VVC – Capítulo 690

0

Capítulo 690: Has hecho todo lo posible, no tienes que disculparte


El primer juego finalmente comenzó, Yun Qingluo y su equipo demostraron por qué eran la mejor combinación en la clase Ziyun.

Le Qingxing permaneció cerca de Gu Xijiu quien era buena en el uso del poder espiritual de viento. Mientras usará cualquier habilidad relacionada con el viento, Le Qingxing la bloquearía usando el elemento tierra. Parecía que Yun Qingluo y su equipo habían estudiado cuidadosamente las tácticas de Gu Xijiu. Adicionalmente, Lan Waihu estaba nerviosa después de ser atacada.

Después de media hora, la concentración de Lan Waihu cedió y fue atacada por Yun Qingluo hasta que se cayó fuera del escenario y casi vomitó sangre.

¡Afortunadamente, Gu Xijiu se dio cuenta de la situación y rápidamente usó su habilidad con el viento para bloquear cualquier otro ataque o habría terminado mal para Lan Waihu!

En esa competición, una vez que cualquiera fuera derribado con éxito del escenario, todo el equipo habría perdido el partido. Por tanto Yun Qingluo y su equipo ganaron el primer encuentro.

Yun Qingluo estaba orgullosa. Miró a Gu Xijiu y se rio, “ustedes jugaron muy bien. Desafortunadamente, sus oponentes somos nosotros tres. Por favor, no se rindan. Aún queremos una buena batalla”.

Gu Xijiu no la molestó e inmediatamente fue a buscar a Lan Waihu. Qian Lingyu apretó su puño y miró a Yun Qingluo, “¡no seas demasiado orgullosa! ¡Todavía habrá dos partidos más!”

Yun Qingluo rio pero no dijo nada. Le Zixing respondió con frialdad, “no habrá dos partidos más. Podemos resolverlo con uno”.

Ganarían la competición si ganaran dos de tres partidos. Por tanto, si ganaban el segundo, no habría una tercera ronda.

Por supuesto, Qian Lingyu entendió lo que ella quería decir. No paraba de apretar su puño una y otra vez. Lan Waihu sufrió una lesión interna. Afortunadamente, no era demasiado grave. Cuando se cayó fuera del escenario, inmediatamente se puso de pie y miró a Gu Xijiu quien corrió hacia ella. Se sonrojó, “Xijiu, lo siento…”

“Has hecho lo mejor que has podido. No tienes que disculparte”. Gu Xijiu la detuvo de decir que lo sentía y rápidamente revisó su vena.

Afortunadamente, su lesión no era grave. Gu Xijiu tenía bastante medicina buena e inmediatamente le dio una para que la tomara.

Durante este período, Qian Lingyu había bajado del escenario. Siguió mirando a Lan Waihu mientras retorcía ansiosamente su mano. Le preocupaba que Lan Waihu se rindiera.

Quizás estaba acostumbrada a ser atacada. Así que, junto con la medicina proporcionada por Gu Xijiu, se había recuperado después de 15 minutos.

Entonces Gu Xijiu le preguntó, “¿puedes seguir luchando?”

Lan Waihu la miró y dijo, “¡sí puedo!” No quería derribar al equipo.

Los ojos de Qian Lingyu se iluminaron y le dio una palmadita en el hombro a Lan Waihu, “¡es cierto! ¡No podemos perder por abandono!” Aunque sabían que iban a perder el encuentro, querían ser derrotados oficialmente en el escenario.

Gu Xijiu respiró ligeramente. Dijo en voz baja, “tenemos que aprender del primer encuentro. Si jugamos bien nuestras cartas, puede que no perdamos en el segundo. Escúchenme…”

Aunque habían perdido el primer encuentro, Gu Xijiu no parecía frustrada. En cambio, estaba más emocionada que antes.

De hecho, por muy bueno que fuera un equipo, aún podían ser derrotados si no entendían a sus oponentes. Después de adquirir experiencia en el primer juego, Gu Xijiu ya había aprendido sobre las tácticas de su oponente.

Era muy buena aprendiendo del fracaso y de todos modos no esperaba ganar el primer encuentro. Intentaba descubrir los defectos de sus oponentes. De hecho, ninguno era perfecto.