VVC – Capítulo 607

0

Capítulo 607: El Mensajero Chenge fue pateado dentro 2


Gu Xijiu sólo necesitaba que se quitara la camisa, no sus pantalones. ¿Por qué era tan tímido?

Qian Lingyu fue sin precedentes obediente en ese momento. Se mordió los labios y comenzó a quitarse su camisa. ¡Repentinamente, un hombre voló desde el exterior!

La forma en que el hombre voló era un poco extraña. Parecía que no había volado por sí mismo, sino que había sido pateado por otra persona. Cuando aterrizó, estaba en medio de Gu Xijiu y Qian Lingyu. Gu Xijiu no estaba preparada para eso y casi fue golpeada por él.

Dio un paso atrás y cuando miró claramente al hombre, se sorprendió, “¡Mensajero Chenge!”

Él en secreto estaba maldiciendo a su maestro en su corazón, pero aún mostraba su amable rostro a la multitud, “Señorita Gu, puedo hacer esto. Déjeme ayudarte”.

Sin esperar la respuesta de Gu Xijiu, tomó al gusano venenoso de ella. Cuando miró al demonio, se sintió disgustado e inconscientemente giró su cabeza.

De alguna manera, admiraba a Gu Xijiu, que sabía cómo manejar ese tipo de criaturas repugnantes. ¡De hecho, el Mensajero Chenge no sabía cómo manejar al gusano venenoso, pero el Señor rápidamente le había enseñado antes de ser pateado en medio de la multitud!

No era fácil ser elegido como un mensajero del Señor. Por tanto, Mensajero Chenge también era uno de los mejores talentos en ese continente y era capaz de aprender muy rápido.

También era muy brillante y adaptable a las situaciones. Podía ser alguien muy tranquilo, adorable, elegante e incluso bastante loco. Él podía cambiar su papel de acuerdo con lo que el Señor necesitará.

Por ejemplo, en ese momento estaba actuando de una manera que sugería que sabía lo que estaba haciendo. Estaba sosteniendo el gusano venenoso en su mano derecha y usó su mano izquierda para quitarle la camisa a Ling Qianyu.

Mientras se veía serio y feroz, Ling Qianyu estaba asustado e inconscientemente se cubrió el pecho con las manos.

El Mensajero Chenge estaba impaciente. Tiró de Qian Lingyu y dijo, “¿de qué tienes miedo? ¡Somos hombres y no te mataré! ¡Por favor siéntate apropiadamente! ¡Capturaré al gusano de tu cuerpo!”

Qian Lingyu miró hacia sangriento gusano rojo frente a él. ¡Estaba muy nervioso porque los gusanos eran uno de sus mayores miedos!

Su poder espiritual estaba en el nivel seis. Usualmente, él fácilmente podía matar a un tigre con sus propias manos, pero en ese momento, era como un pollo débil frente al Mensajero Chenge. Quería luchar, pero estaba asustado.

Trató de buscar la ayuda de Gu Xijiu, “Xijiu… ¿Puedes… puedes hacer el tratamiento…?” Prefería que Gu Xijiu examinara su pecho. Más importante aún, no sabía si el Mensajero Chenge sabía cómo eliminar el gusano venenoso.

Qian Lingyu no estaba muy seguro de la habilidad de Gu Xijiu para curarlo. Pero en cuanto al Mensajero Chenge, él sólo había escuchado que era bueno para matar gente e incluso pelar su piel cuando los castigaba.

Para eliminar al gusano venenoso, el anfitrión del gusano debía estar en calma y en estado de meditación para que el tercero pudiera atraer fácilmente al gusano fuera de su cuerpo.

Obviamente, la condición actual de Qian Lingyu no era la adecuada para eliminar al gusano. Gu Xijiu camino al frente y dijo, “déjame hacerlo”.

Sin embargo, el Mensajero Chenge no le daría la oportunidad de hacerlo o de lo contrario sería asesinado por el Señor.

Trató de esconder su ira en contra de Qian Lingyu y le habló gentilmente, “chico bueno, no tengas miedo. Estoy tratando de ayudarte, no de matarte. Tienes que escucharme y meditar adecuadamente para que yo pueda eliminar el gusano de ti”.

Cuando él deliberadamente suavizó su voz, sonó un poco forzado.