RW – Capítulo 474

0

Capítulo 474: Maquina de Matar

Dos días después de la reunión, Iron Ax recibió una orden para probar nuevas armas.

Como el lado noroeste era vulnerable a los ataques de bestias demoníacas, el nuevo lugar para llevar a cabo la cesión de pruebas se estableció al otro lado del río Redwater. Cuando Iron Axe llegó allí, los guardias del príncipe ya habían rodeado el lugar con cuerdas de cáñamo y banderas rojas, ademas colocaron un punto de control en cada extremo del puente de acero. El personal no autorizado no tenia permitido entrar en esa área.

Obviamente, Su Alteza estaba tomando en serio la prueba de nuevas armas.

Iron Axe caminó rápidamente en la nieve irregular, y cada guardia que encontraba le dirigía una mirada amistosa. Al ver eso, no pudo evitar recordar la primera vez que participó en la prueba de rifles de pedernal. En aquel entonces, él no era nadie, y la gente del Reino de Graycastle estaba atenta y sospechaba de él porque era de la Nación de la Arena. Ya había vivido en la ciudad durante cinco años, pero solo había establecido relaciones con cazadores que vivían cerca de él debido a su experiencia con la arquería, y nadie lo conocía más allá del Viejo Distrito.

En ese momento, creía que viviría en reclusión en esa desolada ciudad como cazador hasta morir de viejo, o sería asesinado por bestias demoníacas. No esperó nunca que su alteza le tendiera su mano y le mostrara el poder del fuego y los trueno. Pronto,cambios comenzaron a suceder. Luchó contra bestias demoníacas en la Milicia, que después se convirtió en el Primer Ejército de la ciudad fronteriza. Fue promovido rápidamente de Jefe del Escuadrón Cazadores a Comandante del Primer Ejército. Para su gran sorpresa, y para compensar su mayor pesar por su vida, se encontró con la heredera del clan Osha, la Señorita Silvermoon, otra vez en la ciudad debido a la actitud abierta de Su Alteza hacia las brujas. Debido a esa confianza, reconocimiento y mejora de su destino, juró lealtad a su nuevo señor en lo profundo de su corazón.

En medio del campo de tiro, Iron Axe observo a Su Alteza Roland, a su Comandante de los Caballero, e inesperadamente a varias brujas de la Isla Durmiente.

«¡Su Alteza, Iron Axe lo saluda!» Se adelantó y saludó al príncipe.

El príncipe asintió y dijo: «Todos están aquí. Empecemos.» Le dio dos largos cañones a Iron Axe y Carter. «Es una de mis armas recientemente desarrolladas, todavía esta en la etapa de prototipo. Los números son limitados, así que tómenlos por turnos, por favor.»

Iron Axe estudió cuidadosamente el arma en su mano. Parecía similar a un rifle de revolver excepto que no tenía cartuchos.

Eso hizo que se preguntara si podía volver a cargar balas a través del cañón como los rifles antiguos.

«Se llama rifle de cerrojo», le explicó rápidamente Su Alteza. «Utiliza la nueva pólvora sin humo. El calibre es de 8 mm, más pequeño que los 12 mm de un rifle de revolver, pero es más potente.» Giró el arma para dar una demostración. «La munición se inserta desde el frente del gatillo, y en cada vuelta se puede incrustar cinco balas. Sin embargo, no puedes dispararlo continuamente como un rifle de revolver, por lo que debe volver a cargarlo después de expulsar todas las balas.»

Poco después de la demostración del príncipe, Iron Axe entendió cómo operar el nuevo rifle y disparó un par de balas. El retroceso del rifle era bastante fuerte. Cada vez que dispara el arma, sintió una fuerte golpe en el hombro por la culata, era mucho más fuerte que el de un revólver.

Cinco balas disparadas de una vieja arma generalmente causarían un humo espeso que bloquearía su vista, pero ahora no había humo en frente de la boca del cañón, lo que podría deberse a la «pólvora sin humo» que Su Alteza acababa de mencionar. Aparte de eso, no había nada especial en ese nuevo fusil de cerrojo. Iron Axe pensó que había una mejora sustancial desde la pistola de pedernal de rifle, pero el rifle de cerrojo parecía no tener mejoría e incluso no era tan bueno como un revólver. Su defecto más obvio era la baja tasa de fuego.

Podía disparar continuamente mientras estaba de pie con un rifle de revolver, pero era inconveniente hacerlo con el rifle de cerrojo, ya que tenía que volver a cargar el arma con la mano y luego levantarla de nuevo para apuntar al objetivo nuevamente después de cada disparo. Aunque ese proceso tomaba mucho menos tiempo que un rifle de pedernal, no era efectivo para la supresión de enemigos en un corto tiempo. Por ejemplo, era obviamente menos práctico que un revólver en las batallas.

Iron Axe le dijo a Roland su honesta opinión, y Carter expresó una opinión similar.

El príncipe asintió y dijo: «Sí, no es tan conveniente como un revólver, pero también tiene una gran ventaja. Andrea, ven aquí y muéstrales.» Le dio el rifle a la bruja y le dijo: «Recuerda disparar usando tu habilidad.»

«UH Huh.» La bruja rubia tomó el arma y la recargó hábilmente. Pudieron ver que esa no era la primera vez que operaba esa nueva arma. «¡Ahora mírenme!»

Con tres disparos ensordecedores, Iron Axe se sorprendió al ver que los tres objetivos de madera más lejanos caían a la vez. Sus balas dispararon contra los objetivos que parecían tan pequeños como las uñas de sus dedos a la distancia.

¡Se encontraban a por lo menos 400 metros de distancia!

«Su Alteza, esto…» tartamudeó Carter con incredulidad.

«La habilidad derivada de Andrea le permite golpear con precisión al objetivo con una pistola o un arco», explicó el príncipe con una sonrisa, «pero su habilidad no funciona ni con balas ni flechas. Solo le da competencia para usar armas. Por ejemplo, ella puede golpear un objetivo a diez metros estático, pero si dispara un pájaro, su habilidad simplemente no funcionará.»

«¿Quiere decir que… la gente común también puede lograr ese tipo de logro a través del entrenamiento?»

«Exactamente. El mayor mérito de este rifle de cerrojo es su rango de tiro y que su precisión ha mejorado. A diferencia de las pistolas anteriores, no hay espacio entre el cañón y el cartucho, por lo que no hay fugas de aire en este nuevo rifle», asintió Roland y respondió. «Con una mira telescópica, cualquier soldado ordinario puede usarlo para derribar con precisión a los enemigos a unos 400 o 500 metros de distancia, mientras que un revólver solo puede disparar con precisión dentro de 100 metros.»

Iron Axe se dio cuenta al instante de por qué esa arma era mortal. La mayoría de la gente nunca estaría en guardia contra los ataques de esa larga distancia. Si el tirador se escondiera dentro de una zona residencial o en un punto más alto, podría matar fácilmente a su objetivo. Y si el tirador fuera La señorita Nightingale, nadie podría sobrevivir a las balas provenientes de una fuente invisible.

«Su Alteza, acordó darme uno cuando inicie la producción en masa.» Andrea le recordó a Roland, tapándose la boca.

«Por supuesto», dijo Roland y guardó los dos rifles. Caminó hacia el otro lado y quitó una tela que cubría algo. «De hecho, los fusiles de cerrojo solo fueron el comienzo. Esta cosas es por lo que vinimos hoy.»

Iron Axe se acercó al arma recién destapada tan pronto como la vio. A diferencia de los rifles hechos de acero y madera, esa nueva arma negra parecía estar hecha de metal puro. También era más grande que todas las otras armas. Incluyendo el trípode debajo de él, era aproximadamente la mitad de su altura. Su largo cañón era la mitad del grosor de su muñeca. Conectado a la gran arma, una larga y fina pieza de tela brillante portando balas estaba ahí. Obviamente no se parecía en nada a las pistolas tanto en diseño como en tamaño.