VVC – Capítulo 1033

0

Capítulo 1033: ¿Usas esto a menudo para mirar dramas?


“Independientemente de la vida o la muerte, todo ha sido destinado. No voy a interrumpir el curso de la vida”, dijo Di Fuyi en tono serio.

“¿Estás diciendo que vas a ver como Rong Che asesina al Emperador?”

Di Fuyi puso su brazo sobre su hombro y le ofreció un consejo, “como practicantes metafísicos, no debemos involucrarnos en eventos relacionados con el cambio de régimen y poder imperial. Debemos aprender a mirar y no hacer nada, incluso en los casos donde las vidas de otros se ven perjudicadas en el proceso. En cualquier caso, el Emperador no lograra vivir más de diez días. Si está destinado a morir en manos de su hijo, nada de lo que hagamos será capaz de cambiar su destino”.

Gu Xijiu apartó su mano, “no seas tan pegajoso todo el tiempo. Si se convierte en un hábito, serás expuesto inmediatamente a los ojos de alguien con malas intenciones. Si alguna vez llega ese punto, no seré capaz de aclarar las contradicciones incluso aunque quiera”.

“No te preocupes. Trataré de controlarme cuando estemos fuera. No hay nadie aquí en este momento”, dijo Di Fuyi sonriendo.

“¿Y si viene Long Siye o alguien más para vernos?”

“No te preocupes. He hecho los arreglos necesarios para asegurarme de que nadie nos vea o nos escuche. Ven, continuemos viendo el drama”. Di Fuyi se enderezó su rostro para ver directamente la pantalla. Después le dio un puñado de semillas de melón como bocadillo.

Gu Xijiu quedo sin palabras. Fijó su atención en la tabla de jade, “¿usas esto a menudo para ver dramas?”

“En ocasiones”. La mayoría del tiempo, estaría involucrado personalmente en el asunto. Otras ocasiones, la tableta servía como una aproximación de control para sus seguidores.

La tablilla de jade era comparable a la cámara de vigilancia más avanzada. Podía capturar toda la escena en el salón claramente y a fondo sin ningún ángulo muerto. Ella no tenía ni idea de cómo funcionaba.

“¿Cuántas tablillas de jade tienes? ¿Has instalado una en cada una de las habitaciones de los Emperadores de los diferentes reinos?” Gu Xijiu lo miró cuestionándolo con una ligera incredulidad.

El emperador a menudo dormía con sus concubinas en su dormitorio y por tanto a menudo había actos eróticos y en vivo ocurriendo en la habitación.

Di Fuyi le lanzó una mirada. Entonces frotó la cabeza de ella y dijo, “¡qué pensamiento tan impuro! ¿Me veo como alguien sin nada que hacer? Sólo lo uso en ocasiones especiales. La que está mostrando al Emperador acaba de ser colocada ayer por la noche”.

Alzó rápidamente sus brazos y frotó su cabeza con facilidad. Gu Xijiu detuvo sus manos en movimiento y lo miró con una ligera sonrisa, “dime, ¿alguna vez me has colocado una tablilla de jade de vigilancia?” Parecía la clase de persona quién haría algo así.

Di Fuyi vaciló. Con una tos, dijo, “estás pensando demasiado. ¡Muy bien, observemos el drama! ¡Mira! Rong Che ha comenzado a hacer su movimiento”.

Justo como Di Fuyi había esperado, Rong Che había despertado al Emperador mientras estaban ocupados en su charla. Estaba tratando de convencer al Emperador para que preparara un testamento.

El Emperador era un hombre con muchas concubinas e hijos. Excepto por los brillantes, Rong Che, Rong Jialuo y Rong Chu, él todavía tenía otros cinco hijos. Aunque no tenían intención de heredar el trono, sus fuerzas nunca debían ser subestimadas, especialmente el séptimo hijo cuyo nombre era Rong Huan. Aunque no era tan conocido como Rong Che, era más viejo. Según el orden de antigüedad en su familia, Rong Huan sería el siguiente en la línea para tomar el trono después de la muerte de Rong Jialuo y Rong Chu. Por tanto, sería más lógico para él que el Emperador preparara un testamento para nombrarlo sucesor al trono.

El Emperador estaba severamente golpeado por un dolor abrumador, tanto que había caído en un trance. La pluma estaba sacudiéndose bajo su temblorosa mano. Era una lucha para él incluso escribir una palabra.

“¿Ha recurrido Rong Che a la violencia y la traición hacia el Emperador?” Gu Xijiu no pudo contener su pregunta ante Di Fuyi.

Él le dio una pista, “ven a ver la sien del Emperador. ¿Ves alguna diferencia?”