Capítulo 363: ¿La usó deliberadamente para fastidiar a otro?


Una vez que se sentó, Di Fuyi empujó una copa de vino y dijo, “esto es para ti”.

Gu Xijiu siempre sintió que él no tenía buenas intenciones. Miró el vaso y el vino dentro, antes de mirar a Di Fuyi nuevamente. No entendía qué era lo que estaba mal con él.

Él le dijo antes que nunca compartía su copa con otras personas, pero ahora…

¿Podría ser que él haya discutido con Yun Qingluo y la estuviera utilizado deliberadamente para fastidiarla?

El material del vidrio era extremadamente especial. Gu Xijiu no pudo distinguirlo, pero sabía que debía ser muy raro y precioso.

El patrón en el vidrio también era especial. Si fue tallado por el maestro tallador, él podría necesitar tres años para completarlo.

¿Lo tiraría después de que ella hubiera usado un vaso tan precioso?

Había escuchado que una vez que su pertenencia era utilizada por otras personas, la arruinaría sin pensarlo dos veces.

Pensó en el otro set de vino que había destruido y dudó por un momento.

“¿Qué ocurre? ¿Tienes miedo de que te envenene?” Di Fuyi ignoró las miradas de la gente a su alrededor. Usó su mano para apoyar su barbilla y miró a Gu Xijiu.

“No, me has malentendido”. Gu Xijiu tomó el vaso para beber el vino y le devolvió el vaso vacío.

No quería pensar demasiado. Si él quería destruirlo, tampoco tenía nada que ver con ella.

Ahora, Di Fuyi se sintió satisfecho. Tomó su propia copa para beber, “esta bebida se considera tu regalo de despedida”.

“Gracias”. Gu Xijiu casualmente le dio las gracias, pero en realidad no quiso decir lo que dijo.

Como era una despedida, otras personas también llevaron sus regalos. La mayoría de ellos le habían pasado sus regalos que eran preciosos y raros. Básicamente, la mayoría fueron para autodefensa y desintoxicación. Incluso la recién llegada, Yun Qingluo, le dio una botella de buena medicina para aliviarla.

En cuanto al Maestro Celestial Zuo, no tenía nada que darle excepto una copa de vino. Era demasiado tacaño para él.

Cuando el Maestro Celestial Zuo le pidió a Gu Xijiu que se sentara y bebiera con él, todos se sorprendieron y aturdieron, hasta que dijo la última oración – todos se sintieron aliviados.

Yun Qingluo quien se sentó enfrente también levantó su vaso y brindó por Gu Xijiu, “Señorita Gu, aquí te deseo un viaje seguro. Para cuando vuelvas, te trataré de nuevo con una comida”.

“Gracias”. Gu Xijiu también le dio las gracias e indicó al criado que estaba a su lado que le trajera vino.

Sólo sirvió el vino de la jarra de Di Fuyi para él, pero no para ella.

Según lo que dijo, sólo le había permitido beber un vaso. Si bebía el segundo vaso, podría desencadenar su enojo y él la regañarla en el acto. No quería avergonzarse en público.

Por tanto, era más seguro para ella usar su propio set de vino.

Di Fuyi la miró. A pesar de que estaban sentados muy cerca uno del otro, ella se sentó muy recta y se mantuvo a una distancia de un brazo de él. Aparentemente, deliberadamente mantuvo su distancia para evitar sospechas…

Él tenía un pensamiento profundo. Alzó su mano y la jarra de vino sobre la mesa flotó y vertió vino en su vaso automáticamente. Luego empujó el vaso frente a ella, “te he dado un brindis justo ahora, ¿no quieres darme uno a cambio?”

Gu Xijiu permaneció en silencio. Ni siquiera había bebido el vino brindado de Yun Qingluo todavía y él ahora quería cortar la cola. ¿Era eso lo correcto?

Vaciló por un momento. Sin embargo, Di Fuyi levantó el vaso y la miró. Obviamente, él estaba esperando que ella le diese un brindis.