GDK – Capítulo 409

0

Capítulo 409: Negativa


Por primera vez no estaba claro cuáles eran los pensamientos de Fanny, ella era tan espontánea y tan apasionada. Ambos, tanto sus besos como sus acciones eran incomparablemente audaces y desenfrenados.

En ese momento, Han Shuo era inesperadamente el receptor pasivo. Las palabras anteriores de Fanny contenían un mar de emociones profundas, causando una enorme conmoción en él, haciendo que se sintiera extremadamente culpable hacia ella.

Cuando los dos se besaban, Han Shuo quien siempre había sido el agresor en el pasado, en esa ocasión no era el autoritario.

«Oh… Bryan…” La adorable apariencia de Fanny era de un rojo brillante y contenía timidez mientras ella gemía suavemente. La ropa exterior de Han Shuo inconscientemente había sido retirada por esta.

La parte superior del cuerpo desnudo de Han Shuo era extremadamente robusta, cada pulgada de músculo parecía estar llena de fuerza explosiva. Cuando Fanny se quedó sin aliento, sus fragantes labios abandonaron los de este mientras ella tomaba profundas respiraciones. Mientras miraba el cuerpo cincelado de Han Shuo, sus ojos estaban llenos de densos sentimientos amorosos.

«Haz… Házmelo ahora…“ Hubo un chillido como de ratón. Fanny se sonrojó mientras enterraba su cabeza en el pecho de Han Shuo, inhalando la rica esencia viril del cuerpo de este. Ella simplemente sintió que su corazón estaba en un desastre y fue capaz de escuchar claramente latir su propio corazón.

«¡Nosotros no podemos!» Han Shuo sonrió amargamente mientras se negaba.

Fanny perdió su cabeza por miedo, y repentinamente alzo la cabeza para mirarlo. Su expresión sonrojada estaba claramente llena de tristeza y desconcierto, sus ojos rebosaban de dudas y pánico.

«Umm… El maestro Gene está viniendo y actualmente es de día. ¡Tú aún necesitas ir a dar una clase más tarde! ¿Qué tal, por la noche?” Han Shuo sonrió amargamente, rascándose su cabeza mientras le hablaba suavemente a Fanny.

Escuchando la explicación, Fanny repentinamente recuperó sus sentidos, su rostro todavía estaba rojo mientras apresuradamente lo vestía y decía ansiosa, «Así es, eso es correcto. En ese caso, deberías irte primero, nosotros hablaremos de esto otro día».

Justo en ese momento, los pasos de Gene ya se habían acercado hasta el punto en que Fanny podía escucharlos.

Se volvió más apresurada ya que había albergado motivos ocultos, instó desesperadamente a Han Shuo para que se apresurara y se retirara. Él sonrió amargamente y asintió mientras se ponía la camisa sobre los hombros, partiendo del laboratorio de Fanny antes de que Gene llegara.

Mientras se dirigía a su residencia, Han Shuo se sintió inefablemente movido por las profundas emociones de Fanny. Nunca había esperado que hubiera estado luchando amargamente por tanto tiempo por su culpa. Además, incluso aunque sabía sobre sus asuntos, ella aún no quería dejarlo. Sus fuertes sentimientos hicieron que él sintiera que era incapaz de devolverle el favor.

Justo cuando llego a su residencia, el mayordomo Kallas corrió apresuradamente, teniendo una expresión grave mientras decía, «Lord Marques, el Gran Duque Ashburn y el Príncipe Charles solicitan una reunión. Ellos ya han estado esperando por un tiempo».

«¿Por qué están aquí?” Han Shuo se sobresaltó y frunció sus cejas con perplejidad.

«No lo sé», respondió Kallas respetuosamente.

Con su corazón lleno de sospecha, caminó hacia el salón usado para recibir a los invitados más respetados. Con una mirada, vio al Príncipe Charles quien lo vio en el Jardín Rosa del Norte. En realidad era la primera vez que se encontraba con el Duque Ashburn, que estaba al lado de Charles. Cuando miró al Duque Ashburn, Han Shuo inmediatamente supo que era un viejo zorro astuto y definitivamente no sería una persona fácil de tratar.

Los dos tenían una expresión relajada mientras bebían té dentro del salón, en realidad no llevaban un solo acompañante con ellos. Una vez que Han Shuo escuchó el informe del mayordomo Kallas, inmediatamente envió un demonio místico para observar los alrededores de la mansión. Solo entonces se dio cuenta de que había dos lujosos carruajes de caballos detenidos al frente de la puerta principal y un escuadrón de caballeros vigilando a su lado.

Han Shuo quien estaba molesto debido a los asuntos de Fanny y Phoebe, había estado sumido profundamente en sus pensamientos durante el viaje de regreso y había descuidado la situación de los alrededores. Solo después de instruir al demonio místico para rodear la propiedad, se dio cuenta de las diferentes situaciones dentro de la mansión.

Como ésa era la capital, Ciudad Ossen, Ashburn y el Príncipe Charles, que habían ido abiertamente a visitarlo, naturalmente no tenían miedo de que él se alzara repentinamente en una revuelta. Por tanto dejaron audazmente el escuadrón de caballeros fuera, sin traer a un solo experto para su protección. En la superficie, los dos todavía parecían tener bastante presencia.

Cuando vio entrar a Han Shuo, Ashburn miró a Charles antes de levantarse. Sonrió y asintió con la cabeza hacia él antes de decir, «Marqués Bryan tiene una reputación bien conocida. Al verlo hoy, es realmente merecida. Un hombre excepcional como el Marques Bryan es verdaderamente raro dentro de nuestro Imperio Lancelot. Jaja”.

Han Shuo no estaba de buen humor. Habiendo escuchado en muchas ocasiones en que el viejo zorro Ashburn y Charles habían lanzado su peso, no tuvo una buena impresión de ellos. Respondió mientras simulaba sonreír, «Lord Duque me está elogiando demasiado. Frente al Lord Duque, nadie más es apto para ser afamado por una reputación conocida”.

«Saludos, Príncipe Mayor». Han Shuo se inclinó ante el Príncipe Charles de acuerdo con la etiqueta.

«Jeje, tranquilo. Anteriormente hubieron algunos malentendidos con el Marques Bryan. He venido en esta ocasión precisamente porque deseo eliminar nuestros previos malentendidos”. El Príncipe Charles miró a Han Shuo amablemente, sus modales amistosos eran tan diferentes como la noche y el día de la vez anterior en el Jardín Rosa.

«Su Alteza es demasiado cortés. Nosotros nunca tuvimos malentendidos. La forma en que lo dice me hace preocuparme por lo que sucedió». Han Shuo estaba atónito, antes de responderle a Charles mientras expresaba que no podía entender bien la situación.

Tosiendo suavemente, el Duque Ashburn sonrió y dijo, «Anteriormente nosotros teníamos a Cameron para ayudarnos con algunos asuntos. No esperaba que el señor Cameron se convirtiera en un competidor de los negocios de la Señorita Phoebe. Él realmente merece morir, usando el título de Charles para intimidar a la gente, encontrando audazmente problemas con la señorita Phoebe”.

“Jeje, al inicio, nosotros no sabíamos de este asunto. Sin embargo, supongo que el Marqués Bryan quizás malinterpreto que nosotros habíamos impulsado a Cameron a actuar de esa manera. Por tanto, hemos venido especialmente a aclarar el asunto. Esperamos que no nos malinterprete debido a ese asunto. Hablando honestamente, Charles y yo siempre le hemos admirado y queremos ser sus amigos».

‘¿Mal interpretando? Simplemente no hubo malentendidos. Sin sus instrucciones, ¿por qué Cameron se atrevería a utilizar su conexión con ustedes para intimidar a Phoebe?’

Han Shuo se burló internamente. Ya entendía su meta por el tono de Ashburn y Charles. Estaba seguro de que era debido a su estado en el corazón de Uhtred. Eso causo que los dos se dieran cuenta de su importancia. Ésa era la razón por la que se dignaron y deliberadamente querían hacer amistad con él.

«Jeje, esto debe ser un malentendido. Ese asunto ocurrió hace tanto tiempo que casi me olvidé de eso. No hay mucho que discutir”. Han Shuo entrecerró los ojos, minimizando el problema. Poco después, sonrió mientras miraba a Ashburn y a Charles preguntando, «¿Puedo saber si hay algún otro asunto que haga que Lord Duque y Su Alteza me visiten?»

«El desarrollo de Ciudad Brettel ha sido la noticia más inspiradora en los últimos días. El señor de Ciudad Niebla Marina, vecino de Ciudad Brettel, Kairov, tiene relaciones muy estrechas conmigo. Jeje, si Ciudad Brettel y Ciudad Niebla Marina son capaces de trabajar en una estrecha colaboración, el desarrollo en todas las áreas sería aún más rápido”.

“Mi visita de hoy es precisamente para discutir con el Marques Bryan la ayuda que Ciudad Niebla Marina puede proporcionarle a Ciudad Brettel, como la mano de obra y los recursos que necesita urgentemente». El Príncipe Charles sonrió mientras miraba a Han Shuo, explicando lentamente su propuesta.

El Señor de Ciudad Niebla Marina Kairov era miembro de la Familia Haug, su hermana Kalina era la esposa del Príncipe Charles. Su relación con él naturalmente era extremadamente íntima. La distancia entre Ciudad Niebla Marina y Ciudad Brettel no era muy lejana. Si Ciudad Niebla Marina pudiera proporcionar alguna ayuda efectiva, sería extremadamente beneficioso para el desarrollo de Ciudad Brettel. Eso era algo de lo que Han Shuo estaba bien enterado.

«En ese caso, ¿qué tiene Ciudad Brettel para invertir de su parte?” Han Shuo permaneció calmado y sereno mientras preguntaba.

«No hay necesidad de ninguna inversión. Mientras pueda obtener la amistad del Marqués Bryan, yo estaría satisfecho”. La mirada ardiente de Charles se fijó sobre Han Shuo mientras respondía.

El Gran Duque Ashburn sonrió mientras miraba a Han Shuo. Él reflexionó un momento antes de decir, «Marqués Bryan, para ser franco, yo le admiro mucho. Si no le importa, podemos analizar en profundidad la posibilidad de muchas colaboraciones. El poder y el beneficio que nosotros somos capaces de brindarle supera con creces lo que otros pueden darle. Mientras trabaje con nosotros, el poder, la riqueza y las mujeres pueden ser obtenidas fácilmente”.

Han Shuo se rio entre dientes mientras miraba a los dos, sacudiendo firmemente su cabeza bajo su mirada expectante y dijo, «Lo siento, soy una persona que aprecia las viejas amistades y también sabe devolverle el favor de otros. ¡Ambos deberían entender lo que yo quiero decir!»

Al escuchar la respuesta, la expresión del Príncipe Charles se hundió. Justo cuando quería hablar, Ashburn lo miró. Poco después, Ashburn sonrió y dijo, “Así que ese es el caso. Lo entiendo. Desde que ese es el caso, nosotros nos despediremos. Nos disculpamos por inquietarle descaradamente. Espero que pueda perdonarnos».

Después de que Ashburn lo mirara fijamente, Charles repentinamente no se dejo llevar. Simplemente, su mirada calmada hacia Han Shuo tenía añadido un resentimiento, como si estuviera enojado con el rechazo y este fallara en apreciar su amabilidad.

«En ese caso, yo no los despediré». Han Shuo miró asombrado al Gran Duque Ashburn. No esperaba que este fuera en realidad así de directo, sin arrastrar la situación en lo más mínimo una vez que comprendió que no había esperanza.

«¡Marqués Bryan, cuida de ti mismo!” Antes de que Charles se retirara, de pronto se giró para mirarlo, lo que implicaba una intención oculta dentro de sus palabras.

«Yo le agradezco al Príncipe Mayor por su recordatorio, tendré cuidado». La expresión de Han Shuo repentinamente se volvió fría, respondiendo sarcásticamente.

Pudo escuchar claramente la amenaza dentro del tono de Charles. Sabía que, después de ese día no habría ninguna posibilidad de ser amigo de Charles y Ashburn y sólo podía ser un enemigo hasta que uno de los bandos estuviera muerto.