Capítulo 465: La plegaria del dragón oscuro


Parecía que el tiempo volaba mientras Han Shuo disfrutaba de la alegría de tener varias parejas a su entera disposición. Sus deseos internos fueron completamente liberados. Ya no había ninguna indicación de alguna desviación de cultivo de su práctica de artes demoníacas. En su lugar, mejoro con cada día que paso.

Dejando de lado el motivo por el que él regreso a Ciudad Ossen, con la excepción del Rey Lawrence y ciertos miembros del Manto Oscuro, a nadie le fue dada ninguna información de ello. Por consecuencia, en los pasados días, mientras él estaba buscando placer con sus tres mujeres en su mansión, ningún agitador fue a interrumpir su indulgencia.

Los buenos tiempos evidentemente nunca duran. Cuando Emily llego en cierta ocasión, le notificó a Han Shuo que Lawrence había completado los arreglos para invadir los siete grandes ducados. Por ello, él no tuvo más opción que partir nuevamente de Ciudad Ossen.

Afortunadamente. La matriz de transportación de magia espacial que conectaba a Ciudad Ossen y Ciudad Brettel había sido completada. Como las tres damas tenían estatus honorables, ellas podían usar la matriz para visitarlo seguido. Por ello, su partida no causo una intensa melancolía por las tres chicas.

Después de una última reunión informativa con Lawrence y Cándido, él dejo Ciudad Ossen para ir a Brettel.

Una vez que llego, aprendió de Dorcas y los otros que Ciudad Brettel básicamente estaba lista. Tan pronto como las tropas de refuerzo del imperio llegaran, ellos podrían avanzar directamente sobre los siete grandes ducados.

Como las artes militares no eran su fuerte, él le entrego todo el poder militar a Dorcas para que hiciera lo que considerara mejor. Por muchos años en la arena donde Ciudad Brettel se encontraba, Dorcas había demostrado ampliamente sus talentos en la estrategia militar. Todos y cada uno de los soldados de Brettel aceptaban su liderazgo de buena gana.

“¡Hermano mayor!” Bollands saludo respetuosamente a Han Shuo desde la puerta.

“¿Huh? ¿Por qué estás aquí?” Han Shuo se sobresaltó cuando vio a Bollands y no pudo evitar medirlo.

Después de tres años, el intento asesino y la sed de sangre que siempre se encontraba ligada alrededor de él se habían ido por completo. Han Shuo entendía que eso no era una señal de que Bollands no haya hecho progresos en el Camino Demoníaco de Asesinato de Dioses, sino lo contrario. Del aura que él podía sentir siendo emitida de Bollands, podía imaginarse que él había cultivado con éxito el Camino Demoníaco de Asesinato de Dioses hasta el reino donde él podía esconder su intento asesino.

En ese reino, Bollands podía poner hábilmente su intento asesino en uso. Cada que él no estuviera involucrado con combatientes enemigos, ni un rastro de intento asesino en su cuerpo saldría. Comparado con el estado original de su intenso intento asesino de la cabeza a los pies, su bien escondido intento asesino indicaba que él había hecho un progreso a la velocidad del rayo.

“Hermano mayor, en los pasados tres años, he estado yendo y viniendo constantemente en varios campos de batalla, absorbiendo secretamente el intento asesino que flotaba a través del aire usando el arte marcial que me impartiste. Después de eso, digería la energía de acuerdo con el método que me instruiste. Como el hermano mayor ha estado cultivando sin dejar rastros en los pasados tres años, no he tenido la oportunidad de encontrarte. Fue hace poco que supe que el hermano mayor había hecho su aparición en Ciudad Brettel, por tanto especialmente me apure aquí”. Cuando Bollands fue cara a cara con Han Shuo, él llevaba la más humilde y reverente expresión, incluso más diligente que cuando él le servía a su anterior maestro Karel.

Han Shuo sabía que eso era debido a que él le pudo dar a Bollands lo que Karel no.

Después de tres años, basado en la substancial, pero aun así radiante aura de Bollands, él podía tener la certeza de que su cultivación del Camino Demoníaco de Asesinato de Dioses había sido fructífera. Comparado con la fuerza de un gran maestro de la espada del pasado, Bollands debía ser considerablemente más formidable.

“¡Ven conmigo!” Han Shuo asintió antes de instruir a Bollands y marchar directamente dentro de la mansión del Señor de la Ciudad.

Después de que llegaron al campo de practica de la mansión, Han Shuo estampo su pie y con sus ojos en Bollands el ordeno, “Atácame con toda tú fuerza. ¡Quiero ver que tanto has progresado en estos tres años!”

“¡Si!” Bollands gradualmente saco su espada larga. Justo cuando él desenfundo su fina espada, un fuerte y concentrado intento asesino fue liberado. Con cada pulgada desatada, el intento asesino coagulado en su cuerpo creció afilado y fuerte. Indistintamente, una malvada mirada sanguinaria emergió de los ojos de Bollands.

El Camino Demoníaco de Asesinato de Dioses era una clase de arte demoníaco que significaba soledad por la masacre. Entre más profundizara un cultivador en ese campo, más aterrador se volvería el intento asesino de ese cultivador. Tanto que este podría incluso afectar el cuerpo del cultivador.

Han Shuo tenía un profundo entendimiento del Camino Demoníaco de Asesinato de Dioses. La razón por la que se le paso a Bollands ese arte demoníaco era que este se podría convertir en un arma adicional a sus órdenes. Por tanto, cuando vio la locura en sus ojos, él no se sobresaltó, más bien se deleitó. Entendía que Bollands casi alcanzaba el estado más fino de su cultivación del Camino Demoníaco de Asesinato de Dioses.

Bajo los vigilantes ojos de Han Shuo, la espada larga que Bollands había sido sacada poco a poco, repentinamente se desenfundo como un rayo. Al mismo tiempo, un intento asesino incisivo, que aparentemente podía partir el aire, hizo erupción violentamente del cuerpo de Bollands.

Cientos de miles de imágenes fantasmales de espadas, como pitones respirando un feroz intento asesino, se arrastraron hacia Han Shuo.

Él abrió su mano izquierda, su yuan demoníaco circulo y formo un rostro fantasmal. Inicialmente, era del tamaño de sólo una palma. Pero cuando la masa de imágenes fantasmales de espadas impulsadas por intento asesino llegó frente a él, el rostro fantasmal creció tan grande que borraba el cielo y cubría la tierra. Repentinamente, este abrió su enorme boca sangrienta, tragándose todas las espadas fantasmales.

Los cinco dedos de la mano izquierda de Han Shuo entonces se torcieron en forma de gancho. Era como si los cinco dedos estuvieran conectados al rostro fantasmal a través de millones de cuerdas incorpóreas, con el movimiento de sus cinco dedos controlaba al siniestro rostro fantasmal. Como un lobo hambriento el rostro espectral se lanzó hacia Bollands. Antes de que pudiera reaccionar, el enorme orificio sangriento se lo había tragado.

Mientras Bollands estaba perdiendo su mente por el miedo, el rostro fantasmagórico repentinamente exploto. En un instante, se desvaneció en el aire. Era como si todo lo que había ocurrido fuera la propia imaginación de Bollands, con la excepción de Han Shuo parado imperturbable en el mismo lugar, aún mostrando una sonrisa tranquila y calmada.

Después de despertar del sobresalto, la locura en las pupilas de Bollands se disipo. Respetuosamente se postro ante Han Shuo y dijo, “¡las artes marciales del Hermano mayor seguramente están por alcanzar la perfección!”

“Lo hiciste muy bien. ¡Para ser capaz de avanzar hasta semejante etapa en el periodo de tres años muestra que en efecto has estado trabajando duramente!” Del golpe que Bollands recién había lanzado, él podía decir que su fuerza había mejorado rápidamente. Actualmente, con el nivel del Continente Profundo, él por sí mismo debería ser capaz de competir en contra de un experto quien hubiera avanzado a maestro de la espada sagrado.

“¡Maestro, has regresado!” La voz de Elizabeth repentinamente sonó desde lejos. Un momento después, ella apareció justo ante Han Shuo.

“Hermano mayor, ¿que fue ese arte marcial? ¿Era real ese siniestro rostro fantasmal?” Bollands estaba asombrado por el ataque que Han Shuo acababa de hacer. No le prestó atención a Elizabeth, en su lugar miro fijamente a Han Shuo mientras lo cuestionaba.

“Eso fue formado al coagular el yuan demoníaco. Jaja, en cuanto a si era real o no, puedes averiguarlo por ti mismo. Cuando alcances cierto reino en tu manejo del intento asesino, también podrás coagularlo con intento asesino. ¡Entonces lo entenderás!” Han Shuo explico con una pequeña sonrisa. Hizo una pausa por un momento y de pronto se movió al lado de Bollands. Antes de que pudiera reaccionar, él inmediatamente presiono su mano en la cabeza de Bollands.

Cierto conocimiento perteneciente a las bases de las artes demoníacas fluyo de su palma al cerebro de Bollands.

Al alcanzar el reino del demonio separado, Han Shuo podía partir y organizar sus memorias. El conocimiento que el vertió en la mente de Bollands era sólo la información más básica para aquellos que cultivaban las artes demoníacas, como las explicaciones en los temas de las desviaciones de cultivo, algunas habilidades extrañas remarcables de cultivadores demoníacos y malas prácticas de cultivación.

Ese conocimiento era información que cada cultivador de artes demoníacas debería entender. Han Shuo estaba preocupado de que Bollands estuviera tan ansioso por resultados rápidos, sin tomar en cuenta la disciplina requerida para practicar las artes demoníacas y que se hundiera en un estado de locura irremediable. Fue por eso que él le pasó ese conocimiento fundacional, a menos que él perdiera su auto control y se convirtiera en un monstruo que sólo sabría masacrar.

“Muy bien. ¡Digiere ese conocimiento tranquilamente!” Han Shuo dijo mirando a Bollands después de retirar su mano.

“¡Gracias hermano mayor! ¡Yo nunca olvidare este gran favor en todo lo que me resta de vida!” Bollands fue conmovido hasta las lágrimas y se arrastró hacia Han Shuo con una sincera gratitud.

“¡Es suficiente, sólo practica bien!” Han Shuo dijo con una sonrisa oscura.

Salido de la nada, el dragón oscuro Gilbert rogó, “¡Honorable maestro, ayúdame, debes ayudarme!” Gilbert mostraba un ansia sin precedentes.

“Dragón oscuro, ¿qué ocurre?” Han Shuo estaba confundido por el dragón oscuro mientras lo interrogaba, sin saber que lo hacía estar tan nervioso.

“¡Maestro! ¡Mi más honorable, más admirable maestro! ¡Debes ayudarme! ¡De lo contrario, mi abuelo y quizás incluso toda la raza de los dragones oscuros estarán acabados!” Gilbert estaba frenético. Cuando él llego ante Han Shuo, se arrodillo, totalmente diferente de su conducta perezosa.

Han Shuo arrugo sus cejas. Con una voz pesada, dijo, “Levántate. Dime, ¿qué está ocurriendo realmente?”

Gilbert tenía una mirada resuelta. Con sus ojos mirando profundamente hacia Han Shuo, él rogó, “¡Maestro, si no aceptas ayudarme, no me levantare!”

Por muchos años, el dragón oscuro Gilbert había ido a través de fuego y agua con él y nunca imagino el traicionarlo. Especialmente la ocasión en el terreno prohibido del Bosque Oscuro, él casi murió por él.

Y ahora, el dragón oscuro Gilbert debía haberse encontrado con un problema verdaderamente desgarrador para que él actuara tan inusualmente. Cuando Gilbert finalmente acabo, Han Shuo no vacilo y asintió, diciendo, “¡Levántate, te lo prometo! ¡Cualquiera que sea el asunto, te ayudare!”

“¡Gracias maestro!”, el dragón oscuro grito con gratitud y se puso de pie. Entonces él rápidamente explico, “Mi abuelo me dejo un Hueso Comunicador de Dragón hecho usando un trozo de su propio hueso. A través de este Hueso Comunicador de Dragón, incluso mientras me arrodillo ante ti, aún puedo escuchar las instrucciones de mi abuelo”.

“Por un largo tiempo, mi abuelo me dijo que algún día, mi raza de dragones oscuros enfrentaría una gran catástrofe y que si nuestra raza no podía evitar el desastre, nosotros seriamos barridos del mundo subterráneo. Yo siempre pensé que mi abuelo sólo me daba una plática alarmista. Sin embargo, esta mañana, mi abuelo transmitió un mensaje a través del Hueso Comunicador de Dragón, diciendo que esa gran calamidad se acercaba, pidiéndome que nunca regresara al mundo subterráneo y entre más lejos me encontrara mejor”.

“¡No sólo eso, él incluso me dejo sus últimas palabras! ¡Sé que algo verdaderamente aterrador está a punto de caer en nuestra raza de dragones oscuros, o quizás ya está ocurriendo! ¡Maestro, por favor, salva a nuestra raza de dragón oscuro!”

El dragón oscuro Gilbert nuevamente se arrodillo a los pies de Han Shuo, sus ojos lo miraban con suplica.

“¡Ya te lo había prometido!” Ayudo a Gilbert a ponerse de pie y continuo, “¡no sé si seré de ayuda, pero haré un viaje al mundo subterráneo contigo!”

“¡Gracias, Maestro! ¡Gracias, Maestro! ¡Sé que con tú ayuda, nuestra raza de dragones oscuros seguramente estará a salvo y evitara el desastres!” Gilbert aseguro.

“Bollands, toma temporalmente el lugar de Gilbert, sigue a Dorcas en la oscuridad y protégelo. Elizabeth, tú te quedaras en la ciudad. ¡Apoya a Dick en su trabajo y mantén a salvo a Ciudad Brettel!” Han Shuo le instruyo.

Con una guerra en puerta, hablando lógicamente, Han Shuo no debería vagar por los alrededores. Sin embargo, la relación entre Han Shuo y Gilbert no era tan simple como la de maestro y sirviente. Dado que la raza de dragones oscuros estaba posiblemente enfrentando la extinción, además de semejante suplica de Gilbert, Han Shuo no pudo encontrar ninguna excusa para negarse.

Afortunadamente, el protector de los siete grandes ducados, Stratholme el viejo monstruo, estaba indefenso de momento y por ello no aparecería en los siete grandes ducados en el tiempo por venir. En semejante campaña militar a gran escala, el ausente Han Shuo, quien no era exactamente bueno en el arte de la guerra, no tendría demasiado efecto en la situación general de la guerra.

Por tanto con la decisión hecha, él una vez más invoco a Dorcas, Jack y los otros, dándoles detalles de ciertos asuntos.

“Mi Señor, este tranquilo. Con el completo apoyo del imperio, además de los ducados Helon y Boulet cooperando secretamente, ¡tengo la seguridad de que derribare a los siete grandes ducados!” Dorcas dijo con una confianza completa. En presencia de Han Shuo, la salvaje ambición en sus ojos duramente se escondía.

“De todas maneras nunca has estado en Ciudad Brettel en estos años. ¡De hecho, Brettel operara usualmente incluso sin ti!” En Ciudad Brettel, no había nadie aparte de Jack que se atreviera a hablarle tan rudamente a Han Shuo

Han Shuo quedo mudo por la sorpresa. Poco después, cayó en la ira por la humillación y dijo, “Tú maldito gordito. ¡Si no puedes hacer que la economía de Brettel crezca, no dudes ni por un segundo que recibirás lo que mereces!”

“Jajaja, ¡dale un vistazo a que tan gloriosa y asombrosa se ha vuelto Ciudad Brettel bajo mis reglas! ¡No tendrás la oportunidad!” Jack dejo salir una risa corta.

“¡Oh, cierto!” Han Shuo de pronto recordó algo e inmediatamente le ordeno a Dorcas, “Cuando ataques los siete grandes ducados, trata bien a los ciudadanos. ¡Ten cuidado de no matarlos indiscriminadamente!”

“¡Descanse tranquilo mi Señor, se lo que debemos hacer!” Dorcas respondió.

“¡Entonces, puedo estar tranquilo!” Han Shuo de lanzo una mirada al impaciente dragón oscuro Gilbert y dijo, “¡vamos al mundo subterráneo!”