VVC – Capítulo 291

0

Capítulo 291: ¡Alguien lo había usado!


El Emperador inmediatamente emitió un decreto, “Gu Tianyi ha descuidado todas las moralidades, ha entramado a su hermana y secretamente instruyó a otras a insultar al discípulo de El Señor. Merece el castigo por el bien de la justicia. ¡Alguien, por favor derríbenla! ¡Remuevan su lengua y destruyan su Kung Fu! ¡Envíenla a la tierra de la nieve después de destruir sus tendones! En cuanto al resto, quítenle a todas sus lenguas y échenlas de la ciudad, ¡nunca más les permitan entrar a la capital!”

El ejército real respondió inmediatamente y luego se los llevó.

¡Gu Tianyi estaba asustada! Quería suplicar por perdón, pero se sentía entumecida. Había sido arrastrada impotentemente con un trapo metido en la boca por el ejército real.

Esa fue una gran advertencia para los demás, ya que aquellos que también habían insultado a Gu Xijiu previamente se asustaron e inmediatamente cerraron su boca.

La prueba finalmente había terminado. Gu Xijiu pasó junto a Qian Yueran antes de bajar del escenario, “has sido alcanzado por magia”.

Qian Yueran quedó atónito y preguntó, “¿q… qué?”

Gu Xijiu sonrió y luego se fue sin dar una respuesta.

Qian Yueran quedó atónito por un tiempo. Alguien tocó su hombro, Di Fuyi dijo, “¡te dije que habías perdido la cabeza, regresa y reflexiona sobre ti mismo!”

Qian Yueran permaneció en silencio.

Como discípulo del don celestial y también el Señor Supremo de Jiuxing, su vida era rica en muchas experiencias y conocimientos diferentes. ¡Meditó y se dio cuenta de algo después de recordar lo que había hecho anteriormente!

¡Maldición! ¡Alguien lo había usado!

¡Él trató de descubrirlo y finalmente se dio cuenta de que la única magia que podía controlarlo era la Magia de Agua!

¿¡Magia de Agua!?

La magia era como el agua, capaz de infundirse en el torrente sanguíneo y controlar parte de la mente. Podía llevar a una persona a decir algo que usualmente no solía decir.

Repentinamente, ¡sus dedos se apretaron!

¿Quién diablos se atrevió a hacerle eso?

¿¡Quién fue el que arrojó magia en él!?

No había muchos magos en el mundo, sólo unos pocos miles de personas la practicaban.

Sin embargo, ¡casi cada uno de entre pocos miles conocía la Magia de Agua!

Sería como buscar una aguja en un pajar para descubrir quién era el culpable…

Leng Xiangyu estaba deprimida y siguió a la multitud para salir de la plataforma. No escuchó nada, incluso cuando las personas que estaban sentadas en la misma plataforma se burlaron de ella. Se dio cuenta de que tenía las piernas entumecidas y que era incapaz de mantenerse en pie.

¡Casi se cae y se estrella en contra de Gu Xietian!

Ahora se sentía aún más entumecida e inconscientemente inclinó sus rodillas para saludar, “General”.

Gu Xietian estaba tan enojado cuando vio a Leng Xiangyu.

¡Debió ser ella quien causó problemas a sus hijas, una por una!

¡Si no fuera por ella, Gu Tianyi no se habría comportado así y tampoco Gu Tianqing haría algo tan embarazoso!

¡Gu Xietian la habría abofeteado si no hubieran estado en público! En ese momento, dijo, “¡te enseñaré una lección cuando estemos en casa!” Después subió a su carruaje y le dijo al conductor que se fuera.

Leng Xiangyu se sentía deprimida. Como ella fue con su hijo, consiguió su propio carruaje.

Entre todas las otras hijas, Gu Tianyi estaba más cerca de ella, mientras que el resto había estado tratando de evitarla.

Sus piernas estaban entumecidas. Sin embargo, ninguna de sus otras hijas estaba dispuesta a ayudarla y más bien se rieron de ella en su lugar.

Intentó con todas sus fuerzas subir al carruaje. Repentinamente, ¡se sorprendió!

¡Vio a la dama vestida de rojo aparecer bajo el porche otra vez!

¡Llevaba el mismo atuendo con un sombrero con velo que cubría su rostro!