GDK – Capítulo 610

0

Capítulo 610: ¿Cómo puedes ser tan promiscuo?


Han Shuo estaba muy familiarizado con los visitantes. Eran Wolf el nigromante y Burt Zili el antiguo Duque del Ducado Boulet. Después de que el Ducado Boulet fue anexado a Ciudad Brettel, Burt Zili abruptamente desapareció. Se dijo que ese siniestro invocador había regresado a los cuarteles generales de la Iglesia de la Calamidad.

Los dos lo habían estado esperando por mucho tiempo en su mansión de Ciudad Ossen y finalmente en ese momento, se encontraron con él, quien recién regreso del Gremio de Comerciantes Boozt de Phoebe.

Sus actitudes eran tan respetuosas como pudieron. Tan pronto como lo vieron, realizaron la etiqueta más respetuosa y se postraron ante él. Sus conductas en realidad le habían dado a Han Shuo un gran asombro.

“Hey chicos, ¿qué ocurre?” Han Shuo estaba estupefacto. Noto de la etiqueta que ambos realizaron que los dos parecían considerarlo como un miembro mayor de la Iglesia de la Calamidad. Eso era bastante confuso para Han Shuo.

“Lord Bryan, hemos venido bajo las órdenes de invitarte. Realmente esperamos que su Señoría haga formalmente un viaje a los cuarteles generales de la Iglesia de la Calamidad con nosotros”, después de realizar la elegante etiqueta, Wolf dijo respetuosamente.

«¿Oh?” Han Shuo dejó salir un pequeño grito y preguntó con dudas, “¿por qué me invitan a ese lugar?”

La secreta Iglesia de la Calamidad nunca había anunciado públicamente donde estaban localizados sus cuarteles generales. Esos países y religiones hostiles hacia la Iglesia de la Calamidad habían tratado de todo pero aun así no tenían ni idea de donde estaban localizados sus cuarteles generales. Para ser repentinamente visitado por Wolf y Burt y obtener una invitación para visitar el lugar era bastante asombroso incluso para él.

“Señor Bryan, su magnífico logro en las afueras de Ciudad Frontera Sur y la noble acción de destruir el Santuario del Hielo se han extendido hasta los oídos del Papa. Tan pronto como Su Santidad supo de tu regreso, nos instruyó para hacer lo mejor al invitarte a la Iglesia de la Calamidad con el fin de discutir asuntos importantes contigo. Realmente esperamos que Lord Bryan no rechace la invitación”, cuando Wolf dijo esas palabras, había una reverencia imposible de ocultarse en sus ojos. Al parecer sus estruendosas acciones después de regresar al Continente Profundo en efecto habían asombrado a la Iglesia de la Calamidad.

“¿Por qué soy yo quien debe ir a la Iglesia de la Calamidad? Si tu Papa es sincero, él debería venir a visitarme personalmente”, dada la fuerza que Han Shuo poseía, la Iglesia de la Calamidad en el Continente Profundo no era un asunto muy grande. Estaba justificado que él hablara tan arrogantemente.

Quizás Wolf había sido aconsejado apropiadamente antes de ir allí, no se molestó cuando él dijo esas palabras. Por el contrario, forzó una sonrisa y explico, “en realidad, Su Santidad el Papa estaba intentando buscarte personalmente y tener una plática contigo incluso hace cinco años. Esta ocasión no fue la excepción. Cuando supo las noticias de tu regreso, genuinamente se había preparado para venir en persona”.

“¿Entonces? ¿Por qué no vino e insiste en que en su lugar yo vaya?” Han Shuo dijo con una voz profunda con sus cejas arrugadas.

Con la fuerza que ahora poseía, no temía en absoluto si la Iglesia de la Calamidad lo traicionaba. Incluso con sus dos encarnaciones heridas, tenía total confianza en sobrevivir. Era sólo que durante esos recientes días estaría ocupado con los asuntos del Imperio Lancelot. No tenía planes de dejarlo pronto y por ello le pregunto eso a Wolf.

“Antes de que Su Santidad viniera, utilizó un altar para comunicarse con nuestro Dios. Nosotros los miembros de bajo estatus no conocemos las especificaciones de la conversación. Sin embargo, Su Santidad nos dijo que fue nuestro Dios quien dio personalmente la instrucción, de invitarte a los cuarteles generales de la Iglesia de la Calamidad. Es sólo con el uso del altar en nuestro cuartel general que puedes comunicarte con el Dios al que oramos”, Wolf explico de una manera extremadamente amable.

Después de escuchar esas palabras, algunas ideas repentinamente cruzaron la mente de Han Shuo.

Durante los recientes días pasados, él había estado preocupado sobre los asuntos con el Santuario del Hielo y la diosa araña Rose. Era claro para él que ni la diosa araña Rose o el Santuario del Hielo eran algo que con lo que él pudiera contender por sí solo. Si alguno de ellos viajaba a ese lugar en persona, él sabía que absolutamente no tenía oportunidad de ganar la pelea. Tenía un claro entendimiento de la fuerza que poseía y sabía que simplemente no podría contender en contra de ningún poder principal en ese momento.

Después de sumirse en sus pensamientos por mucho tiempo, una idea llego a él, la cual era – unirse a un poder principal por un periodo de tiempo, mientras él llegaba a poseer la fuerza suficiente, haría uso del poder de alguien más para contender en contra del Santuario del Hielo, la diosa araña y la Iglesia de la Luz sobre la cual pronto cometería una ofensiva.

Sus dos encarnaciones cultivaban en el elemento de la muerte y el edicto de la destrucción. Lo que era más importante, el cuerpo físico de su encarnación de la muerte estaba formado por el bastón esquelético. Después de regresar a su mente, sintió que sería mucho más sencillo comunicarse con poderes del lado de los dos dioses supremos de la muerte y destrucción. El establecimiento de esos dos dioses supremos en el Continente Profundo era precisamente la Iglesia de la Calamidad.

Después de escuchar las palabras de Wolf, prácticamente tenía la certeza de que no sólo era él quien estaba pensando en eso. Al parecer los poderes de los dos dioses supremos tenían la misma intención. Ellos probablemente le lanzarían formalmente la rama de olivo por medio de la Iglesia de la Calamidad.

Después de pensar mucho, él puso una sonrisa y dijo de forma relajada, “así que resulta ser de esa manera. Muy bien, aceptaré su invitación. Sin embargo, deberán esperar algo de tiempo. Tan pronto como yo completé mis asuntos hasta su final, me dirigiré con ustedes dos a los cuarteles generales de la Iglesia de la Calamidad”.

“¡Muchas gracias Lord Bryan!” Wolf obviamente se había relajado cuando escuchó que Han Shuo aceptó la invitación. Justo después, adulo a Han Shuo, “Lord Bryan, en realidad supe que ambos estábamos del mismo lado desde que nos encontramos por primera vez. Jeje, su Señoría ha realizado dos enorme actos tan pronto como reapareció. Todos los cardenales principales en la iglesia se sacudieron por los reportes que se extendieron a lo ancho y largo. Y ahora, hay dioses que directamente están preguntando por tu presencia. ¡Lord Bryan en efecto eres más allá de lo sobresaliente! Si es posible, realmente esperamos que Lord Bryan nos provea su guía”.

“Por favor provéanos con su guía, Lord Bryan”, Burt quien había estado en silencio todo ese tiempo dijo con una sonrisa amable.

La pareja había hecho lo máximo para asistirlo incluso hace cinco años y habían invertido plenamente su capital en él, por ejemplo, ayudando a su Ciudad Brettel a anexar los siete grandes ducados. Los dos fueron los más emocionados en el mundo al ver que él había realizado un magnífico regreso y la Iglesia de la Calamidad le dio una importancia sin precedentes.

Han Shuo sonrió y midió a la pareja asintiendo. Palmeo a Wolf en el hombro y dijo sonriendo, “las personas listas usualmente tienen buena suerte. Descansa tranquilo, si las oportunidades se presentan en el futuro, no me olvidaré de los favores que ustedes dos me hicieron en el pasado”.

«¡Gracias! ¡Gracias, Lord Bryan!” Wolf y Burt se regocijaron con sus palabras y le agradecieron al mismo tiempo.

Han Shuo todavía tenía que unirse formalmente a la Iglesia de la Calamidad pero sus acciones habían sacudido a todos los miembros de alto nivel de la iglesia, incluyendo al Papa mismo. La pareja sabía que una vez que se uniera formalmente, como el maestro del bastón esquelético, él seguramente poseería una inmensa influencia en la organización. Con esa tranquilidad de su parte, los dos casi podían ver la escena de sus éxitos meteóricos en sus carreras. Incluso aunque eran viejos, no podían calmar sus mentes y estaban muy emocionados.

“Muy bien, pueden retirarse primero. Cuando termine mis asuntos aquí, inmediatamente partiré a los cuarteles generales de la Iglesia de la Calamidad con ustedes dos”, Han Shuo instruyó tranquilamente a los dos que estaban sonriendo de oreja a oreja.

“Entendido, Lord Bryan. Póngase en contacto con nosotros cuando su Señoría esté listo”, Wolf y Burt realizó respetuosamente una caravana y se marchó.

Wolf le había revelado el método de comunicación de la Iglesia de la Calamidad hace mucho tiempo. Él en absoluto lo trato como a un forastero.

Eso tenía sentido. El arma sagrada de la Iglesia de la Calamidad, el bastón esquelético estaba en su posesión. Más importante que eso, Han Shuo era un nigromante. Por no mencionar que él era el archienemigo de la Iglesia de la Luz. Su conducta y logros en el pasado, de hecho, estaban en línea con la Iglesia de la Calamidad. Era natural que la Iglesia de la Calamidad desde hace mucho lo hubiera tomado como uno de los suyos.

Después de que ambos se marcharon, Han Shuo siguió meditando por mucho tiempo. Recordó la amarga experiencia de tener su alma invadida en la cámara subterránea en el Cementerio de la Muerte. Se dio cuenta que el dios en aquel entonces quería su fe, haciéndolo servirlo de todo corazón bajo su Iglesia de la Calamidad. Pero ahora, en ese momento, Han Shuo también se había convertido en un dios. Él creía que mientras ese dios maligno no fuera tonto, no usaría esa clase de método en él nuevamente.

‘Diferentes situaciones requieren diferentes acciones. Bueno, creo que la Iglesia de la Calamidad y yo vamos a explotarnos uno al otro. Pero cuando mi fuerza haya alcanzado ciertas alturas, en ese momento, nadie puede decir quien tendrá el control sobre el otro’, Han Shuo pensó interiormente después de revisarlo en su mente por algo de tiempo.

Por los siguientes días, él compenso apropiadamente a sus tres damas en Ciudad Ossen, desatando de una vez los deseos que ellas habían estado reprimiendo por la fuerza en los pasados cinco años. Sus logros en Ciudad Frontera Sur y sus acciones hacia el Santuario del Hielo del Imperio Kasi fueron propagados intencionalmente por el Manto Oscuro, causando otra ola de sensaciones a través del Imperio Lancelot.

Al parecer Han Shuo se había convertido en el nuevo dios que las personas del Imperio Lancelot adoraban expresamente. El número de seguidores que la Orden Druídica convirtió en esos muchos años de operaciones en el Imperio Lancelot palidecían en comparación con los números que él obtuvo durante los pasados días. A través de su meticulosa guía, incontables ciudadanos del Imperio Lancelot verdaderamente lo adoraban como su dios, brindándole su poder de la fe.

Algunas cosas habían sido placenteras y disfrutables para él, pero algunas cosas en particular eran espinosas. Por ejemplo, el otro día después de que fornico con Emily, ella lo cuestionó sobre Jasper, Hemanna y Sylph.

Como ella era un alto miembro del Manto Oscuro, además de las damas Abismales siendo tan llamativas cuando aparecieron en el Valle del Sol, sería extraño para ella no estar consciente de ello.

Esa clase de temas le causaban a Han Shuo un gran dolor de cabeza. No tuvo más opción que invocar su coraje y explicarle a Emily, poniendo énfasis en las peculiaridades de su cultivación en las artes demoníacas y que él fue forzado por las circunstancias.

Pero evidentemente, Emily no creyó en absoluto su explicación. Dijo con una voz enojada, “todo el imperio sabe que eres un libidinoso, así que no me digas que fuiste forzado a hacer eso. Además, será mejor que también le expliques esto a Fanny y Phoebe. También se han enterado de esto”.

Han Shuo puso una sonrisa amarga después de escuchar las palabras de Emily. Sabía que era fácil pacificar a Emily, pero no lo era tanto cuando se trataba de Fanny y Phoebe.

“No olvides, esta esa antigua Duquesa del Ducado Helon, Helen y la hija del caballero sagrado Sulo, Sophie. ¿Qué vas a hacer sobre esas dos?” Emily lo presiono con una carga mayor mientras jadeaba con enojo.

“¿Qué tiene que ver conmigo Sophie?” Han Shuo suplico inocente.

“Humph, ella viajó miles de millas del Imperio Kasi para llegar a tu Ciudad Brettel y su familia ha hecho muchas contribuciones a tu ciudad. Ahora ellos se especializan en criar caballos de guerra en el antiguo Ducado Bonton para tu ciudad. ¿Quién en el mundo no puede ver que ella está interesada en ti?” Emily dejó salir un ligero suspiro y golpeó en el pecho de Han Shuo antes de decir molesta, “¿cómo puedes ser tan promiscuo?”

Han Shuo puso una sonrisa amarga. No sabía qué decir y no tenía nada que decir, así que él ejerció su derecho a permanecer en silencio.