GDK – Capítulo 410

0

Capítulo 410: Repentinos cambios dentro de Ciudad Ossen


Han Shuo sabía que Charles definitivamente no lo dejaría pasar. Sin embargo, no esperaba que la represalia de este llegara tan rápida y violentamente.

Esa misma noche, Han Shuo quien estaba estudiando el método de conectarse con el inframundo, de pronto sintió a través de su conciencia varias auras formidables que gradualmente se dirigían a su mansión desde lejos.

Fue despertado repentinamente de su contemplación, enviando inmediatamente a los doce demonios místicos, extendiéndose en doce direcciones con la mansión como el centro, como una tela de araña.

Una tropa de quinientos caballeros fuertes, incluyendo doscientos Caballeros del Templo de la Iglesia de la Luz, se dirigían a la mansión de Han Shuo desde cuatro direcciones. El gran magus de la Iglesia de la Luz, Kosse y algunos otros expertos desconocidos de la Iglesia de la Luz, así como los formidables ejecutores bajo Ashburn lideraban por separado a las tropas que rodeaban la mansión.

No había luz de luna en esa noche. En la oscura cortina de la noche,  no se ocultaron, simplemente se dirigieron abiertamente hacia la mansión de Han Shuo. Este fue capaz de ver el intento asesino dentro de los ojos de esos caballeros.

Estaba alarmado, saliendo apresuradamente de su habitación oculta. La escena que vio a través de los doce demonios místicos simplemente excedió su imaginación. No importaba que tan grande fuera la influencia que Ashburn y Charles tuvieran, ¿cómo se atreverían a ser tan desenfrenados en la capital del Imperio Lancelot, Ciudad Ossen?

El área en la que Han Shuo vivía estaba rodeada de gente rica y respetable y todos eran personajes influyentes dentro del Imperio. Incluso aunque era una noche sin luna, un movimiento tan grande definitivamente no podría ser ocultado. Además, Ciudad Ossen era la sede del Manto Oscuro. Después de todo Ashburn no era el Rey Uhtred. ¿Sobre qué base era tan desenfrenado?

Una serie de recelo se precipitó dentro de la mente de Han Shuo. Solo sintió que Ashburn debía estar loco. Semejante movimiento tan loco definitivamente no debería ser algo que el viejo zorro se atreviera hacer,  desafortunadamente con la aparición de Kosse y la presencia de otros miembros de su ducado, ya se demostraba que esa operación de hecho fue incitada por él.

Mientras todavía estaba en una perdida, una mansión cercana se encendió repentinamente en llamas que alcanzaron el cielo. Un demonio místico simplemente vio la situación en esa dirección y observó a un grupo de caballeros que cargaban y mataban a todos los que veían. En un abrir y cerrar de ojos, la sangre teñía de rojo el suelo y ni siquiera un sirviente fue dejado ir.

Han Shuo recordó vagamente que la mansión debería ser la del conde Talric. Este estaba inclinado hacia Lawrence. Incluso lo vio por la mañana y descubrió a través de la presentación de Lawrence que su mansión no estaba lejos de la suya. No esperaba que la mansión ya estuviera en su estado actual.

Un pensamiento destello en la mente de Han Shuo, en una repentina realización. Dado que Ashburn se atrevió a actuar tan descaradamente y a no tener en cuenta la autoridad del Rey Uhtred, solo había dos posibilidades. O bien Ashburn sabía que la situación estaba lejos de una buena y preventiva rebeldía.

O la otra posibilidad era que el Rey Uhtred ya había muerto. En ese caso, Ashburn ya no estaría restringido por nadie. Por lo tanto se atrevería a actuar libremente, erradicando a la gente que lo perjudicaba a la velocidad más rápida y tomando rápidamente Ciudad Ossen bajo su control.

Sin embargo, si quería rebelarse, debería haber actuado desde el día en que el Rey Uhtred dio a conocer que apoyaría a Lawrence y definitivamente no miraría sin sentimientos como el poder era delegado de Uhtred poco a poco hacia Lawrence. Parecía que la primera posibilidad era mucho más pequeña y que el repentino fallecimiento del rey era en cambio, lo más plausible.

Con esa sospecha, él sólo mantuvo dos demonios místicos dentro de su mansión, separando a los otros diez demonios místicos más lejos. Entre ellos, uno se dirigió directamente en dirección al palacio real.

A través de los demonios místicos, Han Shuo descubrió aún más tropas movilizadas en la noche negra. Había otras regiones que estaban involucradas de manera similar en una cruel matanza. Esta incluía nobles que apoyaban a Lawrence, así como poderes bajo el Segundo y Tercer Príncipe.

De repente, enormes nubes de humo surgieron de todo el interior de Ciudad Ossen. Ashburn y el Príncipe Charles ya habían puesto en marcha su operación de masacrar las influencias que se oponían a que comenzaran oficialmente en esa noche sin luna. Cualquier poder que se opusiera a ellos, estaba destinado a encontrarse con la muerte o a las heridas esa noche.

Al llegar a esa conclusión, rápidamente se dirigió a la habitación del mayordomo Kallas. Este era bastante viejo y, por tanto no dormia profundamente. Además, Han Shuo deliberadamente hizo pasos más fuertes cuando se dirigió hacia allí. Por lo tanto, Kallas se despertó inmediatamente.

“Lord Marques, ¿qué está pasando?” Kallas nunca había visto a Han Shuo tan impaciente. Se sentó ágilmente e inmediatamente le preguntó. “No traigas nada, despierta inmediatamente a todos los sirvientes. Todos ustedes deben dejar la mansión y huir para salvar sus vidas. El Duque Ashburn se ha rebelado. Un regimiento de caballeros actualmente se dirige a esta ubicación. Una vez que lleguen, todos los que estén aquí serán asesinados. ¡Date prisa, abandona este lugar inmediatamente!” Han Shuo explicó rápidamente la situación. Una vez que terminó de explicar, no esperó una respuesta y apuradamente abandonó la mansión, e inmediatamente se dirigió al Gremio de Comerciantes Boozt donde estaba Phoebe.

Esa mansión le fue otorgada a Han Shuo por Uhtred. Sin embargo, él claramente no la tomó como un hogar real. No había nadie allí que verdaderamente se preocupara a Han Shuo. También tenía la costumbre de guardar los objetos valiosos dentro de su anillo espacial. En ese momento, no había ninguna persona o artículo que valiera la pena. Por tanto, inmediatamente se fue después de advertirle a Kallas.

No había muchas personas que supieran de la relación entre Han Shuo y Fanny. Además, ella y Lawrence no tenían ninguna interacción. Además de eso, el padre de esta era Firenze. Como el Señor de la Frontera Sur, él era una de las pocas personas a las que Ashburn temía. Han Shuo simplemente no necesitaba preocuparse por la seguridad de Fanny.

Emily estaba en el Cuartel General del Manto Oscuro. Dentro de toda Ciudad Ossen, las defensas del cuartel general del Manto Oscuro eran las más seguras. Había innumerables matrices de teletransportación dentro que se enlazaban con cada ciudad importante dentro del imperio. Incluso si Ashburn tuviera métodos abrumadores, tampoco sería capaz de abrir una brecha en el Cuartel General del Manto Oscuro en un corto período de tiempo. Querer capturar a las personas de mayor rango del Manto Oscuro era aún más imposible.

Por tanto, Han Shuo tampoco estaba preocupado por Emily.

Sin embargo, Phoebe era cercana a Lawrence y el Gremio de Comerciantes Boozt había frustrado repetidamente los asuntos del Gran Duque Ashburn. Por tanto, eran los más propensos a ser atacados.

Como el Gran Duque del imperio, el poder que Ashburn manejaba era el segundo después del Rey Uhtred. Incluso el maestro de espada sagrado maestro de Phoebe, Karel, tampoco sería tomado en serio por Ashburn. Con el apoyo total de la Iglesia de la Luz, la cantidad de expertos que controlaba era seguramente aún mayor. Era casi imposible para el maestro de la espada Karel depender de su propia fuerza para matarlo.

Han Shuo viajó tan rápido como un rayo, directamente en dirección del Gremio de Comerciantes Boozt. En el camino, descubrió a través de sus demonios místicos, incluso más cambios que ocurrían dentro de Ciudad Ossen. Muchas mansiones fueron reducidas a ruinas en un período extremadamente corto de tiempo. Algunas pequeñas mansiones fueron sometidas a varios hechizos de exterminio de gran escala y fueron arrasadas al suelo en algunas respiraciones.

Las acciones viciosas de Ashburn eran extremadamente resueltas. Siempre y cuando fuera un poder hostil, sin importar si eran sirvientes o invitados, él no dejaba ir a ninguna persona. Muchas de las mansiones de los nobles estuvieron involucradas en la cruel masacre. Durante ese curso de eventos, el ejército que controlaba se dirigió a las puertas de la ciudad, probablemente con la intención de tomar el control de todas.

Las matrices de teletransportación dentro de Ciudad Ossen habían sido incautadas por Ashburn hace mucho tiempo. Capas sobre capas de tropas rodeaban con firmeza las matrices mágicas. Nadie podría abandonar la ciudad a través de las matrices mágicas. Parecía que Ashburn y Charles habían planeado tomar completamente el control de toda Ciudad Ossen, deshaciéndose de todos sus enemigos.

El demonio místico que se dirigía al palacio real oyó lamentos, incluso antes de que se acercara. Las tropas que estaban bajo el Príncipe Mayor Charles ya habían tomado el control del palacio real. El demonio místico simplemente hizo un pase alrededor del palacio y descubrió que el Rey Uhtred había muerto y algunos rebeldes ya habían muerto en el lugar.

De esas señales, de repente se dio cuenta de que el repentino fallecimiento del rey Uhtred quizás estaba relacionado con el Príncipe Charles. De lo contrario, el palacio real no sería sellado, sin permitir que se difundieran noticias. Los otros príncipes fueron desafortunadamente mantenidos en la oscuridad, simplemente ignorantes del fallecimiento del rey.

Dentro de la mansión de Ashburn, este y el Príncipe Charles estaban sentados con muchos nobles que lo apoyaban y que tenían expresiones oscuras. Mientras dirigían a los oficiales para tomar posiciones importantes, leían nombres de nobles uno tras otro, enviando a sus subordinados a erradicarlos.

Un demonio místico se quedó en la vecindad y pudo escuchar claramente la conversación entre Ashburn, Charles y los demás. Han Shuo finalmente entendió que los incidentes de esa noche eran de hecho, ellos respondiendo ferozmente.

De repente, un demonio místico que había llegado al Gremio de Comerciantes Boozt había visto de lejos a un escuadrón de soldados que actualmente mataban gente sin compasión. Los comerciantes y guardias del Gremio de Comerciantes Boozt murieron trágicamente uno tras otro bajo las flechas de esos soldados. Sin embargo, era una suerte que esas personas acabaran de comenzar en la parte delantera del edificio y claramente no hubieran penetrado en el interior. Han Shuo pensó que Phoebe todavía estaba bien al menos de momento.

Sin embargo, todavía estaba muy preocupado, activando el Arte de los Nueve Cielos Demoníacos hasta su punto máximo, dirigiéndose al Gremio de Comerciantes Boozt con la velocidad de un meteoro. Él rezo constantemente por dentro para que nada le sucediera a Phoebe. Si algo le ocurriera, aunque le había prometido previamente a Uhtred, ignoraría esa promesa y desollaría vivo a Charles.