Yo en realidad no tenía ninguna idea de cómo comenzar a crear mi propio planeta de 1000km.

Naturalmente conocía una cierta cantidad de matemáticas detrás de ello. Un planeta con un diámetro de 1000km resultaba en un volumen de (1000*1000*1000*4*/3) = 4,188,789,330 km3.

La densidad del hierro era 8.37g/cm3 así que un metro cúbico sería 8.37 toneladas. Un kilómetro al cubo entonces seria, 8,370,000,000 toneladas, o cerca de 8.3 billones de toneladas. Si tomamos ese número y lo multiplicamos por el volumen del planeta que era de 4,188,789,330 entonces resultaría en más o menos 3.23 * 1016 toneladas, lo cual de acuerdo a Lena era de hecho un número muy muy grande.

La razón en la que basamos nuestros cálculos con el hierro era que de hecho la mayoría de los planetas estaban formados de materiales que eran incluso más densos que el hierro, así que lo utilizamos como el requerimiento mínimo.

Al menos no sería el caso en el que yo debiera utilizar Creación de Materiales para proveer todas nuestras necesidades. Nuestro plan principal era hacer uso de drones.

Gnoss había propuesto utilizar los asteroides cercanos para ayudar a formar el planeta y Lena se puso a trabajar en cómo pensar en los detalles.

Esos nuevos drones serían instalados con nuestra última ingeniería púlsar que era alimentada por mis positrones, dándoles un ciclo de trabajo de seis meses. Lena al inicio me puso a construir 100 androides los cuales después serían usados para el proceso de crear los drones espaciales. Todo el proyecto era supervisado por Gnoss. Todo el tiempo Thanatos estaba simplemente en mi sombra, pero yo eventualmente la ignore, quedando absorbido en la creación de androides.

Después de que fue hecho, nosotros entonces creamos el núcleo del planeta. Estaba compuesto de una mezcla de aleaciones increíblemente densas que yo había creado y Lena se había encargado de fusionarlas con éxito, lo cual fue una tarea bastante sencilla considerando sus habilidades computacionales cuánticas. Nuestro núcleo alardeaba de una dureza y resistencia al calor lo cual significaba que este no se disolvería incluso su era arrojado al sol. Naturalmente esto en su mayoría fue debido a los materiales que yo había proveído, después de todo la mayoría de ellos eran bastante raros incluso a través del universo y sólo podían ser hechos debido a mi habilidad de Creación de Materiales.

“Johra, el núcleo del planeta pronto será lanzado, 10,9,…”

Una gran esfera de apariencia dorada con un diámetro de 1000 kilómetros floto en el espacio. Nos había tomado todo un año el completarlo, pero el núcleo finalmente había sido finalizado.

“¡Buenos días a todos, soy Zaira!”

“¿Quién es? Lena, ¿de alguna manera trajiste a Zaira?”

“Ja ja ja… No pero, sabía que preguntarías eso. En realidad desde que comparten mucho del mismo código, fui capaz de derivarla de la programación de Lena e insertarla en su propio núcleo con el fin de manejar la creación de este planeta, ella será mucho más compatible para la tarea que Lena quien es una IA más orientada a la batalla”.

Los gruñidos de Lena podían ser escuchados después de la explicación de Gnoss.

“No es que yo no sea buena al defender, es sólo que quería tener una hermana”.

“¡Bueno, es agradable conocerte Zaira, dejare este planeta a tu cuidado!”

“Sí, vamos a crear el planeta más maravilloso en todo el universo”.

“¡Eso suena asombroso, eso en efecto será un gran logro!”

“Johra ¿te importaría elegir un nombre para el planeta?”

Esa pregunta que Zaira recién me había hecho se había convertido en la fuente de mi más grande dilema hasta ese momento.

“Uhm… ¿Puedo tomar algo de tiempo para pensarlo?

“Claro, aún hay 364 días, 19 horas, 16 minutos y 24 segundos para que esté completo”.

Desde ese día mis preocupaciones comenzaron. Pase más de una noche sin dormir, despierto y luchando con cómo debería nombrar al nuevo planeta.

“Lo mejor será evitar Necro en esta ocasión, pienso que quizás pudo haber sido un pequeño factor del por qué la ciudad fue destruida la última vez. Necesito encontrar un nombre que transmita la futura felicidad y prosperidad…”

“¿Johra te gustaría escuchar algunas sugerencias?”

Lena quien me había visto luchar tan duro, me ofreció darme una mano y yo no tenía ninguna razón para negarme.

“Claro, déjame escucharlas”.

“Estaba pensando en algo entre las líneas de Atlantis, Cielo o Utopía…”

“¡Espera! ¡Utopía… Ese es bueno, me gusta!”

Me gustaba el hecho de que se refería a la creación de una sociedad ideal. Ya fuera en ciencia, economía, política, sería perfecta en cada forma”.

“Es bueno, vamos con ese”.

“Genial, se lo haré saber a todos”.

Poco después obtuve las opiniones de todos.

“¿Utopía? ¡Suena bien!”

“Lena ¿cuál es el significado de Utopía?”

Lena me transmitió las grabaciones de video de las reacciones de todos.

“Bien, me alegra ver que les gusta”.

“Desde luego, desde que Johra lo eligió no puede estar equivocado”.

Y así el nombre Utopía había sido elegido. Nosotros apuntaríamos a crear un verdadero mundo perfecto.

‘¿no es ese el sueño de muchas personas? El crear su propio mundo y reinarlo como un Dios‘

Más o menos un mes después los drones habían probado ser útiles, pegándose a los pequeños asteroides cercanos y guiándolos suavemente a un curso de colisión con nuestro núcleo del planeta.

“¿Así que todo lo que tengo que hacer es resistir primero el impacto inicial con el escudo Rohim y entonces fusionar lentamente esas enormes rocas en nuestro núcleo?”

“Eso es correcto. Es de hecho un poco más complejo, pero los drones se harán cargo de controlar la velocidad de llegada y dejaran el tiempo suficiente entre colisiones para la asimilación de los asteroides. Puedo mostrarte todo el proceso de ello en un holograma 3D”.

Lena me mostró la proyección para las 300 mini colisiones planeadas en los siguientes seis meses. Involucrando un cálculo complejo que intentaba tomar en consideración cada variable posible.

“No puedo entenderlo en absoluto. Gnoss ¿estará todo bien?”

“Si, sólo déjamelo a mí, pero incluso si hay una emergencia, estaremos confiando en tu habilidad de crear positrones”.

“¿Por qué es eso?”

“Si tenemos una emergencia, los positrones serán capaces de resolverlas”.

“¿De nuevo eso?”

“Sí. Si por alguna razón ocurre algo impredecible como un asteroide llegando tempranamente o siendo más grande que lo que esperamos, tendremos que volarlo en pedazos con el arma de Extinción”.

“¿Así que estará bajo el control de Zaira?”

“Sí, aunque todo es teórico y no algo que esperemos que ocurra. Aun así, es mejor estar preparados debido a que incluso a mí y las habilidades de cálculo cuántico de Lena, no podemos predecir todo con un 100% de certeza”.

Yo sacudí mi cabeza mientras miraba el arma de Extinción.

“Mi esperanza es que nunca sea utilizada”.

“No te preocupes, iremos lenta y seguramente. Ya hemos alineado asteroides más que suficientes, resultando en un 300% más de masa que la que requiere tu collar maldito”.

“Grandioso, tu plan suena perfecto”.

“Bueno, si los dioses no se involucran, todo estará bien”.

“Entonces Gnoss, ¿debemos esperar que hagan su aparición?”

“Bien, en verdad no tengo idea”.

“¿Por qué es eso?”

“Debido a que mientras es verdad que normalmente los Dioses están restringidos de interferir en los asuntos mortales, Utopía es un caso completamente diferente. La creación de un planeta que alberga vida y por tanto genera Gracia Divina, es algo de increíble importancia para los Dioses. Si una gran cantidad de Gracia Divina es introducida, entonces incluso puede darle la vuelta a la actual jerarquía entre ellos”.

“¿Es eso así? ¿Los mundos nuevos crear un montón de Gracia Divina?”

“Correcto, todos ellos deben estar viendo el desarrollo de cerca. Entre ambos definitivamente podemos tener éxito en crear un mundo que esté lleno de vida, lo cual resultará en una nueva fuente de Gracia Divina. Si eso es para su ventaja, quizás decidan interferir”.

“Entonces si ellos quieren convertirse en inquilinos, primero necesitan el permiso del señor de la tierra”.

“Desde luego, nosotros seremos los líderes aquí”.

“¡Jajaja! ¡Convertirse en un señor de la tierra de los Dioses, me gusta eso!”

“¡Sabes de lo que estás hablando Johra! ¡Ju ju ju!”

Choque mis manos con Gnoss y compartimos una risa malvada. En ese momento no teníamos idea de qué tan impactante y sacudidor se convertiría el futuro. No, quizás semejante resultado ya había sido predeterminado. Yo era el único que tenía la habilidad de crear semejante planeta y por tanto convertirme en un dios a través del proceso.

En retrospectiva la búsqueda dada por el dios collar maldito era un poco compatible conmigo. Si hubiera tenido el tiempo de detenerme y pensar en ello, quizás habría discutido esas suposiciones con Gnoss y las investigaríamos. Sin embargo, la verdad era que yo nunca dudé en todo el proceso, incluso después de las advertencias que había recibido en mis sueños. Ya había establecido el curso para la destrucción del universo.

Seis meses después, la primera de las colisiones de enormes asteroides inicio.

“El asteroide A01021, cruzará el Límite Roche en 10 segundos”.

Escuchando su terminología científica, le pregunte a Gnoss.

“¿Qué quiere decir con Límite Roche?”

“Diez… Nueve… Ocho… siete…”

“Es cuando un objeto cruza a cierta distancia de proximidad de un planeta, después de la cual ya no es posible el escapar del tirón gravitacional del planeta”.

El enorme asteroide era de cerca de 100 kilómetros de largo, pero ahora estaba comenzando a romperse en pequeñas piezas. Mientras las piezas se partían y se acercaban a nuestro núcleo, estas se convirtieron en un polvo fino.

“¡Wow, increíble!”

Aunque el núcleo de Utopía aún era pequeño, era increíblemente denso así que únicamente con su fuerza de atracción, era capaz de partir un asteroide. Cerca de 10 horas después el proceso había sido completado y el asteroide formó una delgada superficie a través del núcleo. Esa capa formada por la roca del asteroide le dio al planeta un color rojizo marrón.

“La temperatura en el núcleo es ahora de 3000 grados centígrados mientras que en la superficie es de 1000 grados. Iniciando la segunda colisión”.

El proceso fue repetido 150 veces en los siguientes seis meses. En un día regular donde la asimilación de asteroides iba con suavidad, un incidente ocurrió.

“Uhm… Tenemos un pequeño problema”.

“¿Hm? ¿Qué ocurre?”

“Bueno…” Gnoss comenzó.