VVC – Capítulo 1051

0

Capítulo 1051: ¿Estás herida? Así que sabes que es doloroso, ¿eh?


Ella podía sentir el dolor fluyendo por todo su cuerpo. Su cuerpo tembló y cayó en el suelo. Afortunadamente, Gu Xijiu tenía un poder espiritual cercano al nivel ocho. Por tanto, su cuerpo dio una respuesta natural al peligro cuando sus músculos se tensaron y contrajeron para responder incluso antes de que su cerebro pudiera reaccionar cuando la cuchilla penetró su piel.

Ye Hongfeng había querido clavarle el cuchillo en el corazón, pero Gu Xijiu fue afortunada ya que el cuchillo apenas falló en su corazón por algunas pulgadas.

Gu Xijiu aplicó una poderosa fuerza en la cabeza de Ye Hongfeng que la hizo volar hacia un gran árbol cercano. ¡Si golpeara el árbol, su cabeza se abriría como una sandía aplastada!

Una sombra blanca apareció en medio del aire y sujeto a Ye Hongfeng. Inmediatamente cayó en sus brazos y aterrizó en el suelo.

«¡Hermano Long Xi, lo logramos! ¡Tengo la sangre justo de su corazón!» Ye Hongfeng vitoreó en sus brazos y luego se abrazó de su cuello.

Gu Xijiu apenas podía mantenerse de pie en su estado actual. Inmediatamente alzó su cabeza y los miró fijamente mientras escuchaba a Ye Hongfeng riendo. No podía creer lo que acababa de ocurrir.

El rostro de Long Siye estaba extremadamente pálido mientras la miraba. Sin embargo, permaneció en silencio y ni siquiera se molestó en avanzar para revisarla.

Ye Hongfeng estaba apoyada en los brazos de Long Siye y se apoyaba en contra de su pecho como si fuera un gatito. Todavía estaba sosteniendo el cuchillo. Aparentemente, fue personalizado para sostener un pequeño tubo en la cuchilla. Ahora el tubo estaba lleno de su sangre.

“¿Por qué?” Gu Xijiu se dio cuenta de que su visión era borrosa, pero intento lo posible para soportarlo. Apretó su puño con fuerza y preguntó con una voz ronca mientras miraba a Long Siye, «¿por qué?»

«Es bastante simple, Gu Xijiu. ¡Lo que requerimos para recuperar los músculos de la Bestia del Hada Plata no es la sangre de una virgen sino la sangre fresca directamente de tu corazón! Sólo entonces podremos obtener los músculos buenos necesarios para hacer el mejor Bastón de Espíritus. El Hermano Long Xi sabía que mi Kung Fu es débil. Por tanto, quería hacer un bastón para mí. Sin embargo, anteriormente no teníamos suficientes ingredientes, pero te ofreciste voluntariamente para conseguirlo…» Ye Hongfeng rio mientras explicaba.

«¿Es verdad?» Gu Xijiu no se preocupó por ella y centró su atención en Long Siye.

Long Siye la miraba fijamente y su rostro estaba pálido como un trozo de papel blanco. Lentamente formó una sonrisa. «¿Estás herida? ¿Ahora sabes lo doloroso que es?»

Aunque no respondió a su pregunta, tampoco lo negó. ¡Gu Xijiu inmediatamente dio un paso atrás! El cuchillo que le clavaron en la espalda no solo parecía extraño, sino que había algo más en la cuchilla. Sus heridas eran extremadamente dolorosas, como si miles de abejas estuvieran picándola. Su frente rápidamente fue cubierta con una capa de sudor y su rostro se estaba poniendo más pálido.

Aunque el cuchillo no atravesó directamente su corazón, había rozado su orilla. ¡Acoplada con la cuchilla que penetraba a través de su pecho desde la espalda, ya habría caído en coma si no fuera por su fuerte poder mental y espiritual!

Se sentía extremadamente mareada, pero mordió sus labios para no caer inconsciente. ¡Gu Xijiu sabía que ambos querían que muriera, pero no podía rendirse tan fácilmente! Di Fuyi todavía la esperaba en el hotel…