VVC – Capítulo 822

0

Capítulo 822: Suficientemente real para ser su impostor


Yun Qingluo sintió un cierto dolor agudo en su cabeza; sus extremidades estaban atadas y el hilo en su cuerpo se estaba apretando. ¡En ese momento veía exactamente como una bola de masa china!

¡No se atrevió a desafiarlo más!

“Nunca he pensado en conseguirte… Pero me prometiste que me dejarías el cuerpo de Di Fuyi después de matarlo”.

El hombre le pellizcó la mejilla, “¡no te preocupes!” Él bajó de la cama y movió sus dedos. Yun Qingluo fue liberada, “Yun Qingluo, ahora sólo puedes estar en mi equipo. ¡Déjame decirte, tú definitivamente tendrás un tiempo difícil si te atreves a desobedecerme!”

Por supuesto, Yun Qingluo no se atrevió a discutir y en su lugar estuvo de acuerdo con todo lo que dijo.

Repentinamente, pareció recordar algo, “¿qué… qué le vas a decir al Señor después de matar a Di Fuyi? ¡Estoy seguro de que estaría muy enfadado!”

El hombre sonrió, “no te preocupes, el Señor no lo sabrá. Di Fuyi no desaparecerá, yo le ayudaré a seguir viviendo y nadie sabrá que el Maestro Celestial Zuo es en realidad otra persona…”

Nuevamente se volvió a colocar la túnica púrpura y giró alrededor de la casa, “¡para entonces, literalmente podre reemplazarlo!”

Yun Qingluo permaneció en silencio.

De pronto se estremeció y sintió que el objetivo de ese hombre no era sólo Di Fuyi, sino también otra persona…

¿¡Quién demonios creía que era!?

¡Definitivamente no era una persona normal ya que simplemente pudo poseer la marioneta! ¡Aparentemente, su Kung Fu y su poder estaban más allá de la imaginación!

El hombre miró por la ventana y sonrió, “¡es hora! ¡Vamos a cosechar!”

Tiró de Yun Qingluo y dijo suavemente, “vamos, vuelve a llamar a tu marioneta y mira lo que él está haciendo ahora mismo”.

Yun Qingluo sólo pudo hacer lo que él le pidió y rápidamente la llamó a su marioneta. Según la marioneta, Di Fuyi y Gu Xijiu todavía caminaban por el Jardín Tianxiang y estaban bebiendo dentro de un pabellón.

El hombre rio a carcajadas, “¡hasta Dios está ayudándome!” Después salió de la casa.

Una flor creció entre las hojas de arce sobre un hermoso arroyo.

Long Siye finalmente había visto al hombre. En esta ocasión, él llegó con una túnica púrpura y una máscara en el rostro. Era exactamente igual a Di Fuyi, por tanto, el corazón de Long Siye saltó un latido, “¡Woah! ¡¿Di Fuyi?!”

El hombre sonrió, “¿realmente me parezco a él, Señor Supremo Long?”

Long Siye lo miró nuevamente y suspiró, “¡tan real como para ser su impostor!”

El hombre asintió ligeramente, “¡eso es genial! Señor Supremo Long, ahora puedes abrir la barrera de hechicería sobre el Salón Tianju”.

Long Siye trató de confirmar nuevamente, “¿estás seguro de que tu gente no lastimara a Gu Xijiu?”

El hombre sonrió, “¡no te preocupes! ¡Nunca le haría daño! ¡La protegeré bien!”

Long Siye cerró lentamente sus ojos y asintió con la cabeza, “está bien, déjame abrirla ahora…”

Yun Qingluo estaba enfadada, sabía que la “marioneta” era un experto ya que la usaba para esconderse y luego explotó el odio de Long Siye hacia Di Fuyi para hacerle abrir la barrera de hechicería. Quería llevar a su gente para atacar el Salón Tianju.

Además, los tres mensajeros fueron trasladados a otro lugar y él fue el único que se quedó con Di Fuyi. Además, Di Fuyi había perdido por lo menos la mitad de su poder espiritual para rescatar la vida de Gu Xijiu, por lo que su Kung Fu no estaba en las mejores condiciones en ese momento. Puede que no fuera capaz de impedir una batalla o incluso luchar si alguien poderoso decide atacarlos en ese momento…