto, Di Fuyi no se preocupó de que estuviera en peligro. Se levantó y frunció su ceño con asombro mientras intentaba localizarla.

¡Estaba justo fuera del jardín!

Salió para dar un vistazo y se dio cuenta de que estaba sentada en un banco. De hecho, estaba apoyada en la pared mientras se quedó dormida. Sus largas pestañas parecían un abanico cuando sus ojos estaban cerrados.

Después de todo, sólo tenía 15 años. Todavía se le consideraba joven y necesitaba dormir más a esa edad. Además, ya era de noche – la noche en que se suponía que debía dormir, por tanto, él no se sorprendió si estaba cansada o somnolienta.

¿Pero por qué no durmió en la cálida silla de jade?

¡El banco de piedra estaba muy frío!

Todavía estaba menstruando…

Él tomó en sus brazos y ella abrió inmediatamente los ojos. Puso sus brazos alrededor de su cuello cuando se dio cuenta de que era él. Le susurró, “¿has terminado de meditar?”

De hecho, había regresado hacía un rato, pero no quería interrumpirlo. Con eso, decidió no entrar al jardín y esperar afuera.

Di Fuyi conocía sus preocupaciones y se sentía conmovido. La puso en la silla, “duerme aquí, está bien”.

Gu Xijiu ya no tenía sueño, se levantó y lo miró, “ahora estás mucho mejor”. De hecho, antes se veía bastante pálido.

“Oh, el palacio de cristal ha sido construido por lo menos hace al menos un año, ¿cierto?” Gu Xijiu se preguntaba.

Hablando lógicamente, se suponía que había algunos poemas en el palacio de cristal, pero ella no vio nada de eso.

“He estado esperando a que los hicieras”. Di Fuyi sonrió suavemente.

Ese era un buen lugar para la meditación pero nadie había estado allí excepto él, ni siquiera los cuatro mensajeros conocían ese lugar. Por tanto, no tenía ningún interés en escribir ningún poema aquí.

Las sirenas que ayudaron a construir el palacio también habían desaparecido. Gu Xijiu era la segunda persona en ese mundo que conocía el palacio de cristal, nadie más sabía de el.

Continuaron hablando por un tiempo. Gu Xijiu miró el reloj de arena de la esquina de la habitación y se dio cuenta de que era la madrugada del 16 de agosto. Tenía una clase a la cual asistir…

Sin embargo, no quería apresurar a Di Fuyi ya que necesitaban la membrana de la burbuja para salir del océano y eso requería mucho de su poder espiritual. Por tanto, necesitaba tener un buen descanso.

“¿Necesitas seguir meditando o descansando?” Ella sugirió.

Di Fuyi sacudió su cabeza, “no, estoy bien. Ya es bastante tarde, déjame enviarte de regreso”.

Se levantó y salió mientras le sostenía su mano, “vamos”.

Miró hacia el cielo estrellado antes de salir del palacio. Había una pequeña estrella nueva sobre el cielo hacia el oeste parpadeando de vez en cuando….

Sus ojos brillaban y se sintió aliviado.

Genial, por fin estaba allí.

El tiempo voló mientras un año de duro entrenamiento había pasado.

Muchos incidentes ocurrieron en el último año y el evento más grande fue la guerra entre el Reino Feixing y el Reino Haoyue.

Los tres países fueron los Tres Reinos más conocidos de la historia. El Reino Zhaoyang era la nación más fuerte, seguida por el Reino Feixing y finalmente el Reino Haoyue. Tanto el Reino Feixing como el Reino Haoyue habían acordado un matrimonio político con el fin de luchar contra el Reino Zhaoyang, por lo que las tres naciones no se atrevían a atacarse entre sí ya que estaban equilibradas.

Sin embargo, el Reino Feixing había reforzado sus recursos militares en el último año y ahora eran aún más fuertes. Eventualmente, parecían ser capaces de competir con el Reino Zhaoyang y ya no les importaba mucho el Reino Haoyue.