VVC – Capítulo 1084

0

Capítulo 1084: Prueba 2


«¿Tuviste un aturdimiento?» El Gran Señor giró para revisar cómo estaba. Sus malvados ojos estaban sonriendo mientras continuaba, «casi termino lastimándote, ¿estás bien?”

Gu Xijiu frunció sus labios. «¡Estoy bien!» Sonaba entumecida. Aparentemente, estaba asustada y molesta.

El Gran Señor suspiró. «Entonces está bien. ¿Hacemos un movimiento y discutimos nuestro proyecto?»

Gu Xijiu sonrió. «Creo que no debería involucrarme demasiado contigo, oh Gran Señor, especialmente porque eres tan poderoso». Después se marchó sin mirar atrás.

El Gran Señor quedó atónito y no dijo ni una palabra. Era la primera vez que le dieron un hombro helado. Todavía estaba en estado de aturdimiento mientras la veía marcharse.

Entendió que aunque había perdido sus recuerdos, su inteligencia todavía seguía allí. Debe haber descubierto que él estaba haciéndole una broma a sus espaldas. Por tanto, era normal que estuviera molesta.

«¡Mi Gran Señor, esta pequeña es demasiado! ¡Deberías enseñarle una lección!» Uno de los discípulos se adelantó y sugirió con la intención de complacerlo.

El Gran Señor lo miró y sonrió. Su apariencia era suave pero malvada. No sólo se miraba educado, sino que también era muy bueno con sus subordinados.

De hecho, el discípulo estaba trabajando bajo Long Fan. Por tanto, era difícil para él ver al Gran Señor y no estaba familiarizado con sus gustos y disgustos. Por eso, tuvo las agallas de decir lo que pensaba.

El Gran Señor tenía rasgos muy atractivos y lucía encantador cuando sonreía. El discípulo era un pervertido y estaba asombrado con sólo verlo. «Mi Gran… Señor».

Él dijo, «¿crees que deberías abrir tu boca?» Su voz era muy gentil, pero era fría como el hielo.

El discípulo quedó atónito y vio al Gran Señor mover su manga antes de él incluso pudiera responder. Era tan suave como la brisa de la primavera, y… y los dos discípulos que estaban peleando en contra de los dos monstruos se convirtieron en un charco de agua…

El resto de discípulos que estaban en la plaza inmediatamente dejaron de susurrar y ni siquiera se atrevieron a respirar fuerte.

El Gran Señor raramente iba a la plaza e incluso si decidía ir a la plaza, iba vistiendo una capucha blanca y un manto blanco. Nadie podría ver su figura o siquiera su aspecto y nunca antes había estado tanto tiempo en el lugar. Por tanto, la mayoría de los discípulos estaban más familiarizados con Long Fan en comparación a él.

Respetaban a Long Fan, pero al mismo tiempo le tenían miedo. Por otro lado, se sentían bastante distantes del Gran Señor. En esta ocasión, el Gran Señor se había quedado por dos días y no parecía tener ninguna intención de marcharse. ¡Lo extraño era que incluso había revelado su apariencia en esta ocasión!

Si no fuera Long Fan quien se había dirigido a él respetuosamente como ’Gran Señor’, no habrían sabido que ese caballero era, de hecho, su maestro.

¡Estaban muy asustados de él ahora que se habían dado cuenta de quién era! Su Kung Fu era tan aterrador que sintieron que lo mejor para ellos era mantenerse alejados…

¿Quién demonios era ese Gran Señor?

Gu Xijiu no pudo evitar preguntarse.

Su cuerpo estaba completamente hueco. ¿Era un alma?

Debía ser una persona poderosa…

Gu Xijiu fue hospedada en una habitación para chicas. Estaba asombrada ya que nunca imaginó que una habitación pudiera ser decorada tan hermosa como esa a pesar de que había sido construida bajo tierra. La habitación había sido diseñada de acuerdo con su estilo favorito en los viejos tiempos.

Era similar al diseño de la habitación en la que se hospedó cuando estaba en el Salón Tianju e incluso el color de los muebles era casi el mismo que el de su habitación anterior.

Long Fan preguntó mientras la llevaba a la habitación. «¿Te gusta?»