Capítulo 233: ¡Eso debe ser estar celoso!


Long Siye dijo, “Lo traeré”.

Después de caminar dos pasos hacia adelante, se detuvo y se giró para mirar a Gu Xijiu. Estaba preocupado por ella. Entretenida, Gu Xijiu dijo, “no se preocupe por mí. Iré con usted”.

Justo cuando estaba a punto de ponerse de pie, una mano sujeto su muñeca. Di Fuyi sonrió y dijo, “no es necesario que dos personas vayan y tomen una botella de licor”.

Gu Xijiu se burló. Eso debe ser estar celoso. Di Fuyi agarró con fuerza su muñeca en esa ocasión así que ella sabía que no podía deshacerse de él. Agitó su mano y dijo, “Señor Supremo, por favor consígalo por usted mismo. El Maestro Celestial Zuo debe estar preocupado de que podamos escapar juntos…”

Long Siye contuvo su aliento y luego miró a Di Fuyi, “desde que accedió a hacer la prueba, no deberías darle problemas innecesarios, ¿cierto?”

Di Fuyi respondió vacilante, “no tengo planes de hacerle nada todavía, pero si sigues hablando tanto, cambiaré de opinión”.

Long Siye no habló más y rápidamente se giró y salió de la habitación. Gu Xijiu miró a Long Siye y sintió una sensación complicada que ella no pudo expresar. Bruscamente, el agarre en su muñeca se volvió tan firme que comenzó a lastimarla. Gu Xijiu luchó y gritó, “¡me estás lastimando!”

Di Fuyi aflojó su palma pero no la soltó, “bebé, no es bueno mirar a otro chico en frente de tu prometido”.

Gu Xijiu lo desafió, “¿crees que soy una lunática? Sé que el matrimonio que propusiste es falso”.

“¿Por qué piensas eso?”

Gu Xijiu miró el anillo negro brillando en su dedo y dijo, “¿¡no es ese un anillo de compromiso!? Parece estar hecho de cabello negro”.

Di Fuyi miró el anillo en su dedo, después la miró y sonrió, “bebé, estás muy bien informada. Sin embargo, ¿alguna vez has visto un anillo encantado hecho de jade negro? Si era un anillo de compromiso como dijiste, se supone que este hecho de cabello negro, ¿cierto?”

“¿¡Quién sabe!? Ese podría ser uno de tus trucos”. Gu Xijiu dijo fríamente.

Di Fuyi suspiró, “parece que tú reconocerás nuestro matrimonio hasta que encuentre tú anillo”.

Gu Xijiu se sirvió una taza de té mientras decía, “eso no es verdad, ¿qué quieres que diga?”

“¿Estas vacilando debido a Long Siye?”, preguntó Di Fuyi.

Gu Xijiu sonrió y no dijo nada.

Su silencio fue tratado como una aceptación. Di Fuyi frunció su ceño y dijo, “¡es imposible para ti estar con él!”

Si no fuera posible para Gu Xijiu estar con Long Siye, ¿¡era posible que Di Fuyi estuviera con él!?

Gu Xijiu agito tranquilamente el vaso con su dedo y preguntó, “Uh, ¿es así?”

Luego, sonrió y dijo, “de hecho, incluso si el matrimonio que propones es cierto, es poco probable que nos casemos. Si poseo un don celestial, no entraré en el Bosque Oscuro en los próximos dos años. Y si no lo tengo, probablemente perderé mi vida dentro del Bosque Oscuro, ya que es casi imposible para mí escapar. Por tanto, el matrimonio no será factible y no necesitaremos perder el tiempo pensando en ello”.

Di Fuyi lo miró con ojos brillantes, “¿estás en contra de mi propuesta?”

Gu Xijiu no negó, “¡Sí!”

Di Fuyi permaneció en silencio.

Luego sonrió, “¿sabes que hay tantas mujeres en este continente que serían honradas al casarse conmigo pero que nunca tendrán la oportunidad?”

Gu Xijiu se rio sarcásticamente y dijo, “te felicito por tu buen mercado. Puedes elegir entre todas ellas”.