VVC – Capítulo 257

0

Capítulo 257: ¡Había estado completamente expuesta!


“Su cuerno puede desintoxicar tus venenos. ¡Corta el cuerno y envenénalo nuevamente para matarlo!” Finalmente, Di Fuyi habló.

No obstante, Gu Xijiu estaba demasiado ocupada como para buscar la posición de Di Fuyi en ese momento. Inmediatamente se recompuso y se lanzó hacia el cuerno para cortarlo. Después de más de 10 intentos, ¡finalmente cortó el cuerno del Mastín Trueno Sangriento!

Como el sable de Gu Xijiu estaba envenenado, el Mastín fue envenenado después de que le cortaron su cuerno. Sangre púrpura oscura salió de su herida y goteó en el suelo un momento después. Después de algunas patadas y forcejeos, finalmente dejó de moverse.

“¡Maestra, eres tan genial!” ¡La Piedra del Firmamento no pudo evitar elogiarla con admiración! ¡No había pensado que el movimiento corporal de su maestra podría ser tan bueno! También era tan hábil al usar su sable.

En ese momento, ¡su maestra parecía como si un demonio la poseyera! ¡Su mirada asesina era aterradora!

Gu Xijiu estaba satisfecha con su logro y sonrió. Sin embargo, sus piernas se tambalearon. La duración total de la pelea duró aproximadamente una hora y forzó a Gu Xijiu a utilizar todos los métodos y técnicas de kung fu que conocía. ¡También usó su fuerza! Cuando finalmente mató a esa bestia feroz, pudo exhalar un suspiro de alivio. Estaba tan agotada que se sentó en el suelo a descansar.

La pelea inició tan rápido sin previo aviso que Gu Xijiu no tuvo tiempo de usar su ropa apropiadamente. Lucía como un caballero mongol con uno de sus senos revelado. Afortunadamente, estaba sola en el lugar. ¡De lo contrario, eso sería vergonzoso!

Repentinamente, recordó que había escuchado a Di Fuyi en ese momento. Aparentemente, estaba cerca y vio la pelea, ¡pero eso no fue lo único que vio! ¡El rostro pálido de Gu Xijiu se convirtió instantáneamente en un rostro enojado! ¡Mierda, ella se había expuesto!

Rápidamente se vistió a pesar de su cansancio, pero justo cuando se las arregló para ponerse sus dos mangas, ¡vio una silueta y un hombre se arrojó hacia ella!

Gu Xijiu se sorprendió, pero sus sentidos estaban alerta cuando olfateo una fragancia familiar.

¡Era Di Fuyi!

¡¿Estaba loco?!

“¡¿Qué estás haciendo?!” ¡Gu Xijiu gruñó enojada! ¡Quería darle una bofetada!

Sin decir una palabra, ¡sostuvo su pequeña mano y la besó!

Se movió tan rápido que Gu Xijiu no pudo evitarlo. Ella nunca había esperado que él actuara de una manera tan poco profesional y en semejante momento tan extraño. Sus dientes se aflojaron con facilidad y sin mucho esfuerzo, su lengua se escurrió en su boca.

Era raro que Gu Xijiu se quedara estupefacta en tal medida, ¡pero en esa ocasión, indudablemente se conmocionó! Sólo después de un tiempo pudo reaccionar. ¡Estaba tan enojada que trató de morderle la lengua!

¡Di Fuyi era consciente de su intención y rápidamente retiró su lengua a tiempo! Sin embargo, ¡todavía calculó mal y subestimó la velocidad de Gu Xijiu mientras le mordía sus labios!

Un olor a sangre llenó el aire entre sus bocas. Di Fuyi todavía la estaba abrazando fuertemente, pero cuando Gu Xijiu quiso patearlo, rápidamente habló, “¡Acabas de fastidiar el nido de los Mastines Trueno Sangriento! ¡Rápido, teletranspórtate ahora!”

Gu Xijiu se sorprendió por sus palabras y de pronto escuchó sonidos procedentes de los arbustos. Pudo ver un par de ojos rojo sangre acercándose a ella mientras una ráfaga de pequeños ojos rojos llenaba un arbusto cercano.

¡Maldita sea!

Tomó toda su energía aniquilar a un mastín antes, ¡pero ahora había más de 20 escondidos en los arbustos! Gu Xijiu ni siquiera pensó en nada mientras se teletransportaba.

Mientras tanto, las muchas bestias se lanzaron desde los arbustos hacia donde estaba parada, pero como Gu Xijiu había desaparecido, se chocaron entre sí. Al recuperar la compostura, estaban buscando agresivamente a su enemigo, pero la chica que mató a su compañero ya se había escapado.