GDK – Capítulo 425

0

Capítulo 425: Un cambio repentino en Han Shuo


Han Shuo entendió que eso era porque había sido demasiado codicioso. Sin embargo, con las cosas llegando a ese punto, no tenía una buena solución.

Como su mente estaba conectada con el Filo Cazador de Demonios, con la caótica energía negativa dentro de este dispersándose por todas partes, gradualmente afectó su calmado estado mental. Una intención de masacrar saltó inconscientemente a su mente. Era como una toxina potenciadora, causo que los latidos de Han Shuo empezaran a aumentar.

‘¡No es bueno!’ Han Shuo estaba alarmado.

Ese sentimiento no había aparecido durante mucho tiempo. Él sabía que eso era signo de entrar en el camino demoníaco. Lamentablemente, el Filo Cazador de Demonios seguía absorbiendo salvajemente la energía negativa dentro de Ciudad Ossen, mientras que él estaba absorbiendo el creciente intento asesino a través del vórtice. Ambas energías requerían la manipulación de Han Shuo y un error en un lado afectará inmediatamente al otro.

Las pupilas de este comenzaron a volverse gradualmente rojas. Una luz color sangre envolvió todo su cuerpo y la energía violenta y siniestra comenzó a emanar de él. Sabakas y Karel, que estaban dentro del castillo, sintieron inmediatamente los cambios en Han Shuo.

“¿Qué está ocurriendo?” Karel estaba aterrorizado mientras miraba hacia el techo donde estaba Han Shuo.

¡Explosión, explosión, explosión!

Justo cuando Karel termino de hablar, los sonidos de crujidos provenían de la dirección en que miraba. Rayos de luz escarlata salieron disparados, causando que las pilas de rocas que solían ser casas en esa área se rompieran y se desintegraran.

Sabakas quedo en blanco durante dos segundos, pero poco después se teletransportó a la zona donde Han Shuo estaba sentado con las piernas cruzadas. Vio que la expresión de este estaba distorsionada con malevolencia, pareciendo extremadamente espantosa. Hilos de energía dentro del enorme vórtice en la parte superior formaron rayos de luz color sangre que fluían al cuerpo de Han Shuo como corrientes eléctricas.

La siniestra y despiadada energía de repente estalló en su cuerpo. Con él en el centro, los edificios de los alrededores se colapsaron con estruendos uno tras otro. Algunos de los soldados en el castillo fueron tomados por sorpresa y se vieron afectados inmediatamente por esa formidable fuerza. En un instante, casi cien soldados fueron asesinados.

La expresión del magus espacial sagrado Sabakas cambió drásticamente. Sin decir otra palabra, desplegó apresuradamente una barrera defensiva y luego concentró su fuerza mental, gritándole en voz alta a Han Shuo, “¡Bryan!”

Las pupilas de este, quien estaba a punto de caer en el camino demoníaco, se habían convertido en un espantoso color escarlata. Era como si la sangre fluyera dentro de sus pupilas y parecia extremadamente aterrador.

El fuerte grito hecho con la fuerza mental condensada de Sabakas, atravesó la mente de Han Shuo como una afilada aguja. Él sintió un leve dolor de cabeza y se volvió lúcido después de un breve momento.

Sus ojos giraron rápidamente por un momento antes de levantar repentinamente la cabeza y rugir hacia el cielo. Un enorme intento asesino se mezcló dentro del rugido. Mientras Sabakas estaba inefablemente horrorizado, Han Shuo repentinamente voló hacia el cielo como un rayo, desapareciendo dentro de la nube de sangre.

El terrible rugido resonó en todo el distrito norte como un trueno. Muchos expertos sintieron la temible energía contenida dentro de este y miraron hacia el área donde estaba Han Shuo, momentáneamente desorientados sobre lo que había sucedido.

“¿Qué ocurrió?” El maestro de la espada sagrado Karel le preguntó apresuradamente al sorprendido Sabakas cuando llego tarde a la escena, y sólo vio un destello rojo disparándose al cielo.

“¡No sé, tampoco tengo idea!” Sabakas recobró su sentido, sacudiendo inmediatamente su cabeza, respondiendo frenéticamente. Miró la nube de sangre que estaba acumulándose y volviéndose más densa y dijo, “Sin embargo, tengo un mal presentimiento. Hace un momento, Bryan parecía de alguna manera aterrador. Hay una energía extremadamente formidable en su cuerpo, tan poderosa que mi propio ritmo cardíaco se aceleró”.

Karel se sorprendió ya que él conocía la verdadera fuerza de Sabakas. Cuando lo escuchó decir que se sentía aterrorizado por la fuerza que Han Shuo acababa de revelar, respondió con gravedad, “Puedo sentir como se eleva el intento asesino y el mal dentro del rugido de Bryan. Pienso que algo anda mal”.

“También estoy preocupado de eso. Hace apenas un momento, su mirada se veía extremadamente insensible y se sentía extremadamente poco familiar. Él era totalmente diferente del Bryan que usualmente vemos. Estoy seguro de que algo que no podemos entender debe haberle sucedido a su cuerpo”. Sabakas también se sentía deprimido al responderle a Karel.

Este de repente gritó alarmado, “¡Mira! ¡La nube de sangre en el cielo se está moviendo! ¿Oh? ¡En realidad se está moviendo en la dirección de Ashburn!”

“Chicos, ¿qué está pasando? ¿Qué ocurrió aquí?” Firenze había llegado y preguntó con calma.

Amyes, Emily y algunos más habían ido con él. Todos habían escuchado el aterrador rugido que se originó desde allí y que llenó sus corazones de dudas y desconcierto e inmediatamente fueron a investigar.

Fanny y Phoebe, quienes originalmente todavía estaban en el segundo piso, también interrumpieron la conversación y se precipitaron en pánico. No tenían idea de por qué Han Shuo soltaría semejante rugido tan aterrador, causando que se llenaran de preocupación y pánico.

Sabakas no respondió la pregunta de Firenze y en su lugar arrugó las cejas mientras miraba el cielo.

La nube de sangre originalmente se había establecido tranquilamente en el cielo sobre el castillo, absorbiendo continuamente la energía negativa de todo el distrito norte de la ciudad. Aunque creció en volumen, no se movió.

¡Pero ahora, las gruesas nubes de sangre habían comenzado a moverse!

La migración de las nubes de sangre hizo que el clima cambiara drásticamente. Una opresiva presión que soportaba el peso de una montaña se desmorono. Una enorme aura perversa gradualmente dejó el cielo sobre el castillo y se dirigió hacia la ubicación de Ashburn y sus aliados.

“Emily, ¿sabes lo que acaba de pasar?” Amyes frunció sus cejas mientras buscaba una aclaración de Emily.

De las personas presentes, ella era la que estaba más familiarizada con Han Shuo. Cuando él completó su pregunta, todos giraron sus miradas hacia Emily, curiosos y desconcertados.

“Eso debería ser a lo que Bryan se refiere como entrar en el camino demoníaco. Mencionó que ese estado lo haría enloquecer e incluso él mismo sería incapaz de controlar sus propias acciones. Ese aterrador estado es extremadamente peligroso pero hará que su fuerza se eleve explosivamente. Realmente tampoco lo entiendo y eso es todo lo que yo he escuchado por él”. Emily frunció el ceño de manera similar mientras explicaba de inmediato.

Mientras ella explicaba, todos vieron las numerosas casas que habían colapsado y algunos de los guardias del castillo que habían muerto trágicamente, inmediatamente reconocieron su explicación. Incluso Sabakas y Karel, no se atrevían a cargar por la fuerza hacia la ubicación de Ashburn. Sin embargo, Han Shuo había condensado una gruesa nube de sangre y se lanzó directamente. Tal acción lunática era claramente algo que no haría en situaciones normales.

“¡Oh, no! ¡Eso significa que Bryan está en gran peligro! Esa ubicación está llena de poderosos expertos y él incluso perdió su racionalidad. ¿Qué deberíamos hacer?” Dijo Karel ansiosamente.

“Ai, sólo podemos dar un paso a la vez. Tenemos que monitorear constantemente sus movimientos. ¡Si algo realmente sale mal, tendremos que encontrar una manera de salvarlo!” Sabakas suspiró y respondió a regañadientes.

Cuando habló, una bola de cristal azul del tamaño de una cabeza humana se materializó en su mano. Luego cantó un encantamiento y la bola de cristal de pronto disparó luz azul. Esa luz era como ondas creadas cuando una roca es arrojada a un lago, ondulándose constantemente.

Mientras continuaba recitando su hechizo, la agitada luz azul dentro de la bola de cristal gradualmente se calmó. Cuando él completó su hechizo, esta de repente mostró una escena clara.

Dentro de esta, todo el cuerpo de Han Shuo estaba cubierto de luz de color sangre con sus pupilas rojas escarlata. El Filo Cazador de Demonios flotaba sobre su cabeza y las capas de nubes de sangre se agitaban mientras se movían a la ubicación de Ashburn.

Sabakas movió sus cinco dedos sobre la bola de cristal, haciendo que la imagen dentro de ella se acercara y cambiara, revelando la aparición de Ashburn, el príncipe Charles y sus aliados. Entre ellos se encontraban el caballero sagrado y el magus sagrado de tierra Dempus, todos con expresiones de asombro mientras miraban nerviosamente la nube de sangre que avanzaba lentamente hacia ellos.

“Esta bola de cristal me fue dada por la Señora Grace. Aunque no puede prever el futuro, puede mostrar escenas dentro de un área fija. Aun así, no seremos capaces de escuchar ningún sonido”. Explicó Sabakas.

“Hmph. Claramente tienes algo bueno, pero lo has estado ocultando todo el tiempo. Qué tipo tan egoísta”. Firenze comentó descortésmente.

Sabakas se aclaró la garganta, sonriendo amargamente mientras explicaba, “Esta bola de cristal consume mucha fuerza mental para operar, tiene un alcance muy limitado y no transmite sonido. Está muy lejos de los poderes místicos de Bryan. Es por eso que la mantuve escondida, no porque fuera egoísta”.

“Bien, bien, veamos si Bryan se encontrará con un percance”, Karel le dijo impaciente a Firenze y dirigió su atención a las escenas cambiantes dentro de la bola de cristal de Sabakas.

Mientras este y los demás observaban atentamente los cambios que ocurrían dentro de la bola de cristal, algunos de los nobles más débiles al lado de Ashburn estaban sumidos en la miseria. La enorme presión ejercida por la nube de sangre les hizo comenzar luchar para respirar.

“Maldición, ¿qué demonios está pasando? ¿Por qué las nubes rojas flotaron de pronto?” El príncipe Charles también sintió que su corazón palpitaba. La presión era como una montaña presionando sobre su cuerpo, causando que la sintiera por todas partes. No pudo evitar maldecir mientras miraba el cielo.

“Apreciados expertos de rango sagrado, ¿saben lo que está sucediendo?” Aunque Ashburn era el Gran Duque del Imperio Lancelot, no se entrenó en artes marciales ni en magia. Sintió la presión aún más claramente y en realidad tenía la urgencia de participar en una matanza enloquecida. Para este que tenía que estar tranquilo para lidiar con todo tipo de situaciones, ese impulso era indudablemente mortal. Por tanto, le preguntó apresuradamente al caballero sagrado y a Dempus.

Los dos expertos de rango sagrado tenían expresiones graves mientras miraban la nube de sangre en el cielo. Podían sentir claramente que esta acumulaba más y más energía. Habiendo absorbido la energía negativa que contenía la ira y el temor inquebrantables de los incontables miles de soldados muertos en el campo de batalla, la energía dentro de la nube de sangre superó con creces su imaginación. Eso causó que los dos expertos sagrados se sintieran nerviosos.

“Esto es causado por ese mocoso, Bryan. ¡Puedo sentir que está dentro de esa nube de sangre!”, dijo el caballero sagrado Blount tranquilamente mientras miraba hacia el cielo.

“¿Es él? ¿Ese mocoso corteja la muerte? ¡De verdad se atreve a aparecer aquí!” El príncipe mayor Charles se burló.

Además de dos maestros de rango sagrado, había numerosos grandes maestros de la espada y grandes magus estacionados junto con algunas miles de tropas. Este naturalmente creía que definitivamente matarían a Han Shuo.

Sin embargo, tanto el asustado caballero Blount como Dempus pudieron sentir débilmente lo formidable de la energía acumulada en la nube. Sin embargo, la moral era extremadamente importante en ese momento. Si dijeran la verdad, definitivamente causaría que los soldados allí se llenaran de miedo.

Estos se lanzaron una mirada el uno al otro y Dempus repentinamente comenzó a cantar un hechizo mágico para desplegar una barrera para Ashburn y los otros, para evitar que fueran influenciados por la energía dentro de la nube de sangre, evitando que sintieran temor antes de que la batalla realmente comenzara.

“Magos de viento, usen tornados para barrer esa nube de sangre”. El caballero sagrado Blount les ordenó a los magos que estaban a su lado para que actuaran inmediatamente.

A medida que la nube de sangre se hacía más grande y densa, Blount podía sentir claramente que la energía provenía de la energía negativa condensada dentro de esta. Como Dempus era un mago de tierra, era impotente contra la nube de sangre en el cielo. Solo los magos de viento podrían liberar su fuerza al máximo grado.

A la orden de Blount, los magos de viento en el lado de Ashburn comenzaron sus conjuros uno tras otro. La esencia del viento repentinamente se hizo más densa a medida que los tornados y los huracanes de varios tamaños se formaron gradualmente y se dirigían directamente hacia la nube de sangre que estaba a punto de alcanzarlos.

Sin embargo, algunas cosas no salen según se planea. Las capas de densas nubes sangrientas inesperadamente no se dispersaron bajo la fuerza de los diferentes hechizos de magia de viento y en su lugar continuaron a lo largo de su trayectoria original hacia la ubicación de Ashburn y los otros.

Mientras los magos de viento estaban indescriptiblemente aturdidos, un mago con una visión aguda de pronto gritó con miedo mientras señalaba la nube, “¡Miren! ¡Hay alguien en medio de la nube!”

Cuando el mago lanzo un grito de miedo, otros con ojos afilados prestaron atención al centro de la nube de sangre y vieron una figura imponente cubierta por una luz de color sangre que se entrecruzaba alrededor de su cuerpo como un rayo y parecía como si él tuviera la capacidad de controlar esa nube sangrienta. De pronto, la figura rugió violentamente mientras presionaba hacia abajo como la nube.

Repentinamente, la aterradora y perversa energía con el peso de una montaña abruptamente envolvió toda el área. Un arma autoritaria se enrolló alrededor de la gruesa nube de sangre antes de golpear repentinamente hacia abajo como un meteoro con luz roja detrás. El poder dentro del arma en rápido descenso y la fricción con el aire produjeron un chillido agudo y aterrador.

En una fracción de segundo, todo el cielo estaba cubierto con una luz roja. Blount y Dempus estaban tan aterrados que sus rostros palidecieron.

“¡Retirada!” Dempus grito, sujetando con sus manos a Ashburn y al príncipe Charles, e inmediatamente uso sus habilidades de levitación para retirarse velozmente en la distancia.