GDK – Capítulo 485

0

Capítulo 485: El Gran Desintegrador


Algunos años antes en el Bosque Oscuro, Han Shuo, Sophie y la gran magus Marceau de la Alianza Mercantil Brut unieron fuerzas para explorar el lugar extremo de fuego. Sin embargo, cuando los problemas llegaron, Marceau los abandono descaradamente. Pero al final con Han Shuo y Sophie trabajando como uno, se las arreglaron para escapar del peligro.

Sophie tenía la nacionalidad del Imperio Kasi. Su padre, Sulo, era un renombrado caballero sagrado del Imperio Kasi. Han Shuo ya sabía eso desde el comienzo.

Quien podría imaginar que después de tantos años, Han Shuo podría por coincidencia chocar con Sophie la primera vez que visito el Imperio Kasi. En aquel entonces, Han Shuo y Sophie separaron sus caminos en el Bosque Oscuro, Sophie le pidió a Han Shuo que la buscara si alguna vez visitaba el Imperio Kasi.

Separados por siete u ocho metros, mirando a la hermosa Sophie, observándola mientras tomaba un pequeño y delicado adorno llena de emoción, Han Shuo no pudo contenerse a sí mismo de reír. A lo largo de lo que parecía una calle interminable, toda clase de objetos estaban en venta. No había carencia de baratijas genuinamente sin precio. Aun así, Sophie no estaba ni un poco interesada en exquisitas máquinas de guerra, pero se dirigió a un puesto que vendía pequeños adornos.

Parecía que cada mujer tenía el deseo innato por lucir hermosa. Esa clase de adornos que eran llamativos y delicados pero no tenían ningún uso práctico, inesperadamente dispararon una tremenda tentación en Sophie.

Algunos años se habían ido en un parpadeo. La ya hermosa y atractiva Sophie, era como un capullo floreciendo en una flor, se miraba más bella que nunca.

Observando a esa belleza desde la distancia, Han Shuo no avanzo más para encontrarse con ella aunque lo deseaba. De esa hermosa jovencita, Han Shuo sostenía una muy buena impresión. Anteriormente en el lugar extremo de fuego, la gran magus quería atrapar a Han Shuo, pero fue detenida por esa muchacha de buen corazón.

En esta ocasión en el Imperio Kasi, las cosas que Han Shuo había hecho en el Santuario del Hielo lo habían convertido en un enemigo público para todo el imperio. Una vez que ambos se encontraran, era muy posible que le trajera problemas a Sophie. Aunque el padre de Sophie era un caballero sagrado de gran influencia en Kasi, no era para nada cercano cuando se le comparaba con el Santuario del Hielo, ya fuera en términos de fuerza o influencia.

Por tanto, él sólo miro a Sophie por un corto tiempo antes de retirarse silenciosamente. Deliberadamente tomo una desviación para hacer algo de distancia con Sophie antes de continuar con sus compras en esa harmoniosa calle, continuando en su búsqueda de materiales adecuados para refinar el cuerpo de Gilbert.

Esa Roca de Almacenamiento de Yuan que él obtuvo previamente de la anciana era muy útil para los cultivadores de artes demoníacas. Como su nombre lo implicaba, la Roca de Almacenamiento de Yuan podía almacenar esencia yuan y yuan demoníaco. Entre sus usos estaba refinar ciertas armas mágicas extraordinarias. Podía mejorar la tolerancia del arma al yuan demoníaco, además de acelerar la circulación del yuan demoníaco dentro del arma.

Cuando reforjara el cuerpo de Gilbert, mientras esa Roca de Almacenamiento de Yuan fuera completamente integrada en su esqueleto, sería de gran ayuda para hacer que Gilbert hiciera progresos rápidos en el futuro. Intercambiarla por solamente cien monedas de oro era simplemente robar.

Era precisamente debido a que en sólo una mañana Han Shuo había obtenido tres diferentes bienes poco comunes que él iba a continuar buscando en esa subasta del Imperio Kasi. Con una energía exuberante, Han Shuo no se detuvo en absoluto para descansar. Después de evitar a Sophie, continúo buscando por cosas que necesitara.

Teniendo una consciencia con un impresionante poder sensorial, encima de sus ojos discernientes, en esa ocasión, él obtuvo una considerable cosecha. En la tarde, exitosamente obtuvo siete u ocho materiales exóticos que podría mezclar en el cuerpo y esqueleto. No fue hasta el ocaso cuando los vendedores comenzaron a cerrar por ese día que Han Shuo de mala gana dejo el área.

Al día siguiente, la subasta comenzaría oficialmente. Comparados con los bienes vendidos en esos puestos, la subasta que duraría por tres días era el negocio real. Los objetos exhibidos en la subasta eran, hasta el último de ellos, tesoros preciosos que habían sido autenticados. Algunos tesoros únicos e invaluables también podrían aparecer con bastante frecuencia.

Después de regresar al pequeño hotel donde se quedaba actualmente, cerró la puerta, dejo salir una barrera a prueba de sonido y una formación mágica de advertencia. Entonces saco el Anillo de Contención de Almas y comenzó a comunicarse con el alma de Gilbert.

A través de los días pasados, Han Shuo se había acostumbrado a hablar de tonterías con Gilbert. Dentro del anillo, el dragón oscuro Gilbert estaba extremadamente aburrido. Todo el día estaba preocupado de si su nuevo cuerpo le causaría el perder ciertas capacidades y apetitos de los machos. Incluso con la garantía de Han Shuo en cada sentido posible, su preocupación permanecía.

El cuerpo físico de Gilbert había sido destruido. Pero incluso con sólo su alma restante, esas prácticas viles de los dragones oscuros aún permanecían profundamente enraizadas. Parecía que mientras su alma no pereciera, la naturaleza del dragón oscuro Gilbert no parecería cambiar mucho.

“No te preocupes, buscare por los más raros y preciosos materiales, con tú esqueleto como el cimiento y un cuerpo humano como el estándar, reconstruiré un cuerpo para tu satisfacción. Ese cuerpo será incluso más poderoso que el cuerpo de los dragones oscuros y poseerá posibilidades ilimitadas en evolución. Esos deseos y habilidades sexuales por las que estas preocupado sólo serán más fuertes y tu definitivamente no te convertirás en un eunuco de la corte”, Han Shuo tenía un dolor de cabeza por las quejas de Gilbert y nuevamente tuvo que tranquilizarlo.

“Eso es verdaderamente fantástico. Afortunadamente yo no elegí el dragón de hueso. ¡Un dragón con sólo huesos y sin ese órgano, eso me quitaría un montón de placer!” el dragón oscuro Gilbert estaba agitándose dentro del anillo mientras gritaba con emoción.

“Muy bien. Será mejor que te comportes. Comprende a la perfección esas memorias que te di. Es un arte marcial que hará tu alma incluso más fuerte. Será mejor que pases más tiempo en eso” Han Shuo lo exhorto.

Había toda clase de técnicas marciales secretas en la escuela de las artes demoníacas. Incluso había técnicas secretas que templaban específicamente el alma de alguien. Mientras el dragón oscuro Gilbert cultivara de acuerdo a esa técnica secreta, su alma crecería más grande y fuerte. Cuando alcanzara cierta cantidad de fuerza, podría aparecer frente a Han Shuo sin usar el Anillo de Contención de Almas. Además, su alma no se disiparía gradualmente entre el cielo y la tierra mientras pasara el tiempo.

Ciertos espíritus maliciosos en el mundo, bajo algunas circunstancias extraordinarias, llegaron a dominar técnicas similares. No era sólo que sus almas no se disipaban con cada día que pasaba sino que en su lugar se fortalecía. Entonces, llegando hasta cierto punto, incluso podrían robar el control de cuerpos humanos y renacerían en el mundo.

La técnica que Han Shuo le entrego al dragón oscuro Gilbert era precisamente una técnica encontrada en las artes demoníacas para refinar espíritus feroces. Cualquier alma ordinaria, mientras estuviera dispuesta a hacer esmerados esfuerzos para cultivar, era capaz de volverse un espantoso y feroz espíritu y comenzar a liberarse de las restricciones de las leyes de la naturaleza. Para comenzar el dragón oscuro Gilbert ya poseía un alma extraordinariamente fuerte. Mientras practicara de acuerdo a los métodos de Han Shuo, él no necesitaría mucho tiempo antes de que pudiera romper completamente del anillo. También continuaría siendo extremadamente benéfico para él incluso después de que su alma se volviera a unir con su cuerpo físico reforjado.

“Maestro, ¿cómo es que sabes tanto sobres estas cosas al azar? Yo nunca había escuchado de semejante arte marcial para cultivar el alma. ¿Cómo es que supiste de ella?” Después de cultivar por unos días, Gilbert reconoció que tan efectiva era la técnica para que su alma creciera más y más tenaz. En el principio, después de sólo unos minutos de plática con Han Shuo, su alma se drenaría de energía. Pero después de cultivar esa técnica por varios días, él pudo charlar persistentemente con Han Shuo por más de una hora.

“¿Por qué preguntas tanto? Práctica bien. ¡Después de algún tiempo, cuando tengas un nuevo cuerpo, entenderás bien que beneficios tendrá!” Han Shuo lo reprendió.

“¡Muy bien, muy bien! ¡Eres tan molesto!” Gilbert respondió en una forma muy petulante y sólo entonces a regañadientes dejo de hablar. Guardo silencio en el anillo y lentamente templo su alma.

Cuando finalmente dejo de hablar, Han Shuo lentamente se hundió en meditación. Durante ese período, no continúo cultivándose en las artes demoníacas. Habiendo alcanzado el Reino Carnal, no quería obligarse deliberadamente a sí mismo para avanzar más en las artes demoníacas, más bien lo dejo seguir con la corriente.

Por el contrario, con referencia a la magia de necromancia, él puso más esfuerzos. De las tres barreras – miedo, debilidad y envejecimiento – Han Shuo había dominado dos, miedo y debilidad. En ciertas batallas a gran escala, esas dos barreras podrían debilitar substancialmente la fuerza de batalla del enemigo y podrían servir como un cambiador de juego e inversor de situaciones.

Era sólo la más misteriosa y más milagrosa Barrera del Envejecimiento la que estaba más allá de su capacidad en ese momento. Sin ninguna pista en como colocarla e incapaz de tomar la situación, no continúo persiguiendo al ganso salvaje, no desperdicio demasiada energía en estudiar esa barrera. Más bien, paso tiempo tratando de dominar la última magia en el nivel de un gran magus nigromante – el Gran Desintegrador.

Esa magia de necromancia llamada Gran Desintegrador era la marca registrada de los nigromantes. También era una magia extremadamente devastadora. Como el mismo nombre implicaba, el Gran Desintegrador podía desintegrar el cuerpo enemigo. Cualquier experto al final del lado receptor se partiría en pedazos y moriría de inmediato.

El único problema era que semejante magia tan aterradora era igualmente difícil de ejecutarse. Incluso si se tenía éxito, el Gran Desintegrador requería una cierta posibilidad para desatar esa clase de poder. Incluso para nigromantes excesivamente diestros en esa magia, de cinco hechizos del Gran Desintegrador liberados en fila, sólo uno tendría éxito.

Para algunos nigromantes quienes no tenían un entendimiento profundo de la esencia de la necromancia, sus posibilidades eran incluso más bajas. Algunos sólo sacarían uno de diez disparos. Había también variantes para el poder destructivo liberado en el Gran Desintegrador. En la mayor de estas, el receptor podía ser asesinado instantáneamente. En la menor importante, sólo dejaría cortes en el cuerpo del oponente como armas afiladas siendo cruzadas.

Fue durante los dos días pasados cuando Han Shuo estaba recuperándose de sus heridas que verdaderamente entendió la magia, a pesar de eso él ya se había vuelto extremadamente competente en ella. Ahora que Gilbert detuvo su charla, él continuó estudiando esa marca registrada de los nigromantes, además calculo cuando debería experimentar el hechizo con una persona viva.

Sin saberlo, otra noche paso. Comenzado temprano por la mañana, ruidosos clamores llegaron de fuera del hotel. Ese día era el primer día de la subasta. Han Shuo detuvo su estudio y se apuró a la escena, esperando obtener ese día una cosecha incluso más grande.