GDK – Capítulo 853

0

Capítulo 853: ¡Han Hao, mi hijo!


Han Shuo estaba bastante sorprendido. No sabía por qué o cómo Han Hao había tomado a esos adolescentes buenos para nada como sus seguidores. Han Shuo quedo en blanco por un momento antes de asentir y responder, “¿se ha hecho?”

“Está hecho”, respondió Han Hao. Después de hacer una pequeña pausa, Han Hao instruyó a esos adolescentes que recién le habían jurado su devoción, “vayan y prepárense. Recuerden las señales que les enseñe. Los llevaré conmigo cuando deje el Nexo. Eso es todo. ¡Retírense!”

Los adolescentes miraron a Han Shuo para recordar su rostro. Algunos parecían confundidos, pero nadie hizo preguntas. Se marcharon dócilmente como se les ordenó.

Después de que se marcharon, Han Hao comenzó a explicarle a Han Shuo sus planes con los adolescentes y le dio un recuento sencillo del asesinato de Kage.

Después de escuchar todo, Han Shuo asintió sonriente y dijo, “muy bien. Bien hecho. Sabía que podías manejar bien la tarea”, Han Shuo estaba muy sorprendido de que Han Hao pensara en controlar esos clanes al nutrir a los adolescentes. No esperaba que sin saberlo él creciera para poseer semejantes pensamientos sofisticados.

“Déjame presentarte, este es Romon y este es Zovic. Nuestros nuevos miembros”, Han Shuo le dijo a su hijo. Luego giró hacia el par, señalando al adolescente frío y distante, diciendo orgulloso, “¡este es mi hijo, Han Hao!”

Romon raramente había dejado su pantano y no tenía mucho contacto con el mundo exterior. Zovic, sin embargo, había escuchado ese nombre. Quedó en blanco por un momento antes de preguntar con una voz dudosa, “¿el líder de los cazadores de dioses del Dominio de la Muerte?”

Han Shuo no esperaba que Han Hao fuera famoso. Miro a Zovic sonriendo y preguntó, “¿cómo sabes eso?”

El anciano supo la respuesta de este que sus sospechas eran en efecto verdad. Puso una apariencia asombrada, “¡así que es él!” jadeo Zovic antes de explicar, “un gran número de feroces criminales de todos los Doce Dominios entran en la Franja todos los días. Por tanto, estamos más o menos conscientes de las cosas que ocurren por todo el Elysium. Además, el Dominio de la Muerte no está particularmente lejos de la Franja, así que tenemos la información con una facilidad relativa. Han Hao es realmente reconocido en el Dominio de la Muerte. ¡La mayoría de las personas que vienen de allí mencionan su nombre!”

Han Hao tenía el mismo rostro indiferente como si sus emociones no fueran para nada afectadas por las palabras del anciano. Él parecía tener un pequeño interés en Zovic. Saco un contenedor de cristal y se lo arrojó a Han Jin mientras le decía, “Pequeño Oro, esto es para ti”.

“¡¿Eh?! ¡¿La cabeza de Kage?!” Zovic gritó con sorpresa antes de darse cuenta rápidamente que no debería haber gritado y cubrió su boca con sus manos.

Al igual que Kage, el anciano también poseía la fuerza de un dios alto en la etapa media. Pero a diferencia del primero, este no comandaba un enorme grupo de dioses feroces. Fue recientemente que las noticias sobre la muerte de Kage comenzaron a extenderse. Todos habían estado adivinando quién era el asesino. Zovic no esperaba ver la cabeza decapitada de Kage siendo lanzada por Han Hao.

“¡Gracias hermano mayor!” Han Jin atrapó el contenedor de cristal. Luego, repentinamente, exclamo como si se hubiera encontrado con una sorpresa placentera, “hermano, ¿el alma de Kage todavía está dentro?”

Han Hao asintió y explicó, “todavía está consciente. Atrape su alma en una esquina de su cráneo. No tiene energía divina así que puedes torturarlo tanto como desees. Cierto, después de que termines de jugar con él, sólo entrégale su alma a Padre”.

“¡Jaja, maravilloso!” dijo Han Jin deleitado. Comenzó a reírse traviesamente hacia el contenedor e inyectó hebras de luces doradas en el.

El grupo estaba en una parte muy desolada del Nexo y Han Hao había desplegado una barrera antes de sacar la cabeza de Kage. Esta bloqueaba los sentidos de todos los forasteros y podía prevenir que todos los del exterior espiaran lo que ocurría en el interior.

Zovic observó a Han Hao con ojos asombrados, ya que parecía que este no debería poseer la fuerza para asesinar a Kage. ¡Pero la cabeza decapitada de este estaba ante él!

“Romon, ayudaras a Han Jin y los otros a rodar los alrededores del Nexo para comprar algunos materiales. Zovic, conoces mejor esta tierra. Ve y revisa los alrededores, presta atención a las últimas noticias y la situación en la Franja. Busca actividades inusuales”, ordenó Han Shuo.

“Entendido”, Zovic, Romon y los otros fueron a trabajar siguiendo sus órdenes.

Muchas de las formaciones demoníacas en el Pandemonio carecían de los ingredientes principales. Aunque Han Jin y Han Mu pudieron obtener algunos minerales y maderas, los recursos explotables en la zona eran limitados. Por tanto, Han Shuo había ido al Nexo para comprar los materiales que necesitaba.

Como el único centro de comercio se encontraba en el corazón de la Franja, toda clase de objetos extraños y raros, estaban a la venta. Muchos de los objetos vendidos abiertamente nunca serian encontrados en ninguno de los Doce Dominios. Por ejemplo, algunos venenos extremadamente poderosos, armas divinas viciosas hechas de cráneos de dioses, dispositivos mágicos alimentados por las energías de almas divinas aprisionadas y más.

Todo lo que era ilegal en los Doce Dominios podía ser visto abiertamente aquí. Caza de dioses, tráfico de órganos, experimentación de venenos en dioses vivos – a nadie le importaba un demonio.

Toda clase de alquimistas perversos, retorcidos y dementes junto a creadores de venenos podían encontrarse abundantemente en la Franja. Esas profesiones se encontraban usualmente en el Nexo. Intercambiarían los resultados de sus malvadas investigaciones por enormes sumas de monedas de cristal negro, permitiendo que continuaran viviendo con seguridad en el Nexo. También tendrían más fondos para llevar a cabo incluso más investigación y mejorarse en sus campos.

Para Han Shuo, este era el mercado más maravilloso en el universo. Muchos de los materiales especiales necesarios para sus formaciones demoníacas y brebajes siniestros que sólo los alquimistas más malvados podrían producir podían ser comprados sólo en el Nexo.

Como simplemente había muchos materiales que necesitaba para su Pandemonio él tenía a sus hijos para que fueran por su cuenta para que compraran los materiales. Él no estaba preocupado sobre su seguridad, ya que sabía que el Nexo quizás era el lugar más seguro en el mundo.

Después de que Rose, Zovic y los cinco zombis fueron a hacer sus negocios, Han Shuo y Han Hao, el padre e hijo quedaron solos.

“Padre, no creo que debería pasar mucho tiempo contigo. Soy un cazador de dioses del Dominio de la Muerte. Aunque a los Franjistas no les importa, al resto del mundo sí. Asociándote conmigo no será bueno para Padre”, dijo el pequeño esqueleto mientras miraba a su padre.

Han Shuo sabía que ese podía ser un problema. Pensó un momento antes de preguntar, “puedes alterar tu apariencia, ¿cierto?”

Han Hao asintió y respondió, “desde luego. Si lo quiero, incluso puedo convertirme en otra persona”.

“Entonces, simplemente sé más precavido en el futuro y cambia tu apariencia con frecuencia. De esa manera no seremos asociados. Confió en que sabes qué hacer”.

“Lo tengo. Intentaré evitar darle problemas innecesarios a Padre”, Han Hao guardó silencio por un momento antes de continuar, “sin embargo, la mejor solución todavía es evitar permanecer con Padre tanto como sea posible. He estado contando los días y mis tropas deberían llegar pronto a la Franja. Necesitaran a su líder. Debo permanecer lejos de Padre por al menos un tiempo. Después de todo, mis tropas no pueden alterar su apariencia”.

Han Shuo sabía que era dejando a Han Hao tomar el mundo por sí mismo que este podría crecer en experiencia y fuerza. Además, él dudaba que un poder común en la Franja pudiera lastimar al pequeño esqueleto. Por tanto, asintió y lo acepto, le recordó a su hijo siempre estar pendiente del peligro.

Después, el padre y el hijo hablaron sobre sus futuros métodos de comunicación. Han Shuo le informó la localización del Pandemonio al pequeño esqueleto antes de despedirse. Luego Han Hao se marchó, quizás para reunir a esos nuevos seguidores suyos.

Después de irse, Han Shuo colocó la mayoría de su tiempo y energía en adquirir todos los materiales más extraños y exóticos que necesitaba. Él no escatimaba monedas para hacer que su Pandemonio fuera la fortaleza más letal en el Elysium.

Tenía que decirse que el Nexo era un lugar maravilloso. Muchos de los materiales únicos necesarios para sus formaciones demoníacas podían ser encontrados aquí. Sin embargo, después del incidente en las afueras del registro del Nexo, algunos de esos vendedores que estafaban, no se atrevían a hacer negocios con él sin importar cuanto ofreciera porque temían que pusiera sus traicioneras y letales manos en ellos.

La Tierra del Caos, la información se extendía más rápido que los memes en el internet. Al parecer había tomado un parpadeo antes de que todas las fuerzas que había en la Franja lo reconocieran. A donde quiera que iba, había gente susurrando entre ellos mientras lo señalaban y espiaban. Había algunos que lo miraban con ojos enfadados, pero ninguno se atrevía a hacer alguna provocación.

Después de ir al Nexo por algunos días, Romon, Zovic, Rose y los cinco zombis habían gastado más de cinco millones de monedas de cristal negro y llenaron más de diez anillos espaciales con los materiales que Han Shuo les ordeno reunir.

Él estaba cerca de acabarse las monedas de cristal negro, pero afortunadamente, Han Jin tenía abundancia de ellas de su Empresa Goldstone. De lo contrario, no serían capaces de adquirir algunos de los materiales que necesitaban.

Un día, él sintió una perturbación en su consciencia. Repentinamente sintió que su Sangre Demoníaca se acercaba al Nexo. Él expandió su consciencia y gradualmente la extendió al exterior. Pronto, sintió la presencia de Goron y los otros.

‘¡Entren al Nexo y búsquenme!’ Han Shuo podía ordenarles a sus secuaces desde cientos de millas por medio de la Sangre Demoníaca implantada en ellos.

El grupo dirigido por Goron entraron al Nexo uno detrás de otro y se reunieron alrededor de Han Shuo. En un mes, todos esos Franjista que albergaban la Sangre Demoníaca de Han Shuo habían regresado a él. ¡Sin embargo, a diferencia de la última vez, no eran solamente treinta expertos, ahora había más de doscientos expertos reunidos a su alrededor!

Algunos de los treinta Franjistas que sobrevivieron a la Formación No Muerta de los Cinco Elementos eran líderes de sus propias facciones. Ellos llevaban a sus seguidores al Nexo como Han Shuo ordenó.

El impresionante número de Franjistas reunidos alrededor de él tendrían que pagar una gran cantidad de monedas de cristal negro cada día que pasaban en el Nexo. Pero afortunadamente, tenían bolsillos profundos y el gasto no era mucho para ellos.

Sin embargo, los guardias del Nexo habían mantenido un ojo en ellos durante su estadía por si causaban problemas en la zona de paz.

Un día, Loulong, fue con Han Shuo y preguntó, “Señor Bryan, ¿estás libre para reunirse con Lord Ossora en este momento?”

“¡Desde luego, he estado esperándolo!” respondió Han Shuo alegremente. ‘¡Finalmente!’, pensó.