GDK – Capítulo 408

0

Capítulo 408: Las profundas emociones de Fanny


Han Shuo no expresó su opinión sobre lo que discutieron a continuación, simplemente pensando en la llegada del loco Firenze a Ciudad Ossen y el efecto que causaría en él.

Según lo que le había prometido a Fanny, sabía que dado que Firenze había llegado a Ciudad Ossen, definitivamente se encontraría con Firenze en un futuro cercano. El asunto de que ya tuviera a Phoebe y Emily a su lado quedaría expuesto tarde o temprano. ¡No estaba seguro de la enorme reacción que tendría Fanny una vez que ella se enterara!

Era lo mismo para Phoebe, quien justo acababa de aceptar a Emily pero todavía tenía una ira residual. Si ella también descubría sobre Fanny, podría insistir en sacar una jaula. Desafortunadamente, desde que las cosas habían llegado a tal situación, no había forma de que pudiera ocultarlo por más tiempo.

«¡Bryan, Bryan!” Lawrence repentinamente gritó dos veces.

Han Shuo de pronto volvió a sus sentidos. Miró asombrado a Lawrence y preguntó, «¿Qué pasa?»

«¿Qué crees que debemos hacer a continuación?, Charles es nuestro principal oponente. ¿Tienes algunas ideas?” Lawrence miró brillantemente a Han Shuo mientras buscaba su opinión.

Han Shuo actualmente se sentía preocupado y simplemente no escuchó seriamente su discusión. Sacudió su cabeza en respuesta y dijo, «No tengo ninguna buena idea».

Cuando Lawrence escuchó la respuesta de Han Shuo y vio que tenía una expresión vejada, entendió que quizás estaba ocupado en otros pensamientos. Asintió sin preguntar más, y en su lugar continuó hablando con los otros nobles.

Después de un rato, ellos terminaron su discusión. Los nobles se retiraron en sucesión, incluyendo a Emily y el viejo Hahn, dejando solo a Phoebe, Lawrence y Han Shuo en la habitación.

«Bryan, gracias por presentarme al Señor Crowley, ¡permitiéndome tener a semejante gran magus tan fuerte a mi lado!” Después de que el resto se había retirado, Lawrence le agradeció sinceramente a Han Shuo.

Han Shuo quedó atónito por un momento antes de responder y decir, «¿Que Crowley se ha unido a ti?»

«Sí, el Señor Crowley dijo que él siguió tú consejo y decidió unirse a mí». Lawrence sonrió mientras le explicaba.

«Eso es bueno. Lawrence, yo tengo algunos asuntos que hablar con Phoebe, ¡nosotros nos iremos primero!” Han Shuo reflexionó un momento antes de decirle a Lawrence.

«Muy bien entonces, ustedes dos pueden irse primero». Lawrence sonrió cuando se levantó para despedirlos.

Phoebe hizo un puchero, pareciendo aún estar enojada con Han Shuo. Bajo la mirada de Lawrence, se subió a su propio carruaje. Han Shuo vaciló por un momento, pero al segundo pensamiento, dado que muchas personas sabían de su relación con ella, subío un poco después.

Basado en la situación actual, su relación con las tres mujeres quizás ya no podría ser capaz de ocultarse. Consideró seriamente por un momento, decidiendo simplemente confesarle a las tres mujeres. De las tres, Emily era la única a quien no le importaba demasiado. Además, ella sabía algo de información a través del Manto Oscuro, por tanto, Han Shuo no estaba preocupado por ella.

Sin embargo, tanto Phoebe como Fanny eran grandes problemas. Él no sería capaz de ocultarlo más si lo deseaba y sería peor si se enteraran por sí mismas. Al llegar a esa situación, realmente no tenía otras ideas y se resignó a su destino diciéndoles la verdad.

Dentro del elegante carruaje a caballo, Han Shuo tenía una expresión reservada mientras permanecía en silencio. La ira de Phoebe hacia él aún no había disminuido, haciendo pucheros y sin decir ni una palabra. En un momento, la atmósfera dentro del carruaje era algo tensa.

Después de un momento, Han Shuo tomo una respiración profunda, girando su cabeza para mirar a Phoebe dijo en voz baja, «Phoebe, aparte de ti y Emily, ¡yo todavía tengo otra mujer!»

Phoebe arqueó sus cejas y sus ojos rebosaron de incredulidad. Había signos de ira saliendo de su delicado cuerpo mientras apretaba los dientes y miraba fijamente a Han Shuo antes de decir toscamente, «Tú, ¡¿qué fue lo que dijiste?!».

«Aparte de Emily y de ti, yo todavía tengo otra mujer. Su nombre es Fanny, ella era anteriormente mi maestra. Ella también es la primera mujer que me gusto”. Han Shuo sonó abatido, suspirando cuando terminó.

«¿Qué, cuál es el significado de esto? ¿Por qué me estás diciendo esto?” Phoebe no pudo contener su ira. Ella ya había encontrado difícil aceptar a Emily. Ahora, él de repente dijo que había otra mujer. La mente de Phoebe zumbó mientras sentía un dolor agudo penetrando en su corazón.

«Ella es una maestra en mi academia y me cuidó desde el principio…” Han Shuo describió su relación con Fanny. Luego suspiró mientras miraba a Phoebe y decía, «Lo siento, yo no debería haberte engañado. Eso fue debido a que no quería que fueras infeliz. Eso fue lo que sucedió. Te estoy diciendo todo esto no porque quiera que me perdones, sino para hacerte saber que de hecho, yo soy una mala persona como tú dijiste e incluso de una clase extremadamente mala».

«¡Vete, vete inmediatamente, yo no quiero verte nunca más!” Phoebe lloró incesantemente, repentinamente gritando con fuerza hasta el punto de perder su voz.

Cuando vio a Phoebe perder el control de sus emociones, de pronto sintió una queja extremadamente fuerte. Sabía que sería inútil decir algo en ese momento y por tanto, simplemente asintió antes de abrir la ventanilla del carruaje y salir volando.

Sabía desde hace mucho tiempo que Phoebe era una persona testaruda. Una mujer tan independiente no lo perdonaría fácilmente por haberla engañado. Quizás era precisamente porque ella tenía fuertes sentimientos por él, por ello, estaba tan dolida por lo que dijo ese día.

Han Shuo repentinamente entendió el dolor de la mujer que amaba profundamente. La angustia que él sentía no parecía ser menos de la que Phoebe sentía. Tuvo un dolor extremo en su corazón. Llevando ese intenso dolor en su corazón, se dirigió a la Academia de Magia y Fuerza Babylon.

Cuando llegó al laboratorio de Fanny, resultó ser después del almuerzo. Desde que la visitó hace unos días, Fanny se sintió extremadamente contenta y estuvo muy alegre los últimos días.

Cuando abrió la puerta del laboratorio con la intención de descansar por un momento, ella de repente vio a Han Shuo, quien estaba sentado en una silla dentro de la habitación. El actual Han Shuo parecía distraído y lucia de alguna manera pálido. Se sentó tristemente sin decir una palabra, como si tuviera una carga extremadamente pesada en su mente.

Con una mirada, Fanny de pronto se dio cuenta de que el actual Han Shuo era completamente diferente del pasado. Anteriormente, siempre tenía un fuerte espíritu de pelea o era frívolo e inapropiado. Nunca había estado tan abatido y distraído como lo estaba ese día.

«Bryan, ¿qué te pasó? ¿Estás enfermo?” Fanny estaba nerviosa, apurándose al lado de Han Shuo, alzando una mano para tocar su frente.

Escuchando la voz de Fanny, Han Shuo se sobresaltó. Cuando la vio llena de preocupación por su persona, el dolor en su corazón aumentó. Él quedo en blanco por un momento, quizás queriendo sentir más los sentimientos gentiles de ella mientras simplemente la miraba fijamente y apreciaba cuidadosamente la temperatura de su cálida mano.

«¿Qué pasa, por qué no estás diciendo nada? ¿Qué ocurre?” Cuando Fanny vio a Han Shuo sin decir una palabra y simplemente quedar en blanco, se sintió más frenética y lo interrogó con impaciencia mientras su preocupación aparecía en su rostro.

«¡Fanny, yo te defraudé!” Han Shuo quien estaba mirándola fijamente no sabía si esa ternura seguiría existiendo después de que hablara. Sin embargo, sabía que era incapaz de esconderse, finalmente suspiró y le dijo.

«No estás enfermo, ¿verdad? ¿Qué tonterías estás diciendo?” Fanny sonrió mientras retiraba su mano de la frente de Han Shuo, mirando tiernamente a los ojos de este mientras respondía.

No se atrevió a mirar directamente a los ojos de Fanny y con un aire culpable bajó su cabeza. De pronto recordó que no había tenido relaciones físicas con ella. En ese caso, mientras le dijera la verdad, no le causaría mucho daño.

Con respecto a sus seres queridos, Han Shuo nunca había sido una persona sin corazón. La razón por la cual había ocultado ese asunto durante tanto tiempo, además de disfrutar de la maravillosa sensación de tener varias mujeres, era debido a que no quería causarles dolor sin miramientos.

Sin embargo, repentinamente se dio cuenta en ese momento de que sus acciones de ocultar la verdad no les causarían dolor en el corto plazo, pero tales acciones les causarían toda una vida de angustia.

Ésa era precisamente la razón por la cual Han Shuo decidió explicarle sinceramente la verdad a ambas partes. Sin embargo, el culpable no se atrevió a enfrentar los gentiles sentimientos de Fanny. Bajo la impaciente pregunta de esta, usó la misma voz triste para explicar, «Aparte de ti, todavía tengo otras dos mujeres. ¡Yo te decepcioné!»

La mano de Fanny que acariciaba tiernamente el cabello de Han Shuo se detuvo de pronto. Él instintivamente levantó la cabeza para mirar, de pronto se dio cuenta de que ella se había congelado en su posición, sus tiernos ojos estaban llenos de impotencia y dolor. Sus labios rosados palidecieron, retorciéndose constantemente como si quisiera decir algo y aun así no pudieran hacer ningún sonido.

Dos corrientes de lágrimas fluyeron por sus suaves mejillas, deslizándose por su cuello. Después de mucho tiempo, los ojos nublados de Fanny se enfocaron en él. Ella tenía una expresión sombría, sonando triste mientras decía en voz baja, «Bryan, ¿me estás diciendo esto porque tú quieres romper nuestra relación?»

Han Shuo se congeló, incapaz de entender la respuesta de Fanny. Había pensado que estaría tan furiosa como Phoebe, persiguiéndolo a pesar de todo. No pensó que en ese momento, ella en realidad tuviera una expresión tan sombría y atemorizada como un indefenso capullo floreciente.

Una sensación intensa de auto culpa repentinamente se precipitó en el corazón de Han Shuo. Los ojos de este se enrojecieron mientras el abrazaba a Fanny, ahogado por la emoción mientras decía, «Lo siento, es todo por mi culpa. Lo siento…»

«Bryan, yo… yo ya sabía hace mucho de los asuntos entre la Señorita Phoebe y tú». Fanny habló débilmente, antes de ejercer toda su fuerza para abrazar a Han Shuo con fuerza, como si temiera que se fuera de su lado.

Han Shuo tenía una expresión inerte, abrazando inconscientemente a Fanny sin saber la razón. Su mente estaba llena con preguntas. Ella realmente lo sabía. ¿Cómo lo descubrió?

«Tú eres la deslumbrante nueva estrella del Imperio. La información sobre ti se difunde por todas partes. Entre esta naturalmente, incluye asuntos relacionados con la Señorita Phoebe y tú. Es gracioso que todavía te engañes y asumas que yo no lo sé. La primera vez que escuché esa información, no la creí. Sin embargo, lentamente a través de mi propio entendimiento, yo finalmente creí la información. Soy una mujer realmente débil. Siempre debí mantener una distancia de ti desde el inicio y no caer en tu tentación. Sin embargo, en los días en los que tú no estás, mi mente está completamente llena con tu imagen, es imposible de sacarte”.

“¡Lo siento, yo no fui capaz de hacerlo!”

“Incluso a pesar de que soy plenamente consciente de que ya tienes a la Señorita Phoebe, yo todavía soy incapaz de dejarte. Una vez que imagino que ya no interactuaríamos, me siento sofocada. Tú nunca serás capaz de entender ese sentimiento. Soy inútil. Yo soy incapaz de alejarme de tu vórtice de emociones y en su lugar no puedo evitar hundirme más profundamente…” Fanny murmuró mientras se burlaba de sí misma estando en el seno de Han Shuo, su voz estaba llena de impotencia y miseria.

Su narración desde el fondo de su corazón desgarró sin piedad el disfraz obstinado de Han Shuo. Se sintió mareado por una felicidad incomparablemente intensa. Incluso aunque esa felicidad contenía un atisbo de una extrema agonía, a pesar de que esa felicidad hizo que sus labios se secaran y sus ojos se enrojecieran, causando que su firme corazón se debilitara…

«Yo lo sé, Phoebe es una buena mujer. ¿Has venido aquí después de decidir dejarme?” Fanny murmuró con tristeza, su tono estaba lleno de agonía y desolación. Sus lágrimas eran como un collar de perlas que se había roto, perlas tras perlas goteando sobre el hombro de Han Shuo.

«¡No!” Han Shuo gritó antes de continuar diciendo, «Yo nunca te dejaré. ¡Nunca! Yo dije todo eso para pedir tu perdón. ¡Yo nunca pensé en dejarte! Lo siento, es todo culpa mía, es todo culpa mía…»

El delicado cuerpo de Fanny tembló ligeramente cuando de repente se puso de pie, con lágrimas aun colgando de sus ojos que indescriptiblemente anticipaban, mirando hacia el rostro de Han Shuo. Su voz tembló y se llenó de incredulidad mientras decía en voz baja, «Bryan, ¿estás, estás diciendo la verdad?»

Asintiendo repetidamente con su cabeza, Han Shuo nunca había sido tan serio como lo era en ese momento, su voz estaba ahogada por la emoción mientras garantizaba, “Mientras tú no me dejes, yo nunca seré el que te suelte y te deje. ¡Lo prometo!”

«Pero yo sólo reconocí el hecho de que nunca podría dejarte después de dos años de tormento y sufrimiento. No me importa que estés con la Señorita Phoebe y otras mujeres. Sin embargo, ¿le importara a la Señorita Phoebe mi existencia?” Dijo Fanny con amargura.

«Yo no lo sé. Sin embargo, me gustaría darnos a ella y a mí algo de tiempo. Quizás, finalmente tomara una buena decisión. Sin embargo, independientemente de su decisión, yo no cambiaría mis sentimientos por ti. ¡Definitivamente no lo haré!” Han Shuo dijo resueltamente.

Los ojos de Fanny estaban llenos de sorpresa y una alegría que no podía ser contenida. Ella tomó la iniciativa de nuevamente abrazarlo con fuerza, poniéndose de puntillas para besarlo ardientemente. Sus manos se deslizaron descaradamente en la ropa de este, acariciando el fuerte cuerpo de Han Shuo mientras trataba de ayudarlo a desnudarse.