USAW – Cap. 102

0

Capítulo 102: Matarlos de inmediato

«¡Él tiene un cómplice! ¡Estén atentos si aparecen más, no permitan que ninguno de ellos se escape!»

Un Alma Sprite Inicial y uno Intermedio estaban liderando el grupo de persecución. Detrás de ellos había varios Alma Guerreros y Alma Personajes que sumaban hasta unas veinte personas. Sus auras podrían cubrir todo el cielo y alertar incluso a Bai Yunfei frente a ellos.

¡Esto no era indignación, sino intención asesina!

Bai Yunfei le dio un manotazo a Jing Mingfeng que pasaba a su lado. Con un gruñido, gritó: «¡Bastardo! ¿¡Qué hiciste!?»

La velocidad de Jing Mingfeng disminuyó un poco con este movimiento. Incluso la velocidad de Bai Yunfei bajo un poco, pero Jing Mingfeng se sacudió la mano que estaba en su cuello con algo de fuerza. Trató de explicarse como si fuera inocente de sus crímenes, «No lo sé tampoco, ¿de acuerdo? Solo había querido pasar el rato por una mansión, echar un vistazo por aquí y allá, ¡pero no creía que hubiera tantos expertos en ella! ¡Tan pronto como me vieron, comenzaron a perseguirme, me hubieran golpeado hasta la muerte si me hubiera quedado allí! De hecho, ¡Casi me muero un par de veces!»

Mientras hablaba, Jing Mingfeng de repente hizo una mueca de dolor y se agarró el hombro izquierdo con la mano derecha. Fue entonces cuando Bai Yunfei se dio cuenta de que el hombro izquierdo de Jing Mingfeng había sido atravesado con un arma, dejando atrás una herida de aspecto serio. A pesar de que el sangrado se había detenido, la mitad de su ropa ya había sido manchada por la sangre que había derramado antes.

«¿Realmente no hiciste nada?» Bai Yunfei agarró el hombro derecho de Jing Mingfeng y comenzó a usar sus Pisadas Superpuestas para aumentar aún más su velocidad.

Un destello de aprecio brilló a través de los ojos de Jing Mingfeng mientras asentía con la cabeza, «Realmente no lo sé. Ni siquiera tuve tiempo de hacer nada. En todo caso, cuando la gente del interior me vio, solo vi a dos de ellos discutiendo algo. Eran extremadamente fuertes, y estuve a salvo por un momento. En el siguiente momento, un gran grupo de personas comenzó a perseguirme de repente…»

Bai Yunfei estaba furioso con Jing Mingfeng en su corazón, pero no dudaba de las afirmaciones que estaba haciendo. Volteándose para mirar al grupo de personas que lo perseguía, había una mirada hosca en sus ojos. Había sido reconocido como cómplice de Jing Mingfeng. Si los dos fuesen alcanzados, entonces ni siquiera tendría tiempo de explicarse a sí mismo tal como estaban las cosas en este momento. Él sería golpeado y asesinado sin duda alguna.

«¡Nada bueno ha sucedido desde que me topé contigo!» Bai Yunfei miró a Jing Mingfeng. No quería nada más que darle un golpe en la cara, pero cuando vio la expresión de impotencia y pesar en la cara de Jing Mingfeng, dejó escapar un suspiro.«¡Resolveremos nuestras deudas más tarde! ¡Por ahora, tendremos que deshacernos de esos tipos detrás de nosotros!»

«Tu habilidad alma especializada en movimiento es lo suficientemente rápida, ve primero. Como su objetivo soy yo, los separaré y escaparé solo…» Jing Mingfeng miró al grupo que estaba detrás de ellos y luego se volvió hacia Bai Yunfei.

«¡Ni siquiera trates de pensar que eres tan repugnantemente justo! ¡¿De verdad crees que me dejarán ir?!» Bai Yunfei resopló. Luego, con una voz más suave, «¡Todavía quiero que le expliques a esa jovencita y tía los problemas que me diste! ¿¡No sabes que fui etiquetado como un pervertido por tu culpa!?»

«Er …» Jing Mingfeng parecía un poco avergonzado por eso, pero su gratitud por Bai Yunfei había aumentado de todos modos.

«Habla menos tonterías y corre más rápido. ¡Nunca los dejaremos de esta manera!» Instó Bai Yunfei.

De mala gana, Jing Mingfeng dijo: «Estoy herido, así que no puedo correr tan rápido. Por el bien quitármelos de encima antes, ya he usado la mayor parte de lo que mi viento elemental tiene para ofrecer…»

«¡Tsk!» Hubo un atisbo de ansiedad en la mente de Bai Yunfei. Si esto continuara, incluso si llegaran a las puertas de la ciudad, aún no podrían librarse de las personas que los persiguen. Si abandonara a Jing Mingfeng y huyera, entonces seguramente podría escapar de ellos. Sin embargo, este mismo pensamiento había sido revocado inmediatamente en su cabeza. Si él hiciera esto, entonces no sería mejor que alguien que sacrificaría a todos menos a sí mismo para salvar su propia piel. De hecho, él no haría tal cosa. Aún más importante, la situación aún no había llegado a un callejón sin salida a pesar de su ansiedad.

Sus ojos comenzaron a parpadear repetidamente. Tan pronto como llegaron a la entrada de una calle, Bai Yunfei ya había tomado una decisión. Con un movimiento de su mano derecha, dos anillos aparecieron en ellos. Empujándolos a Jing Mingfeng, él ordenó: «¡Póntelos!»

«¿Eh?» Jing Mingfeng había estado completamente enfocado en el terreno frente a él sin considerar nada más. Entonces, cuando Bai Yunfei tomó los anillos de repente, se quedo aturdido. Mirando extrañamente a Bai Yunfei, preguntó: «¿Qué dijiste?»

«¡Deja de hablar y ponte estos anillos! ¡Un anillo por mano!»

Al ver la cara seria de Bai Yunfei, las cejas de Jing Mingfeng se contrajeron como si estuviera pensando en algo. Sin más palabras, tomó los dos anillos y los puso rápidamente en sus dedos índices.

En el momento en que se puso los anillos, los párpados de Jing Mingfeng volaron sorprendidos. Asombrado, pudo sentir una sensación extraña llenar su cuerpo y aumentar por la fuerza su velocidad una fracción.

«¡Usa estas dos también!»

Esta vez, Jing Mingfeng no dudó en llevarse las dos pulseras que le entregó Bai Yunfei y se las puso rápidamente.

¡Su velocidad aumentó de nuevo!

……

«¿Qué… cómo podrían todavía acelerar en velocidad!» El Alma Sprite Intermedio no pudo evitar gritar cuando vio que los dos aumentaban su velocidad una vez más.

Después de varios minutos más persiguiéndolos, los dos hombres se alejaron cada vez más de ellos. Los cazadores revelaron miradas de preocupación cuando vieron que sus objetivos comenzaban a escapar. Con una mirada a los demás, uno de los cazadores comenzó a usar su soulforce para tratar de alcanzarlos.

«Ya no hay necesidad de perseguirlos…»

Justo en ese momento, se escuchó una débil voz en el aire detrás de ellos. Sorprendido, los hombres se detuvieron. Los otros en el grupo escucharon la voz también, haciendo que se detuvieran y miraran hacia atrás.

De pie varios metros en el aire, una figura en negro y otra en violeta llegaron caminando por el cielo.

La persona de la izquierda era un hombre de mediana edad vestido de violeta. Su cabello era ligeramente blanco, y una cicatriz de dos pulgadas se podía ver en el lado izquierdo de su rostro. Sin expresión y sin emociones, este era el hombre que acababa de hablar. Cada paso que daba por el aire vacío poseía un tinte de luz púrpura que se formaba debajo de sus pies como si se tratase de una plataforma sobre la que caminar.

El otro hombre estaba completamente vestido de negro, y su rostro era bastante difícil de distinguir. Similar al primer hombre, había un tenue resplandor de luz dorada bajo sus pies que le permitía atravesar el cielo.

Disminuyendo la velocidad, las dos figuras atravesaron otros cien metros antes de detenerse sobre el grupo de cazadores.

«Milord…» El líder llamó con reverencia.

El hombre de mediana edad asintió en reconocimiento. «Toma a tus hombres y regresa. Presta atención para asegurarte de que ningún otro cultivador alma haya sido alertado».

«¡Sí!» El grupo no dudó en responder. Sin más palabras, todos comenzaron a abandonar el área con velocidad.

«¿Qué piensas? ¿Escuchó eso de lo que estábamos hablando?» Ya sin preocuparse por el grupo debajo de ellos, el hombre de negro y el hombre de violeta comenzaron a caminar hacia Bai Yunfei y Jing Mingfeng, que todavía estaban huyendo.

«No importa si lo escucharon o no. Todo lo que se necesita hacer es matarlos». La figura de negro habló; había una voz distintivamente joven en él.

«Sí. Lo único que queda por ver es si tienen más compañeros. Vamos tras ellos por ahora. Si no hay más, los mataremos de inmediato».