VVC – Capítulo 558

0

Capítulo 558: Gu Xijiu, ¿tienes miedo de mí? 2


Gu Xijiu no discutió de nuevo con él, sino que dijo ‘sí’ y caminó hacia la mesa. Agarró un pastel y comenzó a masticar. Estaba delicioso, pero sólo logró terminar dos.

Luego se despidió del Señor después de darle las gracias.

Desde que entró, sólo lo saludó y le dio las gracias – ¡eso fue muy cortés!

Sin embargo, parecía que el Señor fue quien hizo eso…

Él fue quien le recordó que había una brecha entre sus identidades.

“Gu Xijiu, ¿pensé que dijiste que me considerabas tu padre?”

¿Tratas a tu padre tan cortésmente como esto? Él sabía que siempre volvía loco a su padre (Gu Xietian).

“No, yo estaba equivocada. No me atrevo a tomarte como mi padre…”

“¿Entonces qué?”

“Mi abuelo”. Gu Xijiu dijo honestamente, ya que realmente lo veía como su antepasado.

El Señor estaba bebiendo té y casi se atragantó cuando dijo eso…

Gu Xijiu luego sintió el cuidado y la calidez del Señor como si fuera un abuelo cariñoso hacia ella.

Él le arrojó un libro enorme y pesado, dijo suavemente que terminara y entendiera eso en seis días, antes de hacerle una prueba.

Si no podía hacerlo, la sentenciaría con un fuerte castigo. Tendría que correr alrededor del Salón Tianju con una pierna durante diez vueltas. Fueron 20 millas por una vuelta, lo que significaba que necesitaría correr 200 millas…

¡Qué horrible castigo!

¡Gu Xijiu se enterró en el libro desde que regresó a su casa!

Sin embargo, el mejillón no pudo quedarse quieto. Se colgó de su ropa y pensó que irían a caminar, pero Gu Xijiu lo ahuyentó porque necesitaba usar su tiempo sabiamente.

El mejillón estaba decepcionado, así que visitó a Lu Wu.

Tristemente, Lu Wu todavía era joven y necesitaba más sueño. Sin embargo, no le gustaba dormir con el Llamador del Viento y en su lugar secretamente se metió en la manta de Gu Xijiu para acurrucarse.

Parecía ser adicto al aura humana cuando mientras se apretaba en la manga de Gu Xijiu y continuaba durmiendo incluso cuando ella despertó.

El mejillón pensó que podía conseguir a Lu Wu como una montura gratis, por tanto, tiró de su cola para despertarlo. ¡Sin embargo, eso no le gustó y rasguño al mejillón, ya que estaba enojado! ¡La concha del mejillón casi se había quebrado por el rasguño!

El mejillón no se atrevió a molestarlo nuevamente y se regresó para encontrar al Llamador del Viento.

El Llamador era una buena madre, no iría a ninguna parte si su hijo había elegido quedarse. Sólo quería quedarse en la casa de Gu Xijiu.

El mejillón se marchó enojado.

Gu Xijiu no se molestó porque estaba ocupada estudiando. Estudió hasta el anochecer y finalmente se dio cuenta de que un día había pasado, cuando su estómago comenzó a retumbar.

Dentro del período, Lu Wu se agotó así que tan bien tenía hambre. Intentó tirar del vestido de Gu Xijiu pero ella no respondió. Por tanto, decidió encontrar su comida él solo. Sin embargo, el Llamador del Viento también lo siguió.

Por tanto, cuando Gu Xijiu salió de su libro, se dio cuenta de que estaba sola en la casa y que ninguna de sus tres mascotas había regresado.

No estaba preocupada en absoluto y los tres no eran fáciles de ser intimidados.

Además, al mejillón le gustaba cazar, por lo que probablemente fue a cazar.

En cuanto a Lu Wu, aunque todavía era joven, era un ser majestuoso de nivel ocho. Las bestias de los alrededores estaban asustadas y no sería intimidado especialmente cuando el Llamador del Viento estaba allí.

Sólo se las arregló para comer dos pasteles que El Señor le dio esa mañana y estaba muerta de hambre en la medida en que su visión se vio ligeramente afectada.