DCF – Capítulo 21

0

Capítulo 21: Ser detestada

Una sirviente mayor llamó a la puerta Jardín de invierno en medio de la noche. Fue a explicarle a la señora Xiu que acompañaría al séquito al templo de Long Hua la mañana siguiente. Ye-mama quedo encantada que siguió dando gracias a Buda.

Xiao Shi también estaba contenta. Aunque sentía que el príncipe Li daba miedo, la vida sería buena para su señora en el futuro si podía obtener su tierno cuidado amoroso. Cuando eso sucediera, su señora podría alzar su cabeza con orgullo cuando visitara la casa de sus padres nuevamente.

Desafortunadamente para Bai Xiangxiu, después de enterarse de los planes para el día siguiente, se sintió bastante débil. La trama claramente estaba muy mal. Ella no había hecho nada especial desde que llegó a ese mundo, excepto tal vez seguir al protagonista masculino de apoyo. Pero, ¿por qué estaba continuamente en situaciones en las que sólo tenía que interactuar con el protagonista masculino?

En cuanto recordó al protagonista masculino de apoyo, y cómo deshizo su bolsa de perfume de patos mandarines en harapos, su corazón se volvió frío. Probablemente ya creía que era una mujer frívola. Ella debía explicarle ese asunto. De lo contrario, su única salida desaparecería como el humo en una brisa. Sería bueno salir esta vez también. Aprovecharía esa oportunidad para aclarar el asunto con el protagonista masculino de apoyo.

Sus pensamientos parecía correr una milla por minuto, ella estaba dando vueltas sobre la cama, era incapaz de dormir. Encendió la linterna y comenzó a cortar más flores y hojas para crear otro marcapaginas. Como ya tenia practica de su ultimo intente, ese quedo bastante bien. Lo colocó en un libro para presionarlo cuando terminó, sin duda no dejaría que la otra parte lo destruyera nuevamente.

Para el momento en que terminó, ella había hecho ya un gran esfuerzo, y fácilmente volvió a dormirse. Pero parecía que sólo se había quedado dormida un instante cuando Xiao Shi la volvió a despertar. Resulta que el Príncipe quería irse temprano. Ye-mama y Xiao Shi se habían levantado más temprano y ya habían terminado de hacer las maletas. Incluso la hicieron bañarse en agua caliente antes de irse para mostrar respeto por al Bodhisattva.

Hicieron arreglos para que un pequeño carruaje fuera por ella una vez que estuviera lista. Cuando entró en el carruaje, alguien le preguntó: «Señorita Xiu, ¿trae las escrituras budistas que la vieja madame quería que copiaras?»

«Ah?» Bai Xiangxiu no entendío. ¿Cuándo la vieja señora dispuso de escrituras budistas para que ellas las copiara, y cuándo tuvo tiempo de copiarlas?

Ye-mama inmediatamente dijo,»Ya están aquí conmigo. Las copias aún no están completas, la señora tendrá que seguir copiandolas cuando lleguemos al templo de Long Hua.»

“Hey! Oh!” Bai Xiangxiu asintió apresuradamente cuando Ye-mama la miró con sus ojos afilados. Nadie más hizo más preguntas o inicio una pequeña platica, todos pronto se sentaron en el carruaje en silencio. Con tres mujeres, el carruaje estaba un poco apretado, pero no demasiado. Xiao Shi preguntó con curiosidad cuándo estaban todos en el carruaje: «Ye-Mamá, ¿qué paso ahora mismo?»

Ye- mamá sonrió y respondió: “Esto es gracias a que el príncipe. Ha hecho grandes esfuerzos esta vez.” Cuando miró a las apariencias de las dos mujeres que estaban sentadas frente a ella que no conocía, ye- mama rodó sus ojos hacia el interior. ¿Cómo pueden ser tan estúpidas? ¿Puede esta mujer realmente ser capaz de seducir al príncipe?

Resignada, dijo su respuesta: «Hay otras tres personas ademas de usted señorita Xiu que no pueden ir, debido a que no saben comportase tan bien como usted. Si se enteran de que usted fue invitada por el príncipe, esto podría causar un disturbio y Si algo sucede, probablemente las más desafortunada sería usted.» Bai Xiangxiu tembló de pies a cabeza; las mujeres que luchan por el favor eran extremadamente espantosas.

Debido a que se había enfermado y había estado en la cama después de que la criada fue asesinada a golpes, y enloquecido, no había tenido mucho contacto con las otras tres mujeres. Sin embargo, si no había ninguna razón válida para seguir a la anciana y al príncipe al templo de Long Hua esta vez, entonces ella sería la enemiga pública número uno cuando regresara. Pero, ¿qué es todo esto sobre las escrituras budistas?

Ye-mama estaba a punto de desmoronarse cuando vio que Bai Xiangxiu todavía no la entendía del todo. Ella resumió todo, «Su Alteza le dijo a los sirvientes que iria debido a que su caligrafía es muy hermosa, y la Vieja Madame le permitió copiar escrituras budistas en su nombre y entregarlas en el templo de Long Hua para tener un buen karma. Lamentablemente, no terminaste del todo, así que tienes que ir para terminarlas.»

«¡Oh! Así que, es así.» Bai Xiangxiu inmediatamente asintió, pero sintió que el protagonista masculino estaba ligeramente trastornado. No sólo quería llevarla consigo, sino que también buscó una excusa para hacerlo. ¿Puede ser que le guste?

Comenzó a reírse en voz alta cuando sus pensamientos llegaron a ese punto, haciendo que Xiao Shi y Ye-mama la miraran como si fuera un fantasma. Después de que sintió que se rió lo suficiente, dijo sucintamente: «Nada, sólo me sentí muy feliz.»

Qué deprimente. Se supone que a la protagonista masculino le gusta la atrevida e interesante protagonista femenina. ¿Por qué le gustaría yo?

Siempre había mostrado una actitud completamente tímida y cobarde ante él, así como una personalidad increíblemente aburrida. Si el protagonista masculino tomó interes de ella, fue sólo porque a todos los hombres les encantan las bellezas. Cuando vea la protagonista femenina, naturalmente sabría quién era el más importante.

Después de una ronda de rumia, sintió que la idea de que el protagonista masculino le gustara era completamente absurda. Ella tiró sus pensamientos de antes y se concentró en disfrutar del paisaje exterior. Había estado encerrada durante mucho tiempo y la primera vez que salio tenía una meta específica que cumplir, por lo que no tuvo tiempo para admirar su entorno. Ahora, tuvo la oportunidad de ver el paisaje desde la pequeña ventana de su carruaje. Sin embargo, ella no podía levantar la cortina de tela translúcida para mirar hacia afuera porque Ye-mama la estaba mirando como un halcón!

Era un largo camino hacia el Templo de Long Hua, y muchos nobles también se dirigían hacia allí, abarrotando el camino. Una familia tras otra, todos avanzaban lentamente en fila. Bai Xiangxu casi se queda dormida en el carruaje mientras el progreso se ralentizaba. Justo cuando estaba a punto de quedarse dormida, llegaron noticias del frente. Una de las ruedas del carruaje de un noble se había descompuesto y requería reparaciones.

Lo bueno que había una zona de descanso cerca. Por lo tanto, la vieja madame decidió descansar allí un momento. Después de todo, no pudo soportar el viaje ruinoso del carruaje durante demasiado tiempo en su avanzada edad.

Bai Xiangxiu era una concubina, así que atendió a la vieja señora después de bajar del carruaje. A pesar de que Bai Xiangxiu no estaba muy familiarizada con algunos de los asuntos, aún así hizo todo lo posible porque tenía a Ye-mama a su lado para guiarla. La vieja señora estaba un poco contenta de verla tan seria y diligente, pero aún así no podía entender la decisión de su hijo de traer a Bai Xiangxiu.

La familia Lin también podría ir a la ceremonia de inauguración esta vez, y no sería lo más apropiado si se enteraran de que habían llevado a una concubina. Afortunadamente, la señora Xiu se comportaba bien y conocía su lugar, así que no había nada de qué preocuparse. La vieja señora sólo esperaba que la familia Lin no tratara de crear problemas.

La vieja madame también estaba muy cansada. Sus caderas le dolían después de tanto tiempo sentada en el carruaje. Varias sirvientas la  masajearón con pequeños rodillos de madera, pero parecía ser completamente ineficaz para aliviar el dolor. Viendo la incomodidad de la vieja señora, Bai Xiangxiu tomó la iniciativa. «Vieja madame, esta concubina conoce algunas técnicas de masaje. ¿Le gustaría probar las habilidades de esta concubina?»

Oh? Adelante, inténtalo.» La vieja señora se sentó correctamente.

Bai Xiangxiu respondió:»Necesito que se acueste boca abajo para que mis habilidades sean útiles.» ¿Es una mala idea hacer que una vieja señora de la antigüedad yaciera sin vergüenza sobre su estómago? Con cautela y prudencia bajó la cabeza, temerosa de ser regañada.

La vieja señora sonrió y dijo: «No sé cómo aprendiste estos trucos extraños. Ven, ayúdame a recostarme.» Estaba muy irritada por su dolor, así que estaba dispuesta a probar las habilidades de esta concubina. Pronto bajos la habilidades excelentes de masaje de Bai Xiangxiu la vieja madame rápidamente se durmió. Parecía que estaba muy cansada. Bai Xiangxiu se fue en silencio, deseando dar un paseo.

La sirvienta y Ye-mama, junto a la vieja madame no esperaban que Bai Xiangxiu tuviera esa clase de habilidad. Sonrieron y la dejaron salir. Después de todo, no había visto los alrededores después de descender del carruaje. Y Encerrar a una jovencita así en el carruaje todo el tiempo no era nada agradable.

Bai Xiangxiu salió caminando, con la esperanza de dar un agradable paseo para relajar sus nervios, pero pronto lo miro, se topó con sus némesis de su vida: el protagonista masculino de apoyo. Sorprendentemente, había otra figura a su lado, parecía que también el protagonista masculino lo había encontrado. Cuando este último vio a Bai Xiangxiu, sus cejas se unieron mientras giraba la cara y se negaba a mirarla.

¡Eso era detestable!

Como era de esperar del protagonista masculino,  esos ojos de flor de melocotón se enfocarón en su cuerpo por un tiempo antes de que él le preguntara: «¿Cómo está la vieja madame?»

Ye- mama respondió:»La vieja madame está cansada. Le dolían la cintura y la espalda, pero la señora Xiu le dio un masaje y se quedó dormida.»