EAA — Capítulo 109

0

Capítulo 109: Una persona similar a un conocido (5)


El sol brillaba con fuerza..

Bajo el calor del sol, una niña caminaba con las cejas levantadas, lo que ella estaba pensando era indescifrable. Su mano libre estaba violando sin piedad el suave y esponjoso cuerpo de Yan Jin, ignorando por completo sus ojos llenos de pena.

La actual Mu Ru Yue se había convertido en una persona muy conocida en esta ciudad. Es decir, ¿cómo pueden olvidar su nombre los que participaron en la Asamblea de Píldoras? Por lo tanto, cuando apareció por primera vez, atrajo la atención de muchas personas.

Pero en este momento, esta chica desapareció sin previo aviso a plena luz del día.

Y no era mentira, ella realmente había desaparecido mientras estaba bajo la mirada de una multitud…

Una figura enmascarada corrió al instante a su posición en el momento en que desapareció. Oculto bajo su máscara, sus ojos revelaron una innegable ansiedad.

“Mu’er.”

Una ola de miedo sin precedentes surgió de los ojos de Ye Wu Chen: Él la estaba observando antes de que desapareciera frente a él. Su miedo no se disipó, ya que le preocupaba que su desaparición fuera permanente.

Si ella no regresaba…

¡No! ¡Definitivamente no lo permitiría!.

Nadie podría arrebatarsela mientras estaba observándola. De lo contrario, ¡no podría perdonarse a sí mismo durante toda su vida!.

“Mu’er, definitivamente no permitiré que nadie te lleve lejos. ¡Definitivamente!” Ye Wu Chen calmó su corazón en pánico mientras, bajo su máscara, su rostro excepcional expresaba una sonrisa siniestra.

Si su expresión era vista por sus subordinados, sabrían que su maestro estaba realmente enojado esta vez.

“A juzgar por las circunstancias, Mu’er debería haber ido a otro espacio dimensional. No importa quién sea, no dejaré que me la arrebaten, especialmente cuando fue ante la vista de este Príncipe.”

En este momento, dentro de otra dimensión.

Mu Ru Yue yacía en el suelo mientras intensas oleadas de dolor golpeaban su cabeza. Poco a poco abrió los ojos y miró a su alrededor con ojos llenos de curiosidad. De repente, ante ella, una figura excepcional entró en su vista.

El hombre vestía ropas blancas impecables que recuerdan a la nieve, su pelo blanco ondeaba con suavidad en el viento. Cuando bajó la mirada para centrarse en Mu Ru Yue, su aspecto era tan guapo como un inmortal, ya que mostraba una complicada expresión.

“Decidiste volver”. El hombre suspiró, y sus ojos negros mostraron cierta tristeza. “Es una pena que personalmente no pueda ir a verte, y solo pueda traerte a este lugar.”

Mu Ru Yue dirigió su mirada al hombre. No se sabía por qué su cabello blanco parecía tirar de su corazón, e inesperadamente, le dio un sentimiento familiar. Era como si se hubieran conocido antes.

Sin embargo, estaba segura de que no había conocido a este hombre antes, además, parecía poseer grandes poderes. De hecho, él era muy fuerte, el más fuerte de entre todos los que ella había encontrado.

“En realidad, sentí tu existencia hace mucho tiempo cuando regresaste aquí del otro mundo. Fue solo hace poco que confirmé por completo tu existencia.” El hombre bajó la vista para mirar a Mu Ru Yue con los labios levantados en una débil sonrisa.

Su sonrisa era extraordinaria y pura, como si no hubiese sido contaminada por el mundo.

“¿Quién eres?” Los ojos de Mu Ru Yue se oscurecieron un poco, ¿este hombre sabía acerca de su transmigración de otro mundo? De repente, sintió a Yan Jin estremecerse en su abrazo, apretando un poco su brazo.

“¿Yan Jin?”

“Niña, no te preocupes, estoy bien. Es solo que el aura que desprende ese hombre me hizo estar alerta”. Yan Jin tampoco sabía por qué sentía un miedo irracional hacia este hombre.

Mu Ru Yue levantó la cabeza para observar al joven, esperando su respuesta.

El hombre dio un paso adelante con una leve sonrisa, tan débil que parecía invisible; solo que sus ojos negros emitían tristeza. Era obvio que estaba solo.