GDK – Capítulo 695

0

Capítulo 695: Cuerpo Invencible del Presagio


Han Shuo partió rápidamente de la Casa Lavers, se dirijo a otro bloque y gastó cinco monedas de cristal púrpura para rentar un gimnasio. Ese gimnasio tenía un tamaño de sólo quinientos metros cuadrados. Tenía una barrera defensiva a su alrededor que estaba soportada por dos torres de barrera.

Después de sellar el gimnasio, él dejó que sus dos encarnaciones salieran del Caldero de la Miríada de Demonios. Su encarnación de la muerte continuó absorbiendo las esencias divinas de la muerte que obtuvo de la expedición minera de la última vez. Su encarnación de la destrucción continuó con la condensación del Orbe de la Destrucción y lentamente anduvo a tientas con el método de hacer que se complementará con el dominio de la divinidad.

Durante ese incidente en el gimnasio del Fuerte Verka, él había prestado atención para observar los orbes liberados por la esfera de Brovst. Usando su consciencia, él hizo lo máximo para memorizar las trayectorias de esos orbes y como viajaban en la superficie de la barrera del gimnasio.

Con eso, él ahora por lo menos tenía una dirección general al conducir los experimentos para averiguar cómo usar los orbes. Con la ayuda de la poderosa habilidad de su consciencia para recordar, él representó las trayectorias tomadas por esos orbes en el Fuerte Verka, enviando esos orbes a volar alrededor de su dominio de la divinidad.

Cuando se concentraba en una tarea, perdía el rastro del paso del tiempo, especialmente encerrado en un espacio como el gimnasio donde se encontraba, experimento repetidamente para encontrar la trayectoria apropiada para los Orbes de la Destrucción. Gradualmente, descubrió que los orbes se volvían más y más ágiles bajo su manipulación y que las trayectorias parecían estar en conformidad con el edicto de la destrucción.

Su cuerpo principal y su encarnación de la muerte también trabajaban duramente. Sin saberlo, su encarnación de la muerte había absorbido todas las esencias divinas de la muerte que los zombis de metal y tierra obtuvieron. Como su encarnación de la muerte anteriormente había absorbido el alma de un dios medio sin conciencia, su entendimiento de la energía de la muerte podría incrementar mientras su energía divina aumentaba.

Después de absorber todas las esencias divinas, él tenía una vaga sensación de que la energía divina en su encarnación de la muerte estaba al límite de otro rompimiento. Eso significaba que su encarnación de la muerte podría avanzar pronto al reino del dios medio.

Avanzar de un dios menor a un dios medio era un obstáculo enorme. Pero una vez que él sobrepasara esa barrera, su posición en el Elysium podría crecer a una clase más alta. Por ejemplo, en la Ciudad de las Sombras, un incontable número de dioses menores como él podían ser encontrados. Sin embargo, la cuenta de dioses medios estaba muy por detrás de los dioses menores. Prácticamente cada dios medio sería invitado y reclutado por al menos uno de los clanes familiares y obtendría una posición decente en la ciudad.

Mientras sus encarnaciones cultivaban para mejorarse, su cuerpo principal investigaba constantemente algunas técnicas de las artes demoníacas con el Espíritu del Caldero. Comenzó a practicar el “Cuerpo Invencible del Presagio”, una técnica demoníaca que sólo podía ser dominada por aquellos en el Reino del Presagio. La técnica podía fortalecer el cuerpo e incrementar el poder defensivo del cuerpo físico en una magnitud significativa.

Basado en el conocimiento que Gu Tian Xie el Glorioso Señor Demonio había dejado, el Cuerpo Invencible del Presagio inmediatamente fluiría a cada célula y hueso con yuan demoníaco, incrementando su poder defensivo por varios cientos de pliegues y formaban algo similar a un escudo defensivo en el cuerpo. Una vez que se atacaba, el cuerpo demoníaco podría activarse automáticamente para formar el Cuerpo Invencible del Presagio, convirtiendo el ataque enemigo en algo inefectivo.

Mientras el yuan demoníaco de los cultivadores de las artes demoníacas crecía, el poder defensivo de la técnica también podría crecer más fuerte. En la última etapa de la habilidad demoníaca, no sólo uno tendría un cuerpo invencible ante cualquier ataque físico, el cuerpo mismo podría contratacar automáticamente. Una vez que atacaba, la técnica reuniría automáticamente la energía dentro del cuerpo y entregaría un estallido aterrador de energía, lesionando instantáneamente al atacante.

Se podía decir que una vez que una persona tuviera éxito al formar un Cuerpo del Presagio, esa persona no necesitaría preocuparse por cualquier ataque sorpresa. De hecho, el atacar a una persona quien tuviera el Cuerpo Invencible del Presagio era como lanzarse a sí mismo un petardo.

Se decía que en la antigüedad cuando Gu Tian Xie el Glorioso Señor Demonio estaba refinando un arma demoníaca, fue localizado por tres de sus enemigos. Cuando los tres vieron que él no estaba prestando atención, inmediatamente trataron de asesinarlo. Sin embargo, bajo la extraordinaria protección de la técnica, él simplemente dejó salir una pequeña cantidad de sangre. Dos de los atacantes fueron asesinados en el sitio por el contrataque espontáneo y el otro fue severamente lastimado. El atacante que sobrevivió al contrataque eventualmente sucumbió por sus heridas mientras escapaba.

En todos esos años, Han Shuo había puesto mucho énfasis templando y forjando su cuerpo. Una vez que obtuvo el método de cultivación para el Cuerpo Invencible del Presagio, comenzó a practicarlo día y noche. Si él se encontraba con algo que no estuviera seguro, inmediatamente le preguntaría al Espíritu del Caldero. Este era en efecto digno de ser llamado el arma demoníaca definitiva. Su entendimiento del camino demoníaco era mucho más profundo que el suyo y era capaz de responder todas sus preguntas a detalle.

Han Shuo practicaba asiduamente la técnica bajo la guía del espíritu. La cultivación de la técnica requería destruir y reconstruir el cuerpo. Por tanto, cuando practicaba la técnica demoníaca, sus vasos sanguíneos a menudo estallarían y sus órganos se partirían. Habiéndose acostumbrado a la cultivación de las artes demoníacas que se basaban en lastimarse a sí mismo, él soportó y persevero a través de un dolor inhumano, fortaleciendo su cuerpo una y otra vez.

Una cantidad de tiempo desconocida había pasado. El primer cuerpo de Han Shuo que despertó fue su encarnación que cultivaba en la energía de la muerte. Después de haber absorbido completamente todas las esencias divinas que contenían energía de la muerte, ya no mejoró más su fuerza.

Cuando él alzó su cabeza para mirar el reloj de energía en la parte alta del gimnasio, se dio cuenta de que medio año pasó sin darse cuenta. Durante ese medio año, él simplemente había absorbido todas las esencias divinas. Sus otros dos cuerpos todavía estaban cultivando.

Así pasaron otros tres meses. La encarnación de la destrucción también había terminado de explorar el edicto de la destrucción. Después de incontables pruebas y errores para emular la escena que su poderosa consciencia había memorizado, él había dominado una parte del método para manipular el Orbe de la Destrucción. En ese momento, sólo con pensarlo él podía tener cinco orbes agitándose alrededor de él con trayectorias de acuerdo con el edicto de la destrucción. También podía maniobrar el orbe para atacar cualquier lugar a su alrededor.

Sabía que su habilidad para poner en uso los Orbes de la Destrucción sólo podría incrementar gradualmente mientras su entendimiento y comprensión hacia el edicto de la destrucción crecía. Su encarnación también había alcanzado el límite para un rompimiento. Él creía que mientras llegará a otro momento de iluminación, podría avanzar un paso más y alcanzar el reino del dios menor en la etapa tardía.

Otros dos meses pasaron. Su cuerpo principal también había detenido su estudio intensivo de la técnica. La cultivación casi demente y la auto tortura lo habían recompensado con un pequeño progreso en el Cuerpo Invencible del Presagio. Simplemente necesitaba un pensamiento y la técnica tomaría forma, fluyendo a cada célula en su cuerpo con yuan demoníaco en un instante.

Eso, sin embargo, era simplemente un pequeño paso, él todavía estaba muy lejos de ser capaz de activar espontáneamente la habilidad cuando era atacado. En cuanto a la última etapa donde esté automáticamente contratacaría, actualmente todavía estaba demasiado lejos de que lo alcanzara.

Los tres cuerpos actualmente habían alcanzado el máximo progreso que podían hacer a través de la cultivación. Si él quería avanzar incluso más y hacer rompimientos, debía hacer más que simplemente cultivar. En ese momento, él sabía que no había sentido de que permaneciera en el gimnasio Envió de regreso sus encarnaciones a su cuerpo principal, tomo una ducha apropiada en el gimnasio, se puso ropas nuevas y salió.

Él había permanecido en el lugar por casi un año, lo que había excedido el periodo de renta que obtuvo por las cinco monedas de cristal púrpura. Por tanto, pago un extra de seis monedas para compensar su exceso. Después de que entregó las monedas al viejo a cargo del gimnasio, le preguntó, “¿dónde está la tienda de pergaminos mágicos más grande de por aquí?”

“Viaja al norte. No te tomara mucho antes de que encuentres una tienda llamada Dios de los Suministros. ¡Tendrán lo que necesitas!” el viejo guardó las seis monedas y con entusiasmo le señalo la dirección.

Han Shuo le agradeció y comenzó a dirigirse a esa tienda de pergaminos. Después de caminar por cerca de veinte minutos, entró en una tienda llamada Dios de los Suministros.

Él fue a ese lugar debido a que necesitaba algo de entendimiento verdadero y comprensión con el edicto de la destrucción.

Comparada a la tienda de pergaminos en el Fuerte Verka operada por Rahman el cazador de dioses, esa tienda de pergaminos era mucho más grande, aunque sólo tenían un almacén, estaba dividido en varias regiones. Aparte de las energías de la vida y la luz, las diez energías mayores restantes tenían sus propias secciones en la tienda. Había incluso una región especial dedicada a los pergaminos sobre toda clase de energías poco comunes, llamadas, aura de pelea, energía del miedo e incluso la energía de la lujuria. Han Shuo no podía estar más sorprendido.

Cuando llegó a la región de la energía de la destrucción, descubrió que estaba dividida en tres diferentes secciones. La primera era para pergaminos sobre el entendimiento del edicto de la destrucción, la segunda era para métodos de ataque y la tercera era sobre usar armas divinas de la energía de la destrucción.

Había tenderos vigilando las tres secciones. Estaban a cargo de vender y explicar los pocos cientos de pergaminos expuestos. De las grandes sonrisas en sus rostros y sus actitudes amistosas, era obvio que todos habían recibido un entrenamiento profesional-

Después de entrar en la tienda, él tenía que admitir que genuinamente era una gran tienda. Después de caminar a la sección para entendimientos avanzados sobre el edicto de la destrucción, él nuevamente recibió un enorme aturdimiento cuando miro los precios. Todos los pergaminos estaban valorados en monedas de cristal negro. Eran tan costosos que incluso él se sintió un poco mareado al verlos.

El pergamino más barato valía tres monedas y el más caro, dirigido a los dioses medios valía nueve mil monedas, que excedían su actual riqueza.

“Cada pergamino a la venta en nuestra tienda ha sido examinado por profesionales para asegurarnos que lo que compras vale lo que pagas. Para avanzar en los reinos es fundamental avanzar en fuerza. Por tanto, es de esperar que estos sean ligeramente más costosos”, un tendero joven y de apariencia atractiva le explico de una forma muy educada. Poco después, preguntó, “¿te has encontrado con alguna dificultad en tu cultivación? Puedo elegir un pergamino adecuado para ti”.

Han Shuo quedó atónito por un momento antes de responder, “estoy en el reino del dios menor en la etapa media. Tengo la vaga sensación de que romperé a través de la etapa tardía, pero desafortunadamente, no parece que pueda alcanzar la clave y no tengo idea de en qué aspecto tengo carencias. Quiero ver si hay algún pergamino aquí que pueda ayudarme”.

El tendero hojeó a través de un pequeño cuaderno y después de un tiempo, alzo su cabeza, sacó un pergamino de debajo del mostrador y le dijo con confianza, “este pergamino. Contiene las realizaciones de una persona quien alcanzó el reino del dios menor en la etapa tardía. El precio es de cuarenta y siete monedas de cristal negro. ¡Creo que debería ser útil para ti!”

‘¡Wow! ¡Muy profesional!’ Han Shuo estaba impresionado y su confianza en esa tienda creció un poco. Sin ninguna vacilación, sacó las monedas y se las entregó al tendero, diciendo, “¡muy bien, lo compraré!”

“Antes de venderlo, como parte de la política de la tienda, debo darte una advertencia. Aunque este pergamino contiene el entendimiento de una persona quien tuvo éxito al progresar en su cultivación, todos tienen diferentes caminos. Sus experiencias podrían no ser adecuadas para ti. Este pergamino puede darte algo de nuevo entendimiento, pero no garantiza que hagas un rompimiento”, el tendero le explicó.

«Está bien, lo entiendo. Lo compró”, Han Shuo naturalmente sabía que los pergaminos podrían no ser un cien por ciento útiles y no necesitaba el recordatorio.

“Por favor pásame tu tablilla divina. Necesitamos mantener un registro detallado de todas las ventas de pergaminos”, el tendero dijo educadamente.

Han Shuo le entregó su tablilla divina junto a las monedas. Después de un proceso de registro sin problemas, él recibió el pergamino. Pero después de leerlo impacientemente, tenía una enorme sonrisa amarga en su rostro. El autor de ese pergamino era muy pobre al plasmar sus pensamientos. Los contenidos y descripciones eran absolutamente palabrerías, tan confusas que Han Shuo no tenía idea de qué demonios estaba escribiendo en realidad.

Quizás la única cosa que era útil fue su experiencia con el odio. Decía que el odio engendraba en impulso de destruir todas las cosas. Bajo un inmenso odio, la mente del autor sólo estaba llena con el pensamiento de destruir completamente a su enemigo. Luego, en el instante que asesino al enemigo que odiaba con su corazón y alma, hizo un rompimiento.

“Como lo aceptamos anteriormente, no podemos regresar tu dinero incluso si no obtuviste la cosa que necesitabas”, el tendero rápidamente le recordó ya que inmediatamente noto la sonrisa amarga que él ganó de la iluminación que obtuvo.

«Olvídalo. Debería saberlo. La experiencia de cultivación de cada persona es diferente. Si los pergaminos divinos fueran en realidad útiles, no habría tantos quienes están atascados en el mismo reino”, Han Shuo suspiró impotente. Ya no coloco sus esperanzas en los pergaminos divinos, se dio la vuelta y dejó la tienda.

“Odio… El odio impulsa a destruir todas las cosas… Odio… Odio” Han Shuo siguió pensando sobre la frase después de salir de la tienda de pergaminos. Sentía que eso podría ser algo.

Sin embargo, él desde hacía mucho había asesinado a todos sus enemigos que odiaba hasta los huesos. Actualmente, él no tenía enemigos que odiara profundamente. Incluso si quería intentarlo, ya no tenía un objetivo a mano.

Repentinamente, Han Shuo alzó una ceja. Detuvo sus pisadas y se dio la vuelta para mirar detrás de su espalda.

Muy pronto, un grupo de guardias divinos de la Ciudad de las Sombras, llevando una nube de polvo en sus espaldas se apresuró para alcanzarlo y rodearlo. El hombre que lideraba el grupo era ese hombre de cabello verde con el que se encontró en el valle de los cazadores de dioses. Tan pronto como vio a Han Shuo gritó fríamente, “¿eres a quien llaman Bryan?”

“Si, lo soy, ¿qué ocurre?” Han Shuo fue aturdido por un momento y lo miró de forma confundida.

“Tu mejor que nadie debe conocer sus deudas. ¡Ven con nosotros!” el guardia divino de cabello verde grito enojado, “semejante tipo desvergonzado que tomó nuestro botín de guerra. ¡Haremos que escupas todo de tus entrañas!”